FANDOM


Arco de Isla Hitokuchi
Arco de Isla Hitokuchi
Información
Número de capítulos 25
Anterior Piratas Freak: Gigantomachia
Posterior N/A
Creador Lgarabato

El Arco de Isla Hitokuchi es el primer arco de la Saga del Funny Empire y de Piratas Freak Sequel: Rainbow Wars. Está situado seis meses después de los hechos de Piratas Freak: Gigantomachia.

Capítulo 1: Seis meses después

Alarma

Los focos se encienden en mitad de la noche junto a una explosión que abre un agujero en una pared, por ella salen varias siluetas, corriendo por las calles de la ciudad mientras los halos de luz tratan de localizarles.

Ko den den mushi: ¡Alerta roja, unos intrusos han asaltado el cuartel general, todo el mundo a buscarles!

Dado el aviso, varios guardias armados salen de los edificios preparados para encontrar a los intrusos. A su vez, los invasores permanecen corriendo por los callejones y alejándose del centro, con su cabecilla sacando un den den mushi de su bolsillo.

Líder: ¡Nos han descubierto, dime que estás listo!

En una orilla alejada de la ciudad, otra silueta más corpulenta responde la llamada desde un bote de madera.

Barquero: ¡Estoy esperandoos en el mismo punto desde el que desembarcaste! ¿Habéis encontrado algo por lo menos, antes de que os pillaran?

Líder: ¡Oh, sí, y con esto podemos estar más que satisfechos!

Secuaz: ¡Cuidado, jefe!

La llamada había distraído al líder del grupo, pues no se da cuenta del foco girándose justo hacia él, iluminándole completamente. Justo después, el den den mushi visual acoplado al foco envía una imágenes del individuo a una sala de control.

???: ¡Tenemos visual!

???: ¿Le conocemos?

???: ¡Ya ves si le conocemos!

El vigilante vuelve a tomar el auricular de su den den mushi, dando la nueva información a los guardias del exterior.

Ko den den mushi: ¡Atención, hemos confirmado que los invasores son los Gang Hunters, repito, los Gang Hunters nos han encontrado y están aquí liderados por Gang el Temerario!

Ahora que todo el mundo sabe que está en la ciudad, una gota de sudor cae por la frente de Gang, pero rápidamente recupera la compostura, dirigiéndose al den den mushi que sigue grabándole.

Gang: ¡Jajajajajaja, así es, soy Gang el Temerario! ¡Os advertí que encontraría vuestra base, y aunque ahora debo irme, pienso llevarme un rico souvenir conmigo!

En ese momento, uno de los edificios cercano a los cazarrecompensas es atravesado de un puñetazo por Roco Crash, mientras Rick aparece por otro callejón transformado en su forma híbrida.

Rick: ¡Quietos!

  • [Titán de Piedra Rick. Carpintero y combatiente de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol101.000.000.]

Roco: ¡Meteros así en vuestro territorio, no sé si sois intrépidos o directamente estúpidos!

  • [Gigaimpacto Roco Crash. Combatiente de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol100.000.000.]

Gang: ¡Yo diría más bien "temerarios"!

El cazarrecompensas lanza varias bombas de humo al suelo antes de que los dos piratas puedan reaccionar, ocultándose en la humareda. Una vez disipada, los Gang Hunters han desaparecido.

Coronel: ¡Han aprovechado el humo para escapar!

Viendo lo sucedido a través de la pantalla, Dan vuelve a tomar el auricular.

Dan: Escurridizos...

  • [Dan el Tanque. Navegante de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol300.000.000.]

Ko den den mushi: ¡Los Gang Hunters siguen a la fuga! ¡Bajo ningún concepto deben abandonar la isla, si lo hicieran volverían con toda la Marine! ¡¡Se han llevado uno de nuestros eternal pose!!

Al rato, el grupo de Gang llega a la orilla donde Costurero les está esperando en su bote.

Costurero: ¡Ya era hora!

Gang: ¡Calla y toma esto!

El cazarrecompensas saca de su bolsillo un eternal pose con la palabra HITOKUCHI grabada en él y lo lanza hacia su socio. Sin embargo, una bala lo rompe en pleno vuelo, horrorizando a los Gang Hunters.

Costurero: ¡¿EEEEEEEEEH?!

Gang: ¡Mierda!

A su vez, el tirador reporta la situación desde un tejado cercano.

Skorup: Que todo el mundo mantenga la calma, he destruido el eternal pose.

  • [El Forastero Eric Skorup. Combatiente de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol97.000.000.]

Gang: ¡El eternal pose!

Costurero: ¡Olvídate del eternal pose, larguémonos de aquí!

Gang sube al bote de Costurero para luego ayudar a subir al resto de sus hombres, pero de repente un agujero se abre en el pecho del cazarrecompensas más alejado, como si hubiese sido atravesado por algo invisible. Cuando el fiambre cae, el resto del grupo puede ver a Saigo Tepes extendiendo su brazo izquierdo hacia ellos, sacando dos pequeños cañones de su muñeca con los que empieza a disparar al resto de cazarrecompensas.

Tepes: ...

  • [Saigo Tepes el Último Corte. Asesino de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol145.000.000.]

Cerca de la desesperación, Gang empieza a disparar al cyborg con su propia pistola, obligándole a crear un muro invisible con el que cubrirse. Esto da tiempo a los cazarrecompensas supervivientes a subir al bote.

Costurero: ¡¡Vámonos!!

El científico se apresura a encender el motor de la lancha, saliendo todos disparados hacia su barco, a mar abierto no muy lejos de la orilla. Todo esto mientras Tepes reanuda sus disparos hasta estar seguro de que han quedado fuera de su alcance.

Tepes: He abatido a cuatro enemigos, pero otros cuatro han logrado huir en una lancha.

Dan: Da igual, ahora que ya sabemos por qué parte de la isla han salido les tenderemos una emboscada.

Los cazarrecompensas llegan rápidamente a su barco con la lancha, apresurándose a desplegar velas para huir.

Gang: ¡Estábamos tan cerca...!

Costurero: ¡Al menos sabemos donde están, solo tendremos que ir a cualquier otra isla, registrar el recorrido y denunciarlo a la Marine, nos quedaremos con sus recompensas!

Gang: ¡Más vale que así sea! ¡A toda vela a cualquier lugar menos aquí!

Pero justo cuando el barco va a iniciar su recorrido, un enorme vórtice se abre en el cielo ante ellos, saliendo de ella una inmensa figura de ojos vacíos.

???: ¡Desalmados...!

El vórtice se cierra una vez fuera el coloso, revelando varios barcos pirata más acercándose a ellos.

Gang: ¡¡...!!

Cosmo: ¡Osais saquear nuestro territorio con la certeza de que viviréis para contarlo!

  • [Starman Cosmo. Nº 3 de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol283.000.000.]

Cosmo: ¡¡Pagaréis este pecado con vuestra vida!!

Costurero: ¡¡Larguémonos de aquí!!

Presa del pánico, los cazarrecompensas salen corriendo mientras Cosmo levanta su puño sobre el barco al mismo tiempo que su escolta apunta con los cañones.

Cosmo: ¡Planet Punch!

Y de un golpe, Cosmo arranca la mitad del barco de un puñetazo mientras los cañones aliados acaban con el resto.

Capítulo 2: Arenga

Cosmo se retira del lugar mediante otro agujero de gusano mientras los demás barcos se acercan a los restos del navío de los Gang Hunters. Encabezando esa flota se encuentra el Freaky Soul, del cual Willy salta para ver el barco destrozado por debajo del agua.

Willy: Está muy oscuro... pero no creo que se hayan librado.

  • [El Coloso de Mar Willy. Combatiente de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol255.000.000.]

Junto a él, Speed Jaws y varios de sus hombres registran los alrededores del barco hundido.

Speed Jaws: ¡No vale la pena, su barco ha quedado hecho un asco, esos cazarrecompensas deben estar ya en el fondo marino!

  • [Speed Jaws. Capitán de los Piratas Barracuda y teniente de los Piratas Freak.]

Este informe es escuchado desde el Freaky Soul por Capataz, ahora mismo al timón.

Capataz: ¡Vale, confirmamos que el barco de los cazarrecompensas ha sido totalmente destruido! ¡Todo el mundo a relajarse!

Este mensaje provoca alegría y alivio en toda la isla Hitokuchi, la cual ha estado a punto de quedar a merced de sus enemigos.

Paul: Ufff, menudo susto nos hemos llevado.

Mika: ¡Ya ves! ¿¿Cómo han entrado aquí esos cazarrecompensas??

Amar: Es lo que tiene ser un ejército tan grande. No conocemos las caras de todos, por lo que no es imposible disfrazarse de pirata y entrar en la isla esperando que todos piensen que trabajas en una tripulación ajena a la suya.

  • [Paul el Heraldo del Infierno. Combatiente y asistente médico de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol210.000.000.]
  • [Mika la Arlequín. Exploradora de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol90.000.000.]
  • [Fantasma del Desierto Amar. Médico de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol165.000.000.]

Paul: ¡¡Eeeeeh, volvemos a casa!!

Los demás barcos que acompañaban al Freaky Soul se disponen a dar la vuelta y regresar a Hitokuchi, donde aún puede apreciarse la bandera de los Piratas de las Bestias para despistar. Con cada edificio de la ciudad ocupado por una de las tripulaciones asociadas a los Piratas Freak, los den den mushi comienzan a sonar para ser respondidos por sus capitanes.

Maxwell: ¡Buenas! Al habla el almirante.

Mientras dura la llamada, los Piratas Freak que habían salido a perseguir a los cazarrecompensas entran en el interior de la montaña por una gigantesca compuerta de metal, siendo recibidos por Ana y por Cosmo, quien acaba de volver también adoptando su forma humana.

Roco: Gracias por cubrirnos, Cosmo.

Rick: Hemos reaccionado tarde a esa bomba de humo.

Cosmo: Nah, tranquilos...

Ana: Lo importante es que no han conseguido llevarse ese eternal pose.

  • [Diva de las Nubes Ana. Músico de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol104.000.000.]

Cosmo: El capi está informando de la situación a los jefes.

El interior de la montaña contiene una fortaleza con un pequeño puerto donde se encuentra amarrado el Freaky Soul. Dentro de la fortaleza, Maxwell Scribble habla a sus subordinados via den den mushi, acompañado por Dan y Laura Moovi.

Maxwell: ¡Buen trabajo a todos por desbaratar el plan de Gang de robar uno de los eternal pose que usamos para localizar nuestra base! También, un minuto de silencio por nuestro viejo enemigo... ... ... ¡Ya está! ¡Pasemos a asuntos importantes!

Laura: Pfff...

  • [Laura Moovi la Cineasta. Primer oficial de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol275.000.000.]
  • [Almirante Garabateador Maxwell Scribble. Almirante de los Piratas Freak. Recompensa: Berrysymbol635.000.000.]

Maxwell: Ya ha pasado medio año desde que nos dimos a conocer al mundo como organización. Hasta ahora ocultarnos bajo la bandera de un emperador ha dado resultado pero lo que ha pasado hoy nos ha demostrado que estando aquí todos juntos es probable que llamemos mucho la atención. Es por eso que hago hincapié en nuestro objetivo: expandir nuestro territorio en la sombra.

Los piratas que oyen eso son conscientes de la importancia del asunto por el tono de voz de su almirante.

Maxwell: El mundo está hecho un asco y los cuatro emperadores se han puesto a montar movidas entre ellos, esto está desviando la atención de la Marine y eso es bueno. Mientras la Marine y los emperadores se matan entre ellos, nosotros iremos ocupando islas que nadie más quiera hasta que tengamos cubierto todo el Nuevo Mundo. ¡Cuando eso ocurra y tengamos bases nuevas nos desplegaremos por ellas, para pasar a la siguiente fase: atacar desde todas direcciones al debilitado enemigo, uno por uno! ¡Y cuando hayamos dado el golpe de gracia, el Nuevo Mundo será nuestro para poder buscar el One Piece con total tranquilidad!

Todos: ¡Seeeeeeeeh!

Maxwell: ¡Así que me dirijo a vosotros, jefes de mazmorra de los Piratas Freak, quienes me jurasteis lealtad, equipaos, levad anclas y encontrad territorios que ocupar, aliados que añadir a nuestras filas, todo lo que nos pueda ser útil, por pequeño que sea!

Todos: ¡¡Sí, almirante!!

Maxwell: ¡Cambio y corto!

Gacha

Laura: Ha estado bien.

Maxwell: ¿Tú crees?

Laura: Síp, tus arengas tienen algo que me entusiasma.

Maxwell: Gracias, cari. Bueeeno, yo hace nada estaba durmiendo, así que me vuelvo otra vez al sobre. Buenas noches, Dan.

Dan: Buenas noches, capi.

Terminado el trabajo, el navegante sale de la habitación de Maxwell y Laura para regresar a su propio camarote, habiendo quedado agotado tras toda la tensión por el ataque.

Capítulo 3: Los nuevos Piratas Freak

Below the Duchys Banner

Tras derrotar a Cara de Jade y al Imperio Krone en la batalla del Götterdämmerung y posteriormente prevalecer contra la flota enviada por el vicealmirante Dredd tras ellos, la fama de los Piratas Freak en el mundo de la piratería se disparó. Mostrando un poder militar excepcional gracias a las 18 bandas pirata recién incorporadas a sus filas, la tripulación subió rápidamente de categoría para convertirse en una de las organizaciones más peligrosas del Nuevo Mundo.

Superando el millar y medio de afiliados, Maxwell Scribble reestructuró la cadena de mando de su tripulación, dividiéndola en los siguientes cargos:

*Los 16 capitanes pirata afiliados a la Gran Flota del Gigante Bicéfalo, junto a Ozzy Rich, capitán de los Piratas Free Lifestyle, recibieron el título de "jefes de mazmorra", quedando al mando de sus respectivas tripulaciones y respondiendo ante los maestros de juego.

*El rango de "maestro de juego" lo poseen Laura Moovi, Cosmo, Dan y el nuevo Gigante Bicéfalo formado por Unagi y Kabo Chang. Su función es la de intermediarios y representantes del almirante en situaciones concretas, ya sea interés general de la tripulación, intermediaciones en el Inframundo, estrategia y planificación o liderazgo de los jefes de fase. Estos cinco individuos responden únicamente ante el almirante.

*El almirante Maxwell Scribble es el el líder de toda la flota, en la cumbre de la cadena de mando. Su deber consiste en dirigir a la flota a la victoria, disponiendo para ello del asesoramiento de los maestros de juego.

*El resto de los Piratas Freak originales mantienen un cargo especial como representantes del almirante (aun por debajo de los maestros de juego) y son llamados "pesos pesados".


Con la salida del sol, los barcos de Isla Hitokuchi van levando anclas para ir en busca de islas aptas para su ocupación, cada uno mandando un aviso a la sala de control, en la fortaleza dentro de la montaña.

Sadic Farrell: ¡Piratas de Farrell zarpando!

Bonnet: ¡Lo mismo para los Piratas Ciempiés!

Arrow: Los Piratas Garra de Acero encontraremos una nueva isla, y si encontramos enemigos, haremos una alfombra roja con su piel.

Cervantes Monarch: ¡Por fin, la oportunidad de reconstruir mi reino perdido, no os quepa duda de que los Piratas Monarch tendremos éxito!

Dan: Recibido alto y claro, buena suerte.

El Emperor Croc también parte de Hitokuchi, capitaneado por Kabo y Unagi.

Unagi: En caso de emergencia tenemos a mano nuestros keiho den den mushi, con solo una llamada se activarán y regresaremos a dar apoyo.

Maxwell: ¿Tenéis a mano vuestros eternal pose para volver? ¡Estupendo pues! ¡Explorad, ocupad, derrotad a vuestros enemigos, pero sobretodo divertíos!

Mientras tanto, Willy ha regresado a las profundidades marinas acompañado del Smiley Gunner, pilotado por Cosmo. El motivo, Willy quiere aprovechar la luz diurna para revisar los restos del barco de los Gang Hunters, disponiendo ahora también de los focos del submarino.

Cosmo: Allí están los restos del barco.

El lecho marino está lleno de trozos de madera y tela, entre la cual puede verse la bandera de los cazarrecompensas. Tras acercarse, el wotan recorre el lugar buscando algo, pero al final acaba frunciendo el ceño y regresando con Cosmo.

Willy: Esto no está bien.

Cosmo: ¿Qué pasa?

Willy: Ayer destrozamos el barco hasta hundirlo, pero no he encontrado ningún cadáver entre los restos.

Cosmo: ¡¡!!

Cosmo se apresura a descolgar su den den mushi para llamar a la fortaleza, donde Maxwell está desayunando con Laura.

Maxwell: Bueno, parece que hoy será un día tranquilo aparte de las llamadas que puedan hacernos los jefes de mazmorra.

Laura: Sí, nos irá bien después de esta noche tan movida.

Puru puru puru puru...

Maxwell: ¿Ya? Qué rápido.

Gacha

Maxwell: ¿Dígame? Al habla el almirante.

Cosmo: ¡Capi, es posible que los Gang Hunters sobrevivieran a lo de ayer!

Maxwell: ¿Ah?

Cosmo: ¡Willy ha querido volver a los restos de su barco y no ha encontrado ni un solo cadáver, algo hicieron pero no lo vimos en la oscuridad de la noche!

En efecto, ya lejos de allí, los Gang Hunters descansan a bordo del submarino que tenían oculto dentro de su barco, habiéndolo abandonado justo antes de ser destruido.

Gang: ¡¡Jajajajajaja, esto no ha acabado, Garabateador, volveré a por ti y te meteré entre rejas, ya verás!!

A su vez, Costurero y el resto de sus subordinados le observan con algo de preocupación.

Capítulo 4: A dos semanas de ti

Gang: ¡Jajajajaja, sabía que comprarnos un submarino con la recompensa de Santana sería una buena idea! ¡Ese iluso pensaba que éramos aliados, pero ya no desde que Cara de Jade fue derrotado!

Costurero: Señor Gang...

Gang: ¡Ahora solo tenemos que volver a esa isla y matarles mientras duermen, para luego entregar sus cabezas a la Marine!

Costurero: Pero señor Gang, aunque tengamos un submarino con el que pasar más desapercibidos, casi morimos en el último asalto.

Cazarrecompensas: ¡Sí, y ya no contamos con el factor sorpresa del submarino!

Cazarrecompensas: ¡El Garabateador tiene gyojin a sus órdenes, pueden rastrearnos!

Gang queda desconcertado ante el pesimismo de su tripulación.

Gang: ¿Qué os pasa? Nunca os habíais puesto a llorar por la idea de capturar a un pirata.

Cazarrecompensas: Porque antes hablábamos de capturar a una tripulación en un solo barco. Ahora hablamos de más de una docena de bandas pirata.

Costurero: Es muy arriesgado llevar a cabo otro ataque, no vale la pena morir por nada.

Gang: ¿Acaso insinuáis que debemos dejar correr el asunto?

Costurero: ¡No, por supuesto que no, pero debemos cambiar de estrategia y ser algo más precavidos!

Gang: Si te refieres a pedir refuerzos te recuerdo que el plan consistía en robar el eternal pose para guiar a la Marine hasta su escondite. ¡Sin uno es muy difícil llegar, no está en los mapas!

Costurero: Bueno, pues otros refuerzos. A ver, no seremos los únicos cazarrecompensas de la zona ¿no?

Gang permanece callado ante la posibilidad de pedir ayuda a otros miembros del gremio.

Costurero: Tus hombres me han hablado acerca de los "antiguos" Gang Hunters.

Gang: ¡NO!

Cazarrecompensas: Vamos, jefe, son veteranos, tal vez quieran ayudarnos.

Gang: ¡NO, NO VOY A LLAMAR A NADIE!

Costurero: He oído que llegaron a limpiar el North Blue de la mitad de sus piratas activos.

Gang: ¡NO! ¡NO! ¡NO!

Cazarrecompensas: Incluso capturaron a algún pirata de Berrysymbol500.000.000 o más.

Gang: ¡NO! ¡NO! ¡NO!

El Temerario se ha tirado al suelo, rodando en él en una pataleta.

Costurero: Que nos serán de gran ayuda es innegable.

Gang: ¡NO! ¡NO! ¡NO!

Costurero: Y si te estás negando por miedo a que te pidan compartir la recompensa, siempre podemos tratar de dejarles tirados después y huir con el submarino.

Gang: ¡BUENO VALE!

Gang se levanta del suelo y se dispone a entrar de nuevo en el submarino, apartando a sus subordinados.

Gang: ¡Haré una llamada pero no puedo prometer que recibamos la ayuda!

Y con un fuerte golpe, Gang cierra la puerta tras de si, dejando al resto fuera... para luego abrirla otra vez.

Gang: Panda de nenazas...

Cerrando la puerta otra vez, Gang descuelga el den den mushi más cercano.

Lacrimosa

Al otro lado del Calm Belt, en un lugar recóndito del North Blue, se alza una pequeña y paradisíaca isla rodeada de carteles de prohibido el paso y de avisos de propiedad privada, capaces de desviar la mirada de la majestuosa mansión que hay al fondo de un hermoso jardín. Sus pulcros pasillos tienen las paredes llenos de obras de arte y vitrinas con tesoros, para luego pasar a un inmenso salón con un sillón en el centro, con una mesita al lado con un dial de tono complaciendo a la persona sentada en él con música. Frente a ese sillón hay toda una colección de jolly roger, todos con una "X" roja pintada encima. Lo seca que está la pintura sobre la tela indica que fue pintada hace mucho tiempo.

La persona sentada en el sillón disfruta de la música, moviendo la mano acorde a la melodía, como si estuviese moviendo una batuta invisible.

Puru puru puru puru

Molesta por el sonido del den den mushi interrumpiendo su música, la persona se apresura a coger la llamada.

???: Qué.

Gang: Ho-hola... Cuánto tiempo ¿no?

???: Vaya, mira quién es. El que pensó que sería capaz de apañarselas él solito en el Nuevo Mundo. ¿Y adónde te ha llevado tu temeridad? De vuelta a mí.

Gang: ¡No me fastidies, mujer! ¡Hago esta llamada prácticamente bajo coacción de mis hombres!

???: Por supuesto, tu orgullo nunca te dejaría pedirme ayuda, aun sabiendo que soy tu mejor opción.

Gang: ...

???: Porque necesitas mi ayuda ¿verdad? Dímelo al oído, con susurrarmelo me basta.

Sabiendo lo que está disfrutando su interlocutora con su debilidad, Gang da un golpe a su mesa para luego empezar a balbucear su respuesta.

Gang: Y-yo... msí... N-necesito tu... Tsk. Aaaaaah...

???: ¿Aaaaah...?

Gang: Yyyyyyuuuu...

???: Si que te está costando.

Gang: ¡...Da! ¡Ya está! *suspiro* ¿y bien?

Satisfecha, la interlocutora termina la copa de vino que tenía junto a su den den mushi.

???: Estoy a dos semanas de ti. Nos vemos mañana.

Y dicho esto, la mujer cuelga, mirando después hacia una foto en un estante, en la que se puede apreciar a un muchacho similar a Gang, con un cono con orejas de burro en la cabeza.

Capítulo 5: Pez mina

Rick: ¡Hala, agujero tapado, buen trabajo!

Con la ayuda de los dummies, Rick ha bloqueado el boquete que los Gang Hunters abrieron para escapar la noche anterior. Mientras tanto, Maxwell se encuentra en la orilla acompañado por Cosmo y Willy.

Maxwell: He estado pensando y creo que tengo una idea de como evitar que los Gang Hunters puedan ocultarse de nosotros bajo el agua.

Cosmo: ¿A ver?

Maxwell: Atentos.

El Almirante Garabateador arranca una hoja de su cuaderno y la lanza hacia el agua, transformandose en un ser similar a un pez globo, pero de apariencia metálica y con la jolly roger de la tripulación estampada en su coraza.

Willy: ¿Qué es eso?

Maxwell: Saludad al primer especimen de pez mina, este animalito se encargará de vigilar los alrededores de la isla exceptuando el puerto de los jefes de mazmorra y el del Freaky Soul. ¡Si detecta un barco o cualquier otro vehículo intruso tratando de acercarse a la isla por donde no debe, BOOOOM!

Willy: Caramba... ¿y no es peligroso para nosotros?

Maxwell: Es igual que los dummies, me obedecen a mí, Maxwell Scribble, y mis aliados son sus aliados, no atacarán a nadie que yo no quiera.

Willy: Ya veo, entonces bien.

Dada la información, Maxwell arranca varias hojas de su cuaderno y las mete en su sombrero, apuntando luego al cielo con él.

Maxwell: ¡Reuníos con vuestro hermano y proteged el territorio de los Piratas Freak! ¡Hat Rocket!

Con esas palabras, varios peces mina más salen disparados hacia el cielo para luego caer en el agua, dispersándose por la costa de la isla.

Maxwell: A ver quién tiene narices para atacarnos ahora.

Mientras tanto, Dan y Laura están dentro de la fortaleza reunidos con los Piratas del Gigante Bicéfalo via den den mushi.

Dan: ¿El Gremio de Peligros Públicos? ¿No dijisteis que habíais cortado relaciones con ellos tras la muerte de Cletus y Margot?

Kabo: En realidad, lo que cortó relaciones fue la muerte del capitán Yosemite durante la Batalla de Missile Bullseye, él era quien les pagaba a cambio de mantenerse lejos de su base secreta.

Dan: ¿Son una amenaza a tener en cuenta?

Unagi: Comparados con nosotros son una alianza pirata de tres al cuarto, pero han acorralado el barco del capitán Komodo y exigen parlamentar.

Laura: Llamaré a Maxwell.

Mientras tanto, el barco de los Piratas Komodo se encuentra acorralado por otros tres barcos con todos sus cañones apuntándoles, mientras su capitán se encuentra sentado en un taburete en mitad de la cubierta con sus hombres observando desde una distancia prudencial, vigilados por los piratas enemigos. Frente a él hay una mesa con un den den mushi conectado con el Emperor Croc a la espera de respuesta a la petición de parlamento.

Cabecilla del gremio: ¡Tus nuevos jefes tardan mucho!

  • [Cabecilla del Gremio de Peligros Públicos, Rage Farm el Impaciente. Recompensa: Berrysymbol107.000.000.]

Komodo: ...

Finalmente, una voz se oye por el auricular.

Maxwell: ¿Hola?

A lo que Rage Farm responde.

Rage Farm: ¿Eres el nuevo mandamás?

Maxwell: Ahá. ¿Puedes oírme, capitán Komodo?

Komodo: Alto y claro, almirante.

Rage Farm: ¡Ahora hablarás conmigo! Soy el capitán Rage Farm del Gremio de Peligros Públicos, no queremos hacer daño a su hombre pero no sé si sabrás que hasta hace medio año teníamos un acuerdo con uno de tus asociados.

Maxwell: Eso me han dicho. Desgraciadamente, el trato que tuvierais con el capitán Yosemite era problema suyo, no nuestro, y ahora mismo él no está en condiciones para enviar dinero a nadie.

Rage Farm: Oh, ya veo. Es una pena ¿sabe? Nosotros solemos fichar a nuestros socios y nos aseguramos de que quedan fuera de nuestras operaciones, sería una lástima que por algún accidente de la vida atacásemos su territorio sin querer.

Maxwell: Huh. Si me permites, trataré el asunto con mis oficiales y nos encantará reunirnos contigo una vez decidido. Por el momento, deja marchar a mi subordinado, lo interpretaría como un gesto de buena voluntad.

Rage Farm: Hmm... De acuerdo. Pero por si acaso, voy a quedarme con los tesoros de su bodega, somos piratas después de todo y servirá para compensar parte de la deuda de los últimos seis meses.

Komodo frunce el ceño al oír eso, pero por precaución se mantiene callado y deja que Maxwell responda.

Maxwell: Contactaré contigo cuando tenga una respuesta.

Rage Farm: ¡No tratéis de engañarnos, ahora que hemos recuperado vuestra pista os estaremos vigilando!

Y acabada la conversación, Rage Farm da un papel con su número de contacto a Komodo y luego se marcha con sus hombres, dejando al jefe de mazmorra y su tripulación en su barco.

Maxwell: Bueno, capitán, ya me dirás como arreglamos este marrón.

Komodo: Lo lamento, almirante, nos tendieron una emboscada.

Maxwell: Estoy intentando imponer mi nombre ni que sea un poco por el Nuevo Mundo, y si un grupo de piratas ajeno viene a hacernos chantaje, creo que estaremos de acuerdo en la respuesta que querremos dar a ese hombre.

Komodo: ¿Qué quieres que haga?

Maxwell: He conseguido que no te maten con la diplomacia, ahora está en tu mano compensarmelo. Tú serás quien les de nuestra respuesta.

Komodo: Sí, señor.

Maxwell: Te llamaré con más detalles.

Gacha

Maxwell: ¡Odio que se pongan gallitos conmigo!

Unagi: Los capitanes hicieron investigar a Rage Farm cuando se enteraron de sus tratos con Yosemite, tiene su base en Isla Foremast.

Kabo: Es una isla industrial y minera. Tiene hasta tren marítimo por donde recibe materiales.

Maxwell: ¿Con tren y todo? Hmm... Me interesa.

Capítulo 6: Cumpleaños feliz

Esa noche, los Piratas Freak cenan juntos en el comedor de la fortaleza, con Skorup sirviendo suculentos platos que la tripulación procede a devorar.

Cosmo: ¿Qué es eso que he oído del Gremio de Peligros Públicos?

Laura: Amigos de un capitán que murió en Missile Bullseye exigen que paguemos una deuda que tenía con ellos.

Roco: ¿Y les vamos a pagar?

Laura: ¿Tú qué crees?

Roco: ¡Ja!

Amar: ¿Qué sabemos de su poder militar?

Dan: Según Unagi son una organización pequeña comparada a nosotros, pero han sido capaces de poner en jaque a uno de nuestros jefes.

Maxwell: De momento hemos quedado en reunirnos con ellos, Komodo se encargará.

Mika: Osea, que ahora además de los Gang Hunters tendremos a una alianza pirata como enemigos.

Skorup: Hemos derrotado a los Gang Hunters muchas veces, no sé si considerarles "enemigos" en sí.

Ana: Son... como un sarpullido, pero de esos que con una pomada se quitan en nada.

Paul: Desde nuestra última batalla naval con la Marine hemos estado bastante tranquilos. Tenemos a los jefes haciendo el trabajo de expedición y nosotros estamos tranquilamente aquí con nuestras cosas.

Maxwell: Aquella batalla fue memorable, os lucisteis todos mucho, ya visteis vuestras últimas recompensas.

Dan: El gobierno sabe que dirigimos a toda esa gente, cada vez enviarán más efectivos contra nosotros.

Laura: Cuando nos encuentren. Por el momento la Marine no es un problema.

Tepes: Los Gang Hunters lo son.

Mika: ¿Ah?

Tepes: Los Gang Hunters saben que estamos aquí y serán capaces de reconocer esta isla.

Maxwell: Por eso este mediodía he tomado medidas con Cosmo y Willy. Y si por algún motivo el enemigo supera nuestras defensas, tendrá que derrotarnos a todos nosotros para tomar nuestro territorio.

Skorup: ¡Postre!

El cocinero trae de la cocina un gran pastel de chocolate que sorprende a todos los comensales.

Rick: ¡Hala!

Dan: ¡Mi favorito!

Skorup: ¡Me ha sobrado tiempo al terminar la cena y he preparado este pastel por las risas!

Ana: ¡Eres un sol!

Dan: ¡Ponme un trozo bien grande!

Skorup saca un cuchillo de cocina para empezar a cortar el pastel pero nada más clavar la punta del cuchillo en el bizcocho, éste explota cubriendo a todos los comensales con chocolate.

Skorup: ¡¿Eeeeh?!

Maxwell: ¡¿Qué narices?! ¡Skorup!

Skorup: ¡No le he puesto nada raro al pastel!

Ozzy: ¡Cuuuuumpleaaaaañoooss feeeeeeliiiiiz~!

Habiéndose quitado el chocolate que nublaba su vista, toda su tripulación se arrepiente de su acción al ver a Ozzy Rich flexionando sus músculos justo donde estaba el pastel mientras canta.

Ozzy: ¡Te deseamos tooodoooooos~!

Maxwell: ¡¡Ozzy!!

Ozzy: ¡Cumpleaaaaañoooss feeeeee...~!

Antes de terminar, el Pirata Exhibicionista ve venir el Inkuhato hacia su cara, recibiendo tal golpe que sale disparado fuera de la montaña.

Maxwell: ¡¡¡Este pastel es por capricho, hoy no es el cumple de nadie!!!

Skorup: ¿Cómo se ha metido ahí...?

Dan: ... No tengo apetito.

Y dicho esto, todos los comensales abandonan la mesa tras su navegante.

Al día siguiente

El submarino de los Gang Hunters sigue parado en la superficie del mar, con Gang y Costurero mirando al horizonte con prismáticos. Cuando Gang mira el reloj, quedan pocos segundos para que hayan pasado 24 horas desde su llamada al North Blue.

Costurero: Epa, vemo algo.

Gang: ¿Eh?

Costurero: Si son los refuerzos, han sido realmente puntuales.

En dirección hacia ellos, una figura avanza hacia los Gang Hunters a gran velocidad, como un misil. A medida que se acerca, su aspecto se vuelve cada vez más apreciable.

Costurero: Parece una persona. Está...

Gang: ¿Corriendo?

Costurero: Así es, por encima del agua. ... ¿Por encima del agua?

El individuo sigue corriendo hasta llegar al submarino, saltando hacia la cubierta provocando una gran salpicadura que llama la atención del resto de los Gang Hunters, quienes salen a ver lo que ocurre.

Costurero: ¿?

Gang: ...

Los cazarrecompensas no pueden evitar sonrojarse ante la mujer que acaba de aparecer en su navío, esbelta y con un aire dominante. Con los refuerzos aquí, Gang fuerza su mejor sonrisa y procede a hablar.

Gang: ¡Madre, cuánto me alegro de verte...!

Mujer: ...

Gang: ¿Has tenido un buen viaje...?

Sin decir una palabra, la mujer camina hacia Gang...

Gang: D-debes estar agotada.

...y le agarra la cara con la mano para lanzarle por la borda.

Gang Hunters: ¡Jefe!

Los cazarrecompensas se asoman a ver como su líder sale del agua totalmente empapado.

Gang: ¡¿POR QUÉ?!

Costurero: Cielos, la madre de Gang es realmente la Verdugo del North Blue...

  • [La Verdugo del North Blue Gang Betsy. Madre de Gang el Temerario.]

Betsy: Nostalgia.

Capítulo 7: La Verdugo del North Blue

Tras ayudar a su líder a salir del agua, los Gang Hunters ofrecen algo de beber a Betsy y la ponen al día de la situación y de su actual objetivo: los Piratas Freak y su flota.

Betsy: ¿Llegas al Nuevo Mundo y ya te da por derrocar a toda una flota pirata? Siempre fuiste un soñador, chaval.

Gang: ¡Al principio eran un solo barco, nada que no pudiera manejar!

Betsy: Y lo has manejado perfectamente... Pero bueno, supongo que tan mal no te habrá ido para haberte comprado este diminuto submarino.

Gang: ¡Oh, sí! ¡Lo compré con los Berrysymbol260.000.000 de la recompensa del pirata Goat Santana!

Betsy: Ahá. Bueno, comprobando las recompensas conjuntas de los integrantes de los Piratas Freak me parece una oportunidad demasiado jugosa como para pasarla por alto. Capturaré a esos piratas por ti.

Gang: ¡Gracias, madre, ahora pongamos rumbo de vuelta a su base y...!

Betsy: Rumbo a Isla Foremast.

Gang: ¿?

Betsy: He fijado esa isla como punto de reunión con mi antiguo grupo. Allí conseguiremos lo necesario para llevar a cabo la misión.

Gang: ¿Entonces no vamos a...?

Gang calla antes de terminar ante la mirada de desaprovación de su madre, no estando dispuesta a repetir su orden.

Gang: ¡A Isla Foremast!

Gang Hunters: ¡Sí, señor!

Y mientras los cazarrecompensas van a sus puestos, Betsy se acerca a su hijo para susurrarle algo al oído.

Betsy: Y para que te quede claro, perdiste el derecho a comandar esta organización cuando me viniste llorando a pedir ayuda. A partir de ahora la que manda soy yo. ¿Queda claro?

Gang: C-como el agua, madre.

Betsy: Buen chico.

Betsy da un par de palmaditas en la mejilla del Temerario y se adentra en el submarino, dejando a su hijo cabizbajo mientras Costurero observa preocupado, entendiendo el motivo de su reticencia a llamarla.

Esa noche...

Isla Foremast, gran fuente de minerales y joyas que la ha convertido en uno de los mayores complejos mineros del Nuevo Mundo. La isla está conformada por instalaciones del gobierno mundial, las cuales excavan materiales bajo estrechas medidas de seguridad, aparentemente debidas al descubrimiento de piedra marina en los túneles. Todo aquello que excavan es transportado fuera de la isla con el tren marítimo.

La banda de Rage Farm tiene su escondrijo en esta isla. Tras haber robado todos los tesoros del barco de Komodo, los piratas se han ido de juerga a una taberna de la zona sin ley, fuera de las murallas.

Pirata: ¡Nos hemos gastado una pasta en las birras y aún nos sobra!

Rage Farm: ¡No os gastéis mucho más, quiero usar algo de ese dinero para comprar armas y atacar las instalaciones mineras, al gremio le vendrá bien su propio suministro de piedra marina! ¡Voy a tomar el aire!

El capitán pirata sale de la taberna y se dispone a encender un cigarrillo al aire libre. Su concentración a la hora de encender el mechero hace que no vea a Komodo caminando hacia él con su cartel de recompensa en la mano.

Komodo: ...

Habiendo comprobado la recompensa ofrecida por Rage Farm, Komodo arruga el papel con la mano y lo tira a una papelera. La humillación que ha tenido que sufrir para evitar el hundimiento de su barco junto con la mediocre recompensa de su agresor le hacen sonreír: va a disfrutar lo que ha venido a hacer aquí.

Rage Farm: ¿Hmm? ¡Looool! ¿Tú eres el mensajero de los Piratas Freak? ¡Ja! ¿Te han castigado o algo?

Komodo: ...

Rage Farm: Oooh ¿estás resentido por lo de ayer? Pobrecito.

Komodo: ...

Rage Farm: ¡Pero si quieres una segunda ronda aquí estoy!

Pero antes de poder desenfundar sus dagas, Rage Farm es noqueado de un puñetazo por Komodo, cayendo al suelo fuera de combate, sin que nadie se haya dado cuenta.

Al rato...

Rage Farm: Uggg... ¿Hmm? ¡Hmpff! ¡Hmmmm!

Al despertar, Rage Farm se da cuenta de que está tumbado boca arriba, atado y amordazado. Pero lo que más le llama la atención es que parte de su cuerpo está mojada, como si estuviese estirado en el agua. Cerca de él está Komodo de pie en una barca inspeccionando las dos dagas que el Impaciente iba a usar contra él.

Komodo: Ah, ya te has despertado. Me darás conversación mientras esperamos. Dime ¿no te parece el tren marítimo un invento maravilloso? Una máquina de vapor capaz de surcar los mares a gran velocidad conectando docenas de países. A lo largo de mi carrera en la piratería he usado diversos trucos para acabar con mis enemigos, pero contigo probaré algo nuevo: atar a alguien a una vía ferroviaria.

En efecto, Rage Farm se encuentra atado a uno de los raíles del tren marítimo, no muy lejos de la estación de Isla Foremast.

Rage Farm: ¡¡Hmmmmmpfff!!

Toooooooot

Komodo: ¡El tren de las 21:30! ¡Otra cosa fantástica de los trenes: su puntualidad!

Rage Farm empieza a retorcerse desesperadamente, tratando de liberarse, pero los nudos son demasiado fuertes.

Komodo: Pero no estoy seguro de que funcione al ser la primera vez, así que si sobrevives dile al Gremio de Peligros Públicos que los Piratas Freak no tienen miedo a meros camorristas. Y si no... mala suerte para ti.

Y dicho esto, Komodo tira al agua las dos dagas y procede a marcharse, dejando a Rage Farm en sus últimos momentos.

Rage Farm: ¡Hmmmpf!

Tooot Tooooooot

Rage Farm: ¡¡¡HMMMMPFFFF!!!

Komodo sonríe satisfecho con el resultado de su misión, remando a su barco mientras el tren llega a la estación.

Capítulo 8: Sabuesos

Cuando el tren marítimo se detiene en la estación del pueblo de Isla Foremast no suele bajarse ningún pasajero, solo mercancías y suministros, pero esta noche ha ocurrido la excepción a la regla, pues tres personas vestidas de negro han bajado del vagón de pasajeros. Son un trío formado por un hombre musculoso con una melena exageradamente larga y cargado con dos grandes maletas, un individuo más delgado con gafas oscuras y una mascarilla y una chica maquillada como si fuera un mimo.

Hombre corpulento: Este sitio sigue igual.

Hombre con mascarilla: La jefa nos dijo que se reuniría con nosotros aquí, voy a sentarme en un banco.

No demasiado lejos de ahí, Komodo entra en la taberna de la que salió antes Rage Farm, donde su tripulación se ha encargado de la de Rage Farm. Satisfecho, Komodo llama al den den mushi de Maxwell, pero es Rick quien contesta.

Komodo: Confirmo que Rage Farm ya no será una molestia, y si captan el mensaje, tampoco el gremio.

Rick: ¡Oh, bien! ¡Buen trabajo!

Komodo: Por otro lado, esta isla como base tiene sus pros y sus contras. El pueblo está prácticamente abandonado, por lo que puede ser fácil esconderse si no se llama demasiado la atención. La mala es que no demasiado lejos hay una instalación minera del gobierno, y parece tener una seguridad considerable para ser solo eso.

Rick: ¿Minera dices?

Komodo: Echaré otro vistazo más a fondo por los alrededores y regresaré a Isla Hitokuchi para informar al almirante.

Rick: No hará falta. Ya casi hemos llegado.

En efecto, Maxwell se encuentra volando en medio del cielo nocturno transformado en Hydra. Sobre él van montados Rick y Paul, este último agarrado a su cola tras haber estado a punto de caerse durante el trayecto.

Paul: ¡Wiiiiiii!

Maxwell: ¡No te sueltes, Paul, que te me matas!

Rick: ¡El capitán Komodo dice que hay una mina fortificada del gobierno mundial en la isla, pero que el resto está prácticamente abandonado!

Maxwell: ¡Ya lo veo, casi hemos llegado!

Las luces alrededor de la fortaleza facilitan la visibilidad de la isla desde lejos. Tras detectar a Komodo con su kenbunshoku haki, Maxwell aterriza frente a la taberna con sus dos tripulantes y adopta su forma humana.

Maxwell: Así que has encontrado una estación de tren maaa... ¿vale la pena que pregunte por el charco de sangre que hay saliendo por debajo de la puerta de la taberna?

Komodo: Mis hombres han defendido el honor de los Piratas Komodo.

Maxwell: Muy bien, pues. Quiero ver ese tren marítimo, si conseguimos hacernos con uno de esos podríamos acabar construyendo nuestra propia via ferroviaria y comunicar mejor las bases que vayamos acumulando.

De vuelta a la estación, los tres individuos siguen esperando tras la marcha del tren cuando el submarino de los Gang Hunters emerge delante de ellos. De su interior salen primero Betsy y luego Gang, seguido por Costurero.

Betsy: Habéis venido.

Hombre musculoso: Puede que estemos retirados, pero seguimos a tu servicio.

Betsy: Me alegra oír eso. La razón por la que os he llamado es un nuevo trabajo ofrecido por el chaval ese.

Gang: ¡¿"Chaval ese"?! ¡Soy tu único hijo!

Betsy: Si sale bien, llevaremos a cabo el mayor cobro de recompensa de la historia. ¿Qué me decís, sabuesos, por los viejos tiempos?

Hombre con mascarilla: Siempre.

Los cuatro individuos juntan sus puños mientras Gang y Costurero observan.

Costurero: ¿Quiénes son esas personas?

Gang: Los antiguos "sabuesos" de mi madre, eran la élite de los Gang Hunters en los viejos tiempos.

Hombre musculoso: ¿Y de cuánta pasta estamos hablando?

Hombre con mascarilla: ¿Supera nuestro anterior record?

  • [Genesis, gyojin pez volador y antiguo sabueso de los Gang Hunters.]

Mujer mimo: *sonríe*

  • [Nina, antigua sabueso de los Gang Hunters.]

Capítulo 9: Me he quedado con vuestras caras

Betsy pone a sus tres subordinados al corriente de la situación, su objetivo de acabar con los Piratas Freak y a toda su flota y entregarlos a la Marine vivos o muertos.

Genesis: Nos superan en número por mucho, jefa. ¿Qué plan tienes para someterlos a todos?

Betsy: ¿Recordáis lo que vinimos a hacer a este lugar hace doce años?

Roy: Yo sí. Espera, no me digas que vamos a...

Betsy: Tranquilo, T. Roy, Nina garantizará que nos mantenemos fuera del punto de mira del gobierno por lo que vamos a hacer.

Roy: Eso es bien.

Betsy: Para esto de momento solo necesitaré a Nina, vosotros dos quedaos de momento por aquí hasta que os llame.

Gang: ¡Eh, eh, eh!

Betsy: ¿?

Gang: ¡Os recuerdo que fui yo quien sacó el tema de los Piratas Freak en primer lugar, no me dejéis fuera o tendremos problemas!

Genesis: ...

Roy: Je.

Nina: ¿?

Betsy: ¿Quieres hacer algo útil, Gang?

Gang: ¡Pues sí!

Dos minutos después Gang está con Roy y Genesis esperando a que Betsy y Nina hagan lo que tengan que hacer. Aunque está llevando a cabo el mismo rol que los sabuesos, es plenamente consciente que su caso se debe a que Betsy quiere mantenerle al margen.

Gang: Bueeeeno ¿y qué pasó aquí hace doce años?

Genesis: Un pirata con una recompensa de Berrysymbol543.000.000 robó un arma de estas instalaciones y nosotros acabamos dándole caza antes que la Marine, recuperamos el arma y la devolvimos.

Roy: Eso nos dio un bonus junto con la recompensa del pirata. Fue nuestra cacería más rentable.

Gang: ¿Qué arma era?

No demasiado lejos, Maxwell, Komodo, Rick y Paul caminan hacia el puerto cuando oyen un grito.

Gang: ¡NO FASTIDIES!

Maxwell: ¡¡!!

Este suceso pone al Almirante Garabateador alerta, deteniendo a sus compañeros.

Maxwell: Hay varias personas en la estación.

Rick: ¿Eh?

Maxwell: Siento la presencia de un montón de personas juntas y tres más un poco más lejos.

Los piratas se esconden tras la esquina que da a la estación, asomando Maxwell la cabeza para ver quiénes son.

Gang: ¿Pero algo así existe?

Roy: Yo me quedé igual cuando me lo contaron.

Maxwell: ¡Mierda!

Maxwell vuelve a ocultarse de nuevo con sus compañeros, quienes por su rostro detectan problemas.

Paul: ¿Qué?

Maxwell: ¡Son los Gang Hunters, nos han encontrado!

Komodo: ¿Los cazarrecompensas?

Maxwell: A ver...

Maxwell vuelve a asomarse para ver mejor el submarino que sigue parado en el agua.

Maxwell: Definitivamente tienen un submarino.

Komodo: ¡Si están todos reunidos en un mismo lugar es nuestra oportunidad de acabar con ellos de un plumazo!

Maxwell: Tienes razón...

Mientras tanto, en las instalaciones gubernamentales de la isla vigiladas por la Marine, dos soldados han sido noqueados frente a una verja con la puerta abierta. La base consiste en un gran puerto con distintos barcos de la Marine. Más allá del puerto hay túneles por donde entran y salen vagonetas con minerales, cuyas entradas cuentan con guardias vigilándolas.

En la sala de control, el soldado encargado de supervisar las entradas y salidas de los barcos de carga recibe una llamada vía den den mushi.

Encargado: Sala de control.

Oficial: Aquí el contraalmirante Math, al mando de estas instalaciones. Autorizo la salida anticipada del transporte 2037.

Encargado: Sí, señor.

Al otro lado del auricular se encuentra Nina, hablando con una voz exageradamente masculina mientras sujeta la cabeza del contraalmirante Math, quien ha sido atado y sometido a varios golpes en la cara por Betsy.

Nina: Cambio y corto.

Gacha

Betsy: Los marines no dicen "cambio y corto", simplemente cuelgan.

A lo que la mimo se encoge de hombros y suelta al oficial, dejándole caer al suelo. Betsy deja luego el parte de los distintos buques de carga de nuevo en su escritorio y se dispone a abandonar el despacho con su subordinada. Pero el contraalmirante trata de confrontarlas a pesar de su estado.

Math: ¡N-no saldréis de aquí con vida! ¡Me he quedado con vuestras caras!

Nina: "¡Me he quedado con vuestras caras!"

Math se sorprende al oír a Nina repetir esa frase con su misma voz para luego sacarle la lengua a modo de burla.

Math: ¡¿Quién demonios sois?!

Esa pregunta da a Betsy una idea, girándose hacia el oficial sonriéndole.

Betsy: Los Piratas Freak os mandan saludos.

Pero nada más salir, las dos cazarrecompensas deben ocultarse de nuevo al escuchar un grupo de soldados corriendo por los pasillos.

Betsy: ¿Pero qué...?

Soldado: ¡Hay una pelea en la estación!

Soldado: ¡Parece ser un enfrentamiento entre piratas!

Casi, el enfrentamiento es entre el grupo de Maxwell y los Gang Hunters, habiendo disparado al submarino con el hat rocket de Maxwell, provocando daños en él.

Maxwell: ¡Tienes un submarino muy chulo, Temerario, sería una pena que alguien te lo hundiera!

Gang: ¡¡Por fin algo bueno que me pasa hoy, es hora de ajustar cuentas!!

Frustrada, Betsy comienza a morder su propio gorro.

Capítulo 10: Piratas Freak vs Gang Hunters

Habiendo recibido el aviso de la presencia de piratas en la zona, el encargado de la sala de control del puerto vuelve a llamar al despacho de Math, por lo que Nina entra de nuevo corriendo a descolgar el auricular, imitando de nuevo la voz del oficial.

Nina: ¡¿Qué ocurre?!

Encargado: Es posible que hayan piratas fuera ¿cancelo la salida del barco?

Nina: ¡NO! ¡Ese barco debe zarpar ya!

Encargado: ¿Pero y si los piratas lo atacan? ¡Si se hicieran con su cargamento sería terrible!

Nina: ¡Si esos piratas entran aquí y abordan el barco sí que será terrible, saca el barco de aquí YA!

Encargado: ¡Sí, señor!

La barrera que conecta el muelle con mar abierto se abre y el transporte 2037 zarpa. Mientras tanto, los Piratas Freak y los Gang Hunters se han metido en toda una batalla campal, con los cazarrecompensas rasos y los subordinados de Komodo luchando entre sí mientras sus líderes hacen lo mismo entre ellos.

Maxwell: ¡Hat Rocket!

Gang sale del alcance del disparo antes de que éste ocurra, dando una voltereta en el suelo para luego sacar su hacha, tratando de herir al pirata. No obstante, éste se cubre con su brazo imbuido en busoshoku haki.

Gang: ¡Sé donde está tu base, Garabateador!

Maxwell: ¡Y esa información te costará la vida, ya me tienes harto, Temerario!

De repente, el kenbunshoku haki de Maxwell le advierte de otro peligro. Se trata de Roy, quien ha abierto sus maletas para ponerse dos guanteletes de tamaño exagerado con los que carga contra el pirata. A diferencia de Gang, esta vez Maxwell sí se echa atrás para esquivar el golpe para luego ver cómo el andén sufre graves daños cuando el guantelete impacta en el suelo.

Maxwell: ¡¡!!

Roy: ¿Cuál es tu recompensa?

Gang: ¡Es él, Roy, el Garabateador! ¡Tiene una recompensa de Berrysymbol635.000.000!

Maxwell: ¡ALMIRANTE Garabateador!

Roy: ¿Tanto dinero por este casual?

Rick: ¡Está fuera de vuestra liga, amigos!

Transformado en gólem, Rick se dispone a aplastar a Roy de un puñetazo.

Rick: ¡Ramstone!

Pero Roy logra bloquear el golpe con su otro guantelete, provocando una onda expansiva al impacto.

Roy: Buen intento.

Pero la sonrisa de Roy se borra al ver que el visor de Rick comienza a brillas delante de sus narices.

Rick: ¡Death Eye!

Roy: ¡Cash Grab!

De repente, los dedos del guantelete salen disparados hacia Rick con una red detrás, cubriendo por completo al carpintero para luego juntarse, dejándole atrapado. Esto hace que el gólem caiga al suelo, desviando la dirección del láser.

Maxwell: ¡Rick!

Acto seguido, Rick regresa a su forma humana, tumbándose en el suelo después.

Rick: Uggh...

Viendo esta reacción, Maxwell parece ser consciente de lo que pasa.

Maxwell: Esa red...

Roy: ¡Los cables que la forman tienen trozos de piedra marina repartidos a lo largo de ellos, mientras uno solo toque a cualquiera que haya comido una fruta del diablo estará apañado!

Gang: ¡Jajajajaja, buen trabajo!

Komodo: ¡Maldición!

Ese momento de distracción por parte de Komodo permite a Genesis salir disparado de su escondite bajo el agua, manteniéndose en el aire con sus alas para dispararle con un rifle. No obstante, el pirata se percata y bloquea el disparo con su espada y procede a contraatacar con su propia pistola, disparando al cazarrecompensas mientras éste revolotea para esquivar las balas hasta sumergirse de nuevo.

Komodo: Tsk.

Paul: ¡Suelta al carpintero!

Maxwell: ¡No te precipites, Paul!

Roy: ¿?

Paul: ¡Hasshoken!

Viendo al Heraldo de la Muerte preparándose para atacar, Roy extiende su otra mano hacia él.

Roy: ¡Cash Grab!

Pero antes de disparar, Paul se transforma en una masa de pólvora que cae al suelo, esquivando los cables y deslizándose alrededor de Roy para transformarse de nuevo con su guadaña para cortar la red de Rick. Pero justo antes de lograrlo, Roy logra dispararle de nuevo con la otra.

Roy: ¡Cash Grab!

Paul: ¡Agh!

Roy: ¡¡Siguiente!!

Lo siguiente resulta ser un proyectil su cara, disparado por Maxwell, levantando una gran humareda que Maxwell y Komodo aprovechan para cortar las redes y liberar a sus aliados. Cuando el humo se disipa, Roy revela estar en perfecto estado al haber recubierto todo su cuerpo en busoshoku haki.

Roy: GG.

Gang: ¡Retiro lo dicho, eres un inútil, YO ACABARÉ CON ELLOS!

Costurero: ¡Ay madre, espera, Señor Gang!

Con su maza y su hacha en mano, el cazarrecompensas carga contra los piratas cuando ve venir hacia él un enorme puño rojo a gran velocidad.

Maxwell: ¡Hammer Isoginchaku!

Gang siente como todos los huesos de su cuerpo comienzan a crujir cuando recibe el golpe.

Maxwell: ¡Stamp Blow!

El Temerario sale disparado hacia el cielo totalmente fuera de combate. Ese ha sido de lejos el mayor ataque que ha tenido que encajar de parte de Maxwell. Aun así, su trayecto por las nubes hubiese durado más de no ser por Genesis, el cual ha logrado agarrarlo en el aire.

Roy: Noob...

Puru puru puru puru

El den den mushi tanto de Roy como de Genesis comienza a sonar, diciendo una única frase tras coger la llamada.

Betsy: Misión cumplida, nos vamos.

Genesis: Sí, jefa.

Roy: ¿Eh? Bueno, vale.

Los cazarrecompensas se retiran hacia el submarino, algunos con más ganas que otros, interrumpiendo el enfrentamiento.

Maxwell: ¡No iréis a ninguna parte!

Aún transformado en Yugamio, Maxwell se dispone a perseguir a los cazarrecompensas y atacarles con sus brazos gigantes pero es detenido por una bala de cañón disparada por la Marine, cuyos soldados ya han llegado a la estación.

Oficial: ¡No mováis ni un músculo, piratas, quedáis arrestados!

Piratas Freak: ¡¡!!

Gang Hunters: ...

Sin decir una palabra, los Gang Hunters cierran la puerta de su submarino y se esfuman, alarmando a todos los presentes.

Maxwell: ¡NO!

Oficial: ¡¡Quieto ahí!!

Maxwell: Tsk, no podemos dejar que escapen...

Komodo: Ve a por ellos, nosotros podemos con esto.

Rick: Seh.

Maxwell: Quiero que cuando acabéis os larguéis de aquí.

En una táctica arriesgada, Maxwell se transforma en su avatar Hydra y lanza una bola de fuego a los marines para luego alzar el vuelo, dejando a sus subordinados luchando con ellos. El pirata pretende localizar el submarino bajo el agua con su kenbunshoku haki, centrándose en localizar un grupo elevado de personas bajo el agua.

Maxwell: ¡Ahí!

No solo ha detectado la presencia de los cazarrecompensas, sino que el submarino sigue lo bastante cerca de la superficie como para que sus luces puedan verse. El pirata se dispone a lanzarse contra el submarino cuando de repente Betsy aparece corriendo por el agua con Nina sobre su espalda, dando un salto hacia el dragón y propinándole y poderoso tajo con una espada.

Maxwell: ¡¡¡GRAAAURGHHH!!!

Betsy: No tengas prisa, almirante.

Cuando el pirata mira mejor a su atacante comprueba que no tiene aspecto humano, sino de reptil, similar a un dinosaurio. Una lagartija manchada gigante, con el cuello largo y robustas patas traseras con las que ha sido capaz de correr sobre el agua.

El dolor impide a Maxwell seguir volando, descendiendo cada vez más hacia un mar del que no podrá salir si se hunde en él, por lo que decide regresar a tierra firme con un nuevo mensaje que dar a su tripulación.

Maxwell: (¡Los Gang Hunters se han vuelto... competentes!)

Capítulo 11: La autopsia de Gang

Laura: ¿Nuevos miembros?

Maxwell: ¡Sí, y estos eran de otro nivel!

Maxwell se encuentra bajo la cubierta del barco de Komodo, con vendas en el torso tras el corte recibido, hablando con Laura via den den mushi.

Laura: ¿Y cómo habéis escapado?

Maxwell: La Marine intervino y los Gang Hunters se retiraron. Intenté perseguirles pero al final escaparon en su submarino, así que volví con los marines y los noqueé con haki para tener tiempo de huir.

Laura: ¿Y ahora qué?

Maxwell: Volveremos a Hitokuchi. Gang dice que sabe dónde estamos, así que definitivamente vendrá a buscarnos. Si le recibimos con todos nuestros efectivos podremos borrarle del mapa de un plumazo.

Laura: Informaré del tema a los jefes.

Mientras tanto, en una pequeña sala del submarino de los Gang Hunters, Gang está tumbado en una mesa puesta a modo de camilla con el cuerpo totalmente vendado, quedando únicamente su cara al descubierto. Se nota que el golpe de Maxwell le ha dejado para el arrastre. A su lado se encuentra Betsy.

Betsy: Según los resultados de la autopsia.

Gang: ¡¿Autopsia?! ¿¿Que me he muerto??

Betsy: A mí me pareciste bastante muerto cuando vi cómo te habían dejado.

Gang: ¿Y... me lloraste?

Betsy: A lo que iba, la autopsia dice que te propinaron tal puñetazo que te han destrozado 400 huesos del cuerpo.

Gang: ¡Pero si las personas solo tienen algo más de 200...!

Betsy: Y que has sido totalmente aniquilado por los Piratas Freak... de nuevo, además de haber puesto en peligro la misión.

En circunstancias normales Gang hubiese dejado que esas palabras le entraran por un oído y le salieran por otro, pero tratándose de su madre, el Temerario se siente incapaz de responder a eso.

Gang: ...

Betsy: Afortunadamente, los demás han sabido arreglárselas bien y la situación se ha enderezado. En cuanto a ti...

Gang: ¡...!

Betsy: Vas a volver derechito al North Blue cuando acabemos con esto. En el Nuevo Mundo, los descerebrados como tú son los primeros en morir.

En ese momento, Costurero asoma la cabeza por la puerta.

Costurero: ¿Señora?

Betsy: Sí, señor Costurero.

Costurero: Tenemos al objetivo a la vista.

Betsy: Ya voy.

La Verdugo sale de la sala dejando a Gang con Costurero, quien no puede evitar sentir compadecerse de su socio. Tras cerrar la puerta para que no les oiga nadie, el científico se dirige al Temerario.

Costurero: Señor Gang, quisiera disculparme, si hubiese llegado a saber lo desagradable que es vuestra madre, y no solo ella, sus tres matones son unos soberbios también... Debería haberte apoyado cuando dijo que nos las podíamos apañar sin ellos.

Gang: Uh... uuuuuhhhhuhh...

Costurero: ¿Estás llorando?

En efecto, las palabras de desaprobación de Betsy han sido esta vez tan severas que Gang se ha venido abajo.

Gang: ¡Soy un inútil!

Costurero: No, hombre, no.

Gang: ¡Cuando he manifestado mi deseo de seguir el negocio familiar ella siempre me venía con lo mismo!

Costurero: Venga, venga, ya está...

Costurero solo puede tratar de consolarle con unas palmaditas mientras el submarino emerge cerca del transporte 2037. Momento en el que Betsy sale al exterior y adopta la misma forma reptiliana con la que atacó a Maxwell. Acto seguido salta al agua y empieza a correr a gran velocidad sobre ella, impresionando a varios miembros rasos de los Gang Hunters.

Roy: La fruta Toka Toka: modelo lagarto de agua de la jefa es lo que le ha permitido asaltar tantos barcos pirata. Carga contra ellos a gran velocidad...

Genesis: Y luego los rebana con Gram, su meito.

Betsy desenvaina su espada justo antes de alcanzar el barco y lo parte en dos como si se tratara de mantequilla. Los marines a bordo son incapaces de hacer nada aparte de buscar los botes salvavidas mientras las dos mitades se van hundiendo poco a poco.

Genesis: Y lo mejor de todo es que raramente lo ven venir.

Y tan rápido como se fue, Betsy regresa al submarino trayendo con ella un gran maletín.

Roy: ¿Lo tienes?

Betsy: Lo tengo.

Los cazarrecompensas entran dentro del submarino y colocan el maletín sobre la mesa mientras Costurero observa desde una distancia prudencial.

Betsy: Quién iba a imaginar que el discursito de un pirata hace doce años nos daría la idea para acabar con otros piratas ahora.

Roy: Un arma capaz de arrasar islas enteras.

Genesis: Usada solo como último recurso por la Marine.

En efecto, cuando Betsy abre el maletín, los cazarrecompensas confirman que su contenido es ni más ni menos que una piedra Dyna, el verdadero motivo de las excavaciones tan vigiladas en Isla Foremast.

Costurero: ¡!

Betsy: Señor Costurero.

Costurero: ¡Dígame!

Betsy: ¿Ha fijado la ruta tomada por este navío en los últimos días?

Costurero: S-sí. El señor Gang me lo pidió desde que empezamos a usarlo.

Betsy: Si deshacemos nuestros pasos ¿podría ser posible acabar de vuelta en la base de los Piratas Freak que asaltasteis?

Costurero: Es posible que la encontremos de nuevo, sí.

Betsy: Pues ya tenemos rumbo fijado. ¡Inmersión!

Capítulo 12: Sed testigos

La noticia del robo de una piedra Dyna ha llegado rápidamente al cuartel general de la Marine en New Marineford. Varios oficiales de alto rango se están reuniendo para tratar el asunto.

Dredd: Bien, tras seis meses inactivos, los Piratas Freak han vuelto a mover ficha contra nosotros. Según declaraciones del contraalmirante Math, dos intrusas que afirmaron trabajar para ellos se infiltraron en la base de Foremast y lograron provocar la salida anticipada del transporte de una piedra Dyna. Una hora después dicho barco fue atacado y la piedra robada.

  • [Vicealmirante de la Marine Dredd, nombre en clave: Haimoru.]

Rivoli: ¿Pero cómo se han enterado de la existencia de piedras Dyna en esas minas?

Dredd: No lo sabemos, se suponía que la tapadera tanto de Isla Foremast como de Jail Island para ocultar sus yacimientos de piedras Dyna. Tras perder la reserva de esta última, la seguridad de Foremast fue incrementada, pero desgraciadamente uno de los intrusos fue capaz de burlarlos al poder, aparentemente, replicar la voz del señor Math.

Normandia: ¿Está confirmado que solo tengan una?

Dredd: Sí, el yacimiento de Foremast no es muy grande y ese transporte solo llevaba una. Aun así, con una sola de ellas los piratas pueden destruir cualquier isla que les plazca.

Rivoli: ¿Y qué medidas se están tomando?

Dredd: El almirante de la flota me ha autorizado para comandar una flota que registrará cada isla cercana a Foremast donde los piratas puedan estar escondidos, cuando les encontremos rodearemos dicha isla para evitar que puedan llevarse la piedra Dyna a otra parte. Sus únicas opciones serán entregarse o inmolarse allí mismo.

Uno de los presentes en la reunión es el comodoro Heavyhebi, escuchando en silencio hasta que ésta finaliza. Tras retirarse a su despacho y cerrar la puerta con pestillo, el oficial corrupto descuelga su den den mushi, lo conecta a un shiro den den mushi y procede a hacer su llamada.

Maxwell: Ya puede ser bueno.

Heavyhebi: ¡Más te vale no tener a mano una piedra Dyna!

Maxwell: ¡Claro que no tengo una piedra Dyna!

Heavyhebi: ¡¿Y entonces cómo explicas que el mandamás de las instalaciones de Foremast os haya denunciado por el robo de una?! ¡Dredd ha desplegado toda una nueva flota para buscaros!

Maxwell: ¡Estuvimos en Foremast para ajustar cuentas con otra alianza pirata pero no pusimos un pie en esa base!

En ese momento Maxwell queda helado. Si ellos no se infiltraron en la base de Foremast y Rage Farm y los suyos estaban fuera de juego, los únicos que pueden haber llevado a cabo dicho robo son los Gang Hunters.

Maxwell: ¡Heavyhebi, escucha con atención, los que robaron ese arma solo pueden haber sido los Gang Hunters, una banda de cazarrecompensas empeñada en traer mi cabeza a la Marine!

Heavyhebi: Ya sé quienes son ¿pero no eran una organización muy como de segunda?

Maxwell: Tienen nuevos miembros más fuertes.

Heavyhebi: Ya veo, han robado la piedra Dyna para volaros a todos por los aires.

Maxwell: ¡Exacto!

Heavyhebi: *suspiro* Tampoco es que pueda acusarles directamente sin generar sospechas pero puedo tratar de recabar más información sobre ellos, por si encuentro algo nuevo que ayude.

Maxwell: Gracias, tendrás tu dinero a final de mes como siempre.

Heavyhebi: ¡Más te vale no estar jugándomela, como resulte que el responsable de esa bomba eras tú desde el principio me encargaré de darte caza!

Gacha

Maxwell cuelga el auricular bastante tenso por esta nueva información.

Laura: ¿Los Gang Hunters tienen una piedra Dyna?

Maxwell: Sí, por eso estaban en Foremast. Probablemente vuelvan aquí a detonarla.

Laura: Ay madre... ¿Y qué hacemos, evacuamos o defendemos el fuerte?

Maxwell: Hmmm...

Por otro lado, Heavyhebi va a solicitar los archivos acerca de los cazarrecompensas activos mientras le viene una nueva duda a la mente.

Heavyhebi: (Si los Gang Hunters detonan una bomba de tal magnitud ¿tan seguros están de que queden restos para confirmar que han acabado con los Freak? No pueden probar que han tomado sus cabezas si no quedan cabezas que tomar... O son muy tontos o el Garabateador me la ha jugado.)

En ese momento, una voz femenina llama al oficial.

Retro: ¡Comodoro Heavyhebi!

Heavyhebi: ¿Hmm?

Retro: ¡Le estaba buscando!

  • [Capitana de la Marine Retro el Escuadrón Suicida.]

Retro: No respondía a su den den mushi así que supuse que no estaba en su despacho. ¡Le han convocado para la unidad de detención de los Piratas Freak!

Heavyhebi: ¿Que ya les han encontrado?

Retro: ¡Hemos recibido un mensaje con una vivre card! ¡Pertenece a un cazarrecompensas aparentemente a punto de localizarles! El vicealmirante Dredd ha considerado que vale la pena seguir esa pista.

Heavyhebi: Oh, ya veo. ¿Y quién es ese cazarrecompensas?

Retro: Exactamente no lo sé, pero pertenece a los Gang Hunters, una banda que al parecer estuvo activa en el North Blue antes de trasladarse al Nuevo Mundo hace unos meses.

Heavyhebi: ¡¡...!! Entiendo... iré a prepararme, gracias.

Esta última información hace que la opción de que los Freak dicen la verdad tenga más peso para el marine. En el submarino de los Gang Hunters, Betsy mira al horizonte con unos prismáticos.

Betsy: Cuando recibamos confirmación de que la Marine se acerca, les daremos el mejor espectáculo de sus vidas.

Roy: ¡Con el cual los haremos ricos!

Betsy: Exacto.

El punto hacia el que la Verdugo está mirando resulta ser Isla Hitokuchi.

Capítulo 13: Persecución subacuática

Ozzy: ¡Vamos, cargad todos los bártulos que nos vamos!

Los Piratas Free Lifestyle están llevando todas sus pertenencias a su barco para abandonar la isla mientras los Piratas de Komodo ya zarpan del puerto. A su vez, los dummies terminan los preparativos para que el Freaky Soul pueda zarpar.

Mika: ¿Vamos a abandonar la base nosotros también?

Dan: De momento la defenderemos, pero si la cosa se pone fea saldremos por patas y nos reuniremos con el resto.

Cosmo: Los peces mina nos avisarán de cual es la dirección por la que llegará el enemigo. Y cuando recibamos el aviso...

Los ojos de Starman comienzan a brillas mientras sus manos empiezan a convertirse en piedra, como si fuera a convertirse en su forma gigante. Eso da una idea al resto del plan para cuando los cazarrecompensas lleguen.

Dan: He enviado a Willy al agua por si ve el submarino, Capataz y Coronel están con él en el Smiley Gunner. Serán nuestra primera línea de defensa para detener al enemigo. El resto nos mantendremos por la zona costera para hacer frente a los cazarrecompensas.

Skorup: ¿Y el capi?

Dan: Sigue en su despacho, ha puesto al corriente de la situación a Kabo y Unagi para que tomen medidas con los jefes de mazmorra. Se encargará de dirigir esta operación

En su despacho, Maxwell cuelga el auricular tras su reunión. Laura está frente a él, viendo como se levanta de su sillón caminando hacia ella.

Laura: ¿Y bien?

Maxwell: Les he dicho que hagan lo que consideren oportuno al ser los principales coordinadores de la flota, pero creo que podremos apañárnoslas. Aun así he pedido a Ozzy y Komodo que salgan de la isla por si acaso.

La Cineasta rodea al almriante con sus brazos.

Laura: ¿Estás seguro de lo que haces?

Maxwell: Siempre.

Laura: ¿Tienes un plan?

Maxwell: Tengo un planazo.

Laura: Ya me quedaba tranquila con solo un "plan".

La pareja se da un corto beso y luego Laura se dirige a la salida para ocupar su puesto.

Maxwell: Oye, Laura.

Laura: Dime.

Sonriendo con picardía, Maxwell forma un corazón con sus dos manos, a lo que Laura responde fingiendo vergüenza para luego salir por la puerta.

BOOOOOM

La explosión pone en alerta a toda la tripulación, la cual se apresura a comprobar que ésta ha tenido lugar en el agua, vista la gran salpicadura en ella de la cual salen volando varios peces mina.

Ana: ¡Ya están aquí!

Maxwell: Empieza el show.

El submarino de los Gang Hunters sale despedido hacia las profundidades marinas mientras los Gang Hunters se aferran al maletín con la piedra Dyna, no vaya a ser que explote.

Genesis: ¡¿Qué ha pasado?!

Costurero: ¡Dos de esos peces redondos chocaron cuando iban a embestirnos, nos ha alcanzado la onda expansiva!

Betsy: ¡Endereza el submarino YA!

Gang: ¡¿Qué narices pasa?!

Gang acaba de salir por la puerta de su camarote cuando un tambaleante Roy le golpea accidentalmente en la cara con su guantelete, haciéndole caer al suelo con la visión de Roys pequeños dando vueltas alrededor de su cabeza.

Roy: Perdón.

Betsy: ¡Preparaos para emerger!

A su vez, Willy y el Smiley Gunner se dirigen rápidamente al lugar de la explosión. Maxwell se comunica con ellos por den den mushi.

Maxwell: ¡Neutralizad el submarino pero no lo destruyáis todavía, debemos asegurarnos de que la piedra Dyna no detona!

Willy: ¡A la orden!

Capataz: ¡Veo el submarino enemigo!

El submarino de los Gang Hunters se encuentra no muy lejos de ellos, por lo que Willy se impulsa hacia él hasta colocarse debajo.

Willy: ¡Mizugokoro! ¡Rivuaiasan no Kiri!!!

El Coloso de Mar lanza una corriente de agua directa hacia el vehículo que le hace salir disparado a la superficie, saliendo volando hacia el cielo para luego caer de nuevo en el agua, quedándose flotando en ella mientras el wotan y el Smiley Gunner emergen.

Justo en ese momento, Costurero sale de su interior con una marioneta con forma de dragón en la mano.

Costurero: ¡Temed la furia del dragón!

La marioneta lanza una gran ráfaga de fuego a los asaltantes, pero Willy la extingue rápidamente con el agua del entorno para luego apuntar al científico con su espada.

Willy: ¡La bomba, entregadnosla y nadie saldrá herido!

Costurero: ¡Llegáis tarde, se fueron con la bomba hace dos minutos!

Willy: ¿Quienes?

Cerca de la orilla, Betsy corre por el agua transformada en su forma completa con Roy montado en su lomo y Gang agarrado a su cola, mientras que Genesis carga con Nina sobre su espalda. Alertados por su presencia, varios peces mina saltan del agua hacia ellos.

Roy: ¡Cash Grab!

El cazarrecompensas usa sus redes para agarrar en el aire a todos los peces para luego lanzarlos lejos, viendo como estallan en el aire. Tanto Betsy como Nina y Genesis llevan un maletín consigo.

Habiéndose deshecho de los peces, los cazarrecompensas llegan a los muelles de Isla Hitokuchi.

Betsy: Estamos dentro.

Roy baja del lomo de su líder mientras esta adopta de nuevo su forma humana, dejando caer a Gang al suelo una vez desaparecida su cola.

Genesis: ¡Tenemos compañía!

En efecto, un grupo de unidades Pacifista ha aparecido de repente ante los cazarrecompensas, preparándose para abrir fuego.

Laura: ¡Bienvenidos a Hitokuchi!

Capítulo 14: La mujer de papel

El muelle es arrasado por el ataque conjunto de los Pacifistas, que luego se desvanecen para reaparecer de nuevo cuando Laura reanuda su proyección desde lejos.

Laura: ¡Great Premiere!

Pero esta vez, Betsy pasa a través de los cyborgs cortándolos con su espada en una mano, habiendo logrado protegerse del primer ataque saltando al agua con el cuerpo imbuido en busoshoku haki. Su forma animal le permite avanzar a gran velocidad hacia la Cineasta con Nina montada en su lomo, sacando lo que parecen ser varios naipes de sus mangas, y llevando un extraño maletín en la otra mano.

Laura: ¡...!

La Cineasta prepara su paraguas para atacar al dúo enemigo cuando estén lo bastante cerca cuando de repente Paul se forma delante de ella.

Paul: ¡Hasshoken!

Betsy: ¡!

La velocidad de la Verdugo le impide detenerse a tiempo para evitar el puñetado que el Heraldo del Infierno logra darle en el pecho, el cual logra penetrar sus defensas de haki gracias a la onda de choque añadida.

Paul: ¡Shindoken!

Betsy: ¡Ugh!

La fuerza del golpe es suficiente para mandar a volar a la cazarrecompensas.

Betsy: ¡R-relevo!

La mujer-lagarto pasa su maletín a Nina, quien a su vez salta del lomo de su líder.

Laura: ¡Kasabomu!

Pensando que la tiene a tiro, Laura dispara a la mimo con su paraguas-escopeta, pero ella se aparta de la trayectoria contorsionándose de forma extraña, como si de un papel en el aire se tratase, para luego lanzarle varios naipes. Por precaución, Laura se cubre con Kasashield, comprobando como dichos naipes no son normales, logrando penetrar parcialmente sus defensas.

Laura: ¡Leñe!

Skorup: Tranqui.

Con sus seis revólveres, Skorup empieza a disparar a Nina desde una azotea. Esta vez, la ráfaga de balas es demasiado amplia para esquivarla con su kami-e y finalmente una le da en un hombro.

Nina: ¡¡!!

La cazarrecompensas cae al suelo con el maletín y allí se queda, dando a los tres piratas la oportunidad de acercarse.

Paul: ¡Uno menos!

Skorup: ¿Qué lleva ese maletín? ¿Será la bomba?

Laura: A ver...

Laura abre cautelosamente el maletín con su paraguas cuando de repente siente algo tocándole la pierna. Nina ha recuperado la consciencia y ha hecho caer a Laura al suelo, lanzando después varios naipes a Skorup y Paul, obligando al primero a cubrirse mientras el otro simplemente se pone en guardia mientras los naipes simplemente pasan a través de él. Sin embargo, Nina es rápida y logra escabullirse con el maletín antes de que Paul pueda alcanzarla con su bisento.

Paul: ¡Vuelve aquí, mujer en blanco y negro!

El Herado corre tras ella mientras Laura ayuda a Skorup a levantarse.

Laura: ¿Estás bien, Skorup?

Skorup: ¡Sí, sí, es superficial, vamos!

Por otro lado, Gang sale del agua en el muelle, habiendo sido empujado antes en el ataque de los Pacifistas, cuando ve a su madre caer cerca de él tras recibir el ataque de Paul.

Gang: ¡...!

Gang se dispone a socorrerla cuando de repente Willy salta del agua frente a ella, armado con su zanbato de piedra marina. Afortunadamente para el Temerario, el wotan no parece haberle visto.

Willy: ¡Por tu aspecto deduciré que eres la líder enemiga!

Betsy: Tsk...

Betsy no es capaz de comprenderlo, los piratas parecen haberse preparado para esto, como si supieran que iban a venir justo en ese momento. Frustrada, la Verdugo alza su espada de nuevo, chocándola contra la de Willy. Ante tal panorama, Gang vuelve a sumergirse lentamente en el agua sin hacer ruido.

La situación es controlada por Maxwell y Dan desde la sala de control.

Dan: ¡Tenemos a uno de los cazarrecompensas siendo perseguido por Laura, Paul y Skorup y a la líder enemiga enfrentándose a Willy, que cualquiera que esté cerca vaya a apoyarles!

Maxwell: ¡Esto va bien, a este paso no llegarán a entrar en la fortaleza!

Dan: Aun así, al principio eran cinco individuos los que asaltaron el puerto. ¿Dónde están los otros tres?

Al igual que el resto, Genesis y Roy también evitaron el ataque Pacifista lanzándose de nuevo al agua, emergiendo en una zona más apartada, cada uno también con un maletín.

Roy: Nos hemos separado del resto.

Genesis: Debemos llegar al centro de su base para que la bomba haga el mayor daño posible.

Roy: A paso ligero.

Capítulo 15: El drama del interfono

Roy: ¡Se suponía que esta tripulación era numerosa! ¿Dónde está todo el mundo?

Genesis: Da gracias a que solo quedan unos pocos, quién sabe el estado en el que estaríamos de haber recibido un contraataque a gran escala. Llegaremos a la otra punta del pueblo y dejaremos allí la bomba con tiempo suficiente para huir.

Roy: No me gusta tener que conformarme con menos dinero.

De repente, el edificio tras el cual se ocultaban los dos cazarrecompensas es partido por la mitad por Amar, habiéndoles detectado con su kenbunshoku haki.

Amar: ¡Aquí Amar, he localizado a otros dos intrusos con maletines!

Roy: ¡Mierda!

Amar: ¡Gesshoku!

Amar ataca al dúo con sus cimitarras pero Roy bloquea el ataque poniéndose delante de Genesis y recubriendo todo su cuerpo en busoshoku haki. Sin embargo, las cimitarras de Amar también lo están, lo que provoca daños en sus guanteletes.

Roy: ¡Agh!

Genesis alza el vuelo detrás de Roy y dispara al médico desde el aire, obligándole a retirarse mientras desvía las balas con sus armas.

Genesis: ¡Ahora!

Roy toma ambos maletines y echa a correr mientras su compañero sigue obligando a Amar a retroceder, haciéndole ocultarse tras una esquina.

Amar: ¡Kasaito!

Prendiendo fuego a sus dos espadas, Amar sale rápidamente de su escondite justo entre el último disparo del gyojin y el anterior, moviéndolas de forma que generan una columna de fuego que le alcanza a pesar de la altura.

Amar: ¡Schariar Ikari!

Genesis: ¿Pero qué...?

Genesis es alcanzado por el fuego antes de terminar la frase, gritando de dolor para luego caer al suelo. Acto seguido, Amar corre a maniatarle antes de que se recupere, informando de lo sucedido a sus compañeros por den den mushi.

Amar: ¡Tengo un prisionero, repito, tengo un prisionero! ¡Estoy en la zona este cerca del puerto!

Roy: ¡Cash Grab!

De repente, Amar es atacado por la espalda y alcanzado por las redes de Roy, perdiendo sus espadas en el impacto.

Roy: Clásico. ¿Estás bien, Genesis?

Genesis: M-más o menos...

El gyojin se reincorpora a duras penas, pero satisfecho de que su papel de señuelo haya dado resultado. Curioso, Genesis toma las espadas de Amar del suelo.

Genesis: ¿Has visto eso? Ha prendido fuego a sus espadas.

Roy: Sin duda este es un caso raro.

Genesis: En fin, ha pedido refuerzos, larguémonos de aquí.

Amar: ¡Me han detenido!

Roy: ¡Cállate!

Roy golpea a Amar en la cabeza con la mano libre y Genesis procede a amordazarlo, para que no avise al resto.

Genesis: Tienes suerte de que no queramos matarte aún, puedes sernos un buen rehén si la cosa empeora.

Y así, los cazarrecompensas reanudan su camino llevándose al Fantasma del Desierto a rastras. De lo que no se han dado cuenta, es de que Mika ha visto todo lo ocurrido desde el momento en el que su médico fue amordazado, habiendo permanecido escondida tras unas cajas.

Mika: (¡Amar...!)

Mientras tanto, Maxwell y Dan siguen dentro de la montaña atentos a posibles noticias cuando alguien golpea la puerta. Dan mira la pantalla que da a la entrada pero no ve a nadie, por lo que Maxwell descuelga el auricular del interfono.

Maxwell: ¡Identifícate!

Laura: ¡Ábreme, me han herido!

Maxwell: ¡Estás en un punto ciego, Laura, no te veo!

Laura: ¡Ábreme que me matan!

Maxwell: ¡Vaaaale, vaaale...!

Dan: ¿?

Pero cuando la puerta se abre, en lugar de entrar Laura entra Nina preparándose para lanzar una bomba de humo, alarmando a los dos piratas.

Maxwell: ¡¿Y esa quién es?!

Dan: ¡No es Laura, eso seguro!

Paul: ¿¿¿Por qué se abre la condenada puertaaaaaa??? ¡HASSHOKEN!

Paul aparece corriendo tras la cazarrecompensas para luego impulsarse hacia ella de un salto, listo para atacarla con su tobillo imbuído en haki

Paul: ¡BUJAOGEN!

Nina lanza la bomba de humo antes de ser alcanzada por Paul, esfumándose sin dejar rastro en la nube de humo. En consecuencia, Paul pasa a través del humo y cae rodando al suelo.

Paul: Ugh...

Dan: ¡Tenemos una infiltrada!

Maxwell: Se acabó.

Molesto por el engaño, el Almirante Garabateador abandona la sala de control con su cuaderno en la mano.

Maxwell: ¡Me encargaré de ella yo mismo!

Capítulo 16: La mimo del laberinto

Maxwell baja a la entrada de la fortaleza cuando ve a Laura y Skorup corriendo hacia él, habiendo perdido de vista antes a Paul. Nada más ver a su primer oficial, el almirante levanta la mano, ordeándole que se detenga.

Laura: ¿Eh?

Confusa, pero convencida por la determinación en el rostro de Maxwell, Laura se detiene donde está y Skorup acaba haciendo lo mismo. Acto seguido su capitán cierra la puerta, dejándoles fuera.

Skorup: ¿Pero qué...?

Laura solo puede encogerse de hombros ante el desconcierto de su compañero.

Maxwell: Dan ¿Están todas las salidas cerradas?

Dan: Sí.

Maxwell: Bien. Estamos solos. ¡Mezcla: Battlefield!

Escondida en un rincón, Nina ha puesto su maletín en el suelo y se dispone a sacar su contenido cuando de repente su entorno comienza a cambiar, levantándose paredes a su alrededor y cambiando el material del suelo. Asustada, la mimo intenta correr pero la inestabilidad del terreno debido a la terraformación le impiden mantener el equilibrio, hasta que finalmente el proceso se detiene.

Nina: ¿? ¡...!

De repente, lo que antes era una esquina apartada se ha convertido en un pasillo oscuro e irregular, con varias taquillas y cuadros en las paredes. Inicialmente, Nina está insegura de si avanzar por él, hasta que un gigantesco ojo morado se abre en la pared tras ella, mirándola.

Nina: ¡¡!!

Sobresaltada, la mimo echa a correr mientras oye una voz de fondo.

Maxwell: ¡Te veo~!

El ojo de la pared saca varias patas arácnidas con las que se ayuda a desincrustarse, procediendo a perseguir a la mimo. A pesar de su velocidad, Nina se da cuenta de que la bestia está recortando distancias con ella, por lo que empieza a lanzarle varios de sus naipes. Gracias al tamaño de su ojo, la bestia es fácilmente herida por ellos, cerrando el ojo y cayendo al suelo.

Nina: *suspiro*

Pero cuando pensaba que ya había pasado el peligro, otra bestia igual que la anterior aparece frente a ella. De nuevo, la voz de Maxwell resuena de nuevo.

Maxwell: ¿¿De verdad creías que solo había uno de esos aquí contigo??

Nina acaba con la bestia de la misma forma que con la anterior, pero luego ve que hay cinco más yendo hacia ella por la misma dirección que la que acaba de matar. Viéndose superada en número, la cazarrecompensas se retira de nuevo, corriendo pies para qué os quiero mientras Maxwell avanza por un pasillo no muy lejano, hablando por megafonía.

Maxwell: ¡Mis guardianes me avisan cada vez que te ven, y este laberinto no es demasiado grande! ¡Te recomiendo rendirte y entregarme el maletín con la bomba!

Los guardianes acaban perdiendo a Nina de vista cuando ésta dobla una esquina, reduciendo su paso y prestando más atención a su entorno cuando de repente reciben un aviso.

Paul: ¡La veo, la mujer en blanco y negro, se ha ido por el pasillo a la derecha!

Guiados por el aviso, las bestias echan a correr en la dirección indicada. No obstante, Nina estaba en realidad en el pasillo contrario, habiendo dado indicaciones falsas con la voz de Paul tras grabarla con su fruta Seta Seta. Desesperada, la cazarrecompensas decide terminar el plan allí mismo, volviendo a sacar su maletín para abrilo, cuando de repente otra bestia aparece a su lado, mirándola fijamente con su ojo. Justo después, Maxwell en persona hace acto de presencia junto a su monstruo, apuntándola con su cetro.

Maxwell: Quita tus manos de ese maletín.

Nina: ...

El verdadero Paul se une a la reunión con Dan y varias bestias más, haciendo que la poca confianza que le quedaba a Nina para huir se desvanezca por completo, por lo que acaba levantando las manos y apartándose del maletín.

Maxwell: Buena chica.

El almirante se acerca al maletín y termina de abrirlo, bastante nervioso por su contenido. Sin embargo, éste revela ser solo un conjunto de cartuchos de dinamita corrientes y molientes.

Maxwell: ¿?

Dan: ¿Un señuelo?

Los piratas y los monstruos miran fijamente a Nina, la cual simplemente se encoge de hombros y saca la lengua para ser finalmente noqueada por Paul, de un golpe en la nuca.

Paul: Le tenía ganas.

Maxwell: ¡Voy a deshacer todo este tinglado, hay que avisar a los demás de que hemos capturado a uno de los intrusos pero que la bomba sigue suelta!

Lentamente, las paredes del laberinto se van hundiendo en el suelo y el terreno vuelve a convertirse en su base, momento en el que los piratas oyen una nueva llamada de den den mushi desde la sala de control.

Capítulo 17: La vieja escuela

Maxwell: ¡Venga ya!

Ozzy: ¡Lo que oyes, jefe, la Marine va hacia vosotros y trae mogollón de barcos!

En alta mar, los barcos de Ozzy y Komodo están siendo perseguidos por dos buques de la Marine. Los dos capitanes pirata informan de la situación por den den mushi mientras sus hombres disparan a sus perseguidores con los cañones.

Komodo: ¡Íbamos a reunirnos con el resto de jefes cuando nos cruzamos con una extensa flota de buques de guerra, pero solo dos de ellos se desviaron para perseguirnos, el resto siguió como si nada!

Ozzy: ¡Y van en vuestra dirección!

Maxwell: ¡Cagüen la mar salada!

Laura: ¡Deben haberlos enviado a raíz de su creencia de que tenemos la piedra Dyna!

Ozzy: Y a que no adivinas quién encabeza todos esos barcos.

Maxwell: ¿Quién?

Ozzy: El vicealmirante aquel del ojo rojo, Dredd.

Maxwell: Tsk...

Dan: El que faltaba.

Maxwell: ¡Ozzy, Komodo, quitáos esos dos buques de encima y avisad al resto de que Hitokuchi ya no es un refugio seguro!

Ozzy: ¿Ah?

Maxwell: Vamos a evacuar.

Gacha

El almirante cuelga el auricular para descolgar otro correspondiente al sistema de megafonía de la isla.

Maxwell: ¡Aquí el almirante, ha habido un cambio de planes, que todo el mundo vaya pitando al Freaky Soul!

Gang: ¡¿Qué?!

Roco: Vaya.

Tepes: Vamos.

Willy: ¿Eh? ¿Retirada?

Mika: ¡Nooo, ahora no!

Mika estaba siguiendo a Roy y Genesis cuando ha salido el aviso. Los cazarrecompensas aún tienen a Amar prisionero, arrastrándolo por el suelo, quien pero hasta ahora quería esperar a ver dónde dejaban la bomba para rescatar al médico y hacerse con el explosivo. Sin embargo, la nueva situación la obliga a actuar. La Arlequín se transforma en pelota y bota en el suelo hacia la cabeza de Roy, transformándose de nuevo en enana.

Mika: ¡Combate Tontatta!

Roy: ¿?

Mika: ¡Shippo Hammer!

Los ojos de Roy casi se salen de sus cuencas cuando la cola de la enana se hunde en su cabeza, hundiéndose después en el suelo, aturdido por el ataque sorpresa.

Genesis: ¡¡...!!

El gyojin se da rápidamente la vuelta armado con su rifle, disparando a la enana sobre la cabeza de su socio. Pero en lugar de darle a ella, solo agujerea el gorro de Roy mientras ella empieza a correr a su alrededor a gran velocidad. Durante la carrera, Mika se percata de que Genesis lleva las cimitarras de amar colgando de su abrigo.

Tras fallar varios disparos, Genesis cambia de estrategia y apunta a Amar con el rifle con la idea de usarlo de rehén, pero antes de poder hacerlo Mika corre hacia sus piernas.

Mika: ¡Tontatta Trip!

Golpeándole las piernas con la cola, Mika consigue que Genesis caiga de culo al suelo para luego robarle las espadas de Amar.

Genesis: ¡Maldita enana, te voy a...!

Pero ahora lo primero en enfocar la vista del gyojin no es Mika, sino Amar, liberado de la red de Roy tras recuperar sus armas. Mika está sentada en la cabeza del médico, mirando a Genesis con confianza.

Genesis: ¡!

Amar: Hmpf...

El Fantasma del Desierto alza sus espadas para acabar con el cazarrecompensas, pero justo en ese momento Roy le golpea con su guantelete, mandándole contra una pared junto con Mika.

Roy: ¡Cash Grab!

Pero al no resultar afectado por la piedra marina de las redes, Amar corta los cables de metal que forman las redes, dando a entender a su atacante que su estrategia ya no funciona.

Roy: Muy bien, pongámonos en plan bruto.

Aprovechando que están distraídos, Genesis toma los maletines y echa a correr, no sin antes ser visto por Mika.

Mika: ¡El tipo con alas se escapa con los maletines!

Amar: ¡Ocúpate de él, yo ahora estoy ocupado!

Mika: ¡Pero también hay orden de volver al barco!

Amar: ¡¡Que nos esperen!!

El médico y el luchador comienzan su pelea mientras la enana va a por Genesis, viéndole doblar una esquina. Sin embargo, ella de repente es atacada ni más ni menos que por Gang, quien la captura poniéndole una papelera encima y luego sentándose en ella.

Gang: ¡Jejejejejeje, te pillé, un pirata menos!

Nada más lejos de la realidad, pues la papelera comienza a deslizarse por el suelo prosiguiendo su camino, aunque tenga que ser con Gang encima.

Gang: ¡¡Wooooooooh!!

Amar, por su parte, imbuye sus dos cimitarras en haki ante Roy.

Amar: ¿El negocio de cazarrecompensas sigue rindiendo?

A lo que el cazarrecompensas oscurece todo su cuerpo con la misma técnica.

Roy: Yo es que soy de la vieja escuela, no sé cómo está la cosa actualmente.

Capítulo 18: La nueva variable de Betsy

La mayoría de los Piratas Freak ya ha vuelto al puerto y está embarcando al Freaky Soul, con Maxwell llevando la cuenta.

Maxwell: ¡¿Dónde están Willy, Mika y Amar?!

Dan: ¡Willy está reteniendo al enemigo en el puerto, los otros dos no sé donde están!

Maxwell: ¡¿Y los los jefes dummy?!

Laura: ¡Aún no han vuelto con el Smiley Gunner!

Paul: Oye, capi ¿qué hacemos con esta?

Paul tiene a Nina, con el cuerpo totalmente atado, colgando de su mano por una cuerda, todavía inconsciente.

Maxwell: ¡Déjala, que vuele por los aires o que la encuentre la Marine, me da igual! ¡Ana!

La Diva de las Nubes baja del barco respondiendo a la llamada.

Ana: Dime.

Maxwell: Necesito que recorras la ciudad volando, localices a Amar y Mika y las traigas al barco, que vamos a zarpar ya.

Ana: Si, señor.

Purupurupurupuru

Gacha

Maxwell: ¡Diga!

Coronel: ¡Capi, soy Coronel, estamos volviendo a la base!

Maxwell: ¿Qué ha pasado?

Coronel: ¡Estábamos vigilando el submarino enemigo cuando nos ha atacado por sorpresa y se ha retirado!

Maxwell: ¿Le habéis perseguido?

Coronel: ¡Negativo, el submarino ha sido dañado, hemos considerado regresar lo más prudente, lo siento!

Maxwell: Agh, bueno, vale, volved aquí.

Mientras tanto, en el puerto, Willy sigue luchando con Betsy, intercambiando ataques con sus respectivas espadas. Aunque los ataques del wotan acaparan un área considerable, la agilidad de la verdugo le permite esquivarlos rápidamente y contraatacar.

Willy: ¡Kaijugiri!

La espada del coloso se hunde en el suelo mientras Betsy, en su forma animal, corre a su alrededor para golpearle en un costado con su cola recubierta con haki, logrando un impacto con suficiente fuerza como para tambalearle.

Willy: Ugh...

Betsy: ¡Ryu no Kyokan!

Willy: ¡Tekkai!

Guardando el zanbato, Willy se pone en posición para bloquear el ataque, con la espada de Betsy chocando contra su endurecida piel .

Willy: ¡Fugu!

Acto seguido, Betsy recibe un ataque similar a una onda de choque que la manda contra un edificio, destruyéndolo con el impacto. Sin embargo, la cazarrecompensas no parece demasiado dolorida entre los escombros, regresando a su forma humana.

Betsy: (Esta forma ya prácticamente no me sirve... maldito Nuevo Mundo...)

Betsy se reincorpora a duras penas cuando ve a Willy delante de ella, extendiendo ambos brazos hacia delante con los puños cerrados.

Willy: ¡Rokushiki Ogi: Rokuogan!

Los restos de la casa terminan de volar por los aires con esta última táctica, una devastadora onda de choque lanzada justo delante de las narices de Betsy. El Coloso de Mar por un momento cree haber terminado, pero su adversaria sigue de pie ante él, aunque con una diferencia: ahora es mucho más alta y corpulenta que antes con la piel verde y escamosa y con una larga cola.

Willy: ¡...!

Sabiendo que Betsy es una consumidora zoan, el wotan se da cuenta de que nunca había usado su forma híbrida hasta este momento.

De repente, Betsy recubre ambos brazos con haki y se dispone a golpear a Willy, a lo que éste activa su tekkai "go". Sin embargo, la cazarrecompensas ha adquirido un aumento de fuerza abrumador con el cambio de forma, suficiente para romper su defensa y hacer retroceder a su adversario hasta el punto de caer al suelo.

Willy: ¡Agh!

Lo siguiente que ve Willy es a su enemiga saltando hacia él para aplastarle con sus puños, por lo que él intenta golpearla mientras está en el aire, bastante inquieto por esta nueva variable en el combate.

Capítulo 19: Lo que hay en juego

Maxwell: ¡Deslpegad velas!

El Freaky Soul ya empieza a moverse hacia la salida del puerto aun con la ausencia de Amar, Mika, Willy y Ana, esta última por haber ido a buscar al resto.

Maxwell: ¡Manten el barco alrededor de la costa para poder recoger al resto rápidamente!

Dan: ¡Sí, señor!

El almirante sigue preocupado por sus subordinados ausentes, mirando hacia la puerta de la base esperando a verles entrar en el último momento cuando de repente Willy entra disparado por ella, cayendo al suelo con signos de haber recibido varios golpes.

Maxwell: ¡¡Willy!!

Willy: Ugh...

El wotan levanta la cabeza, viendo el barco saliendo del puerto y a Maxwell saliendo de él volando con su mezcla: wings hacia su posición.

Maxwell: ¡Willy, machote, dime que puedes levantarte!

Willy: S-sí, aún puedo aguantar.

Maxwell: Muy bien, sé que has estado en la vanguardia repeliendo al enemigo pero ahora quiero que vayas al Freaky Soul.

Willy: La mujer... es fuerte.

Maxwell: ¿Mujer?

Maxwell desvía su mirada hacia la puerta y ve a Betsy, aún en su forma híbrida, corriendo hacia ellos mientras desenvaina su espada. Reconociéndola de su anterior encuentro en Foremast, Maxwell saca su cuaderno y crea una ametralladora con la que abre fuego contra ella.

Maxwell: ¡¡Fritangaaaa!!

La cazarrecompensas logra cubrir la mitad delantera de su cuerpo con haki para encajar los disparos, cuyas balas impactan contra su torso a docenas por segundo, llegando a hacerla retroceder unos centímetros.

Maxwell: ¡Ahora, lárgate!

Aunque inicialmente dudoso, el wotan decide cumplir la orden y dejarle la pelea, saltando al agua para subir después al barco.

Laura: ¡Maxwell!

Cosmo: ¡Vamos a ayudarle!

Cosmo se dispone a saltar del barco pero es detenido por Tepes, agarrándole del brazo.

Cosmo: ¿?

Tepes: Tenemos órdenes directas, cumplamoslas.

Skorup: El capi sabe adonde vamos, si la cosa se pone fea puede volver a la costa y largarse con nosotros.

El almirante sigue disparando mientras se mueve lentamente en dirección a Nina, aún maniatada y apoyada en una pared, habiendo sido dejada a su suerte por Paul. Tras llegar a ella, Maxwell detiene los disparos y la agarra con un brazo, apuntándola con el Inkuhato con el otro. Acto seguido imbuye la punta en haki para hacerla más afilada.

Betsy: ¡...!

Maxwell: ¡Así es, tengo una rehén, así que da un paso más y la convierto en un sacapuntas!

Nina: ¡¡!!

Ante esta situación, Betsy retira el recubrimiento sobre su cuerpo y permanece donde está. Nina, asustada, niega con la cabeza para que su líder no ceda.

Maxwell: ¡Quiero hablar con Gang, no sé cómo ha conseguido secuaces tan fuertes pero se le acabó la fiesta, a él y a todos!

Betsy: ... Je, tiene gracia.

De repente, Betsy perfora el vientre de su subordinada con un shigan a distancia, sobresaltando al pirata lo suficiente como para soltarla.

Maxwell: ¡La madre que...!

Acto seguido, la verdugo aparece frente a él dispuesta a cortarle con su espada, a lo que Maxwell se defiende con su cetro. No obstante, eso le deja expuesto para recibir un coletazo de la cazarrecompensas que lo manda disparado hacia la fortaleza. Antes de ir a por él, Betsy observa a Nina en el suelo, sin tener muy claro su estado.

Betsy: Lo siento, Nina, pero hay demasiado dinero en juego con esta operación.

Abandonando a su subordinada, Betsy se encamina al agujero en la pared de la fortaleza que ha dejado Maxwell.

Betsy: Como decía, tiene gracia que pienses que mis sabuesos y yo somos los nuevos secuaces de Gang. Te pondré al día, el "Temerario" ya no está al mando de los Gang Hunters.

Betsy acaba siguiendo los boquetes hasta una habitación llena de escombros, apuntando con su espada al montón más grande donde probablemente ha caído Maxwell.

Betsy: Lo estoy yo.

Pero lo que Betsy no esperaba es la mano roja que sale de los escombros para agarrarla, seguida por Yugamio con una expresión bastante molesta en la cara.

Maxwell: Pues qué bien.

Capítulo 20: Los maletines restantes

Hace dos minutos

Gang: ¡Woaaaaaaaah!

Gang sigue deslizándose por las calles de Hitokuchi encima de la papelera que tiene atrapada a Mika, quien no ha hecho más que rodar sin rumbo desde su captura. Finalmente, la tontatta tropieza con un guijarro que hace salir disparado a Gang de cara hacia el suelo, mientras ella sigue su camino.

Gang: Maldición... ¿eh?

Nada más levantar la cabeza, el Temerario ve que está frente a la entrada de la base de los Freak, viendo como Mika entra corriendo dentro.

Mika: ¡Esperad, no me dejéis!

Paul: ¡¡Mika, veo a Mika!!

Cosmo: ¡Showakusei!

Starman crea una pequeña esfera de piedra y la envía volando hacia Mika, permitiendo que ésta pueda subirse encima y volver volando al Freaky Soul.

Mika: ¡Amar está luchando con los cazarrecompensas!

Laura: ¡Ana ha ido a buscarle, nos reuniremos en el exterior!

Por otro lado, Gang se fija en el boquete de la fortaleza y, vencido por la curiosidad, entra dentro, escuchando a Betsy con Maxwell.

Betsy: Te pondré al día, el "Temerario" ya no está al mando de los Gang Hunters, lo estoy yo.

Gang: ¡Vale, se acabó, madre me va a oír!

Pero justo cuando va a cantarle las cuarenta, Maxwell sale de los escombros y agarra a Betsy, forzando a Gang a ocultarse tras la pared del susto.

Maxwell: Pues qué bien.

Acto seguido, el almirante golpea con fuerza a Betsy en el mentón, mandándola a los pisos de arriba para luego seguirla. Ninguno de los dos se ha percatado de la presencia de Gang.

Gang: ...

???: Pst, eh, chaval.

Gang: ¡Quién va!

Genesis: Tranquilo, soy yo, Genesis.

El gyojin también ha logrado llegar hasta la fortaleza, reencontrándose con Gang con sus dos maletines.

Gang: Oh...

No muy lejos de ahí, Amar sigue su enfrentamiento con Roy, intercambiando golpes y tajos como si no hubiera un mañana.

Amar: ¡Sabaku Shisha!

Amar envía dos ondas cortantes a su adversario que son rápidamente desviadas por sus guanteletes imbuidos en haki, lanzándose luego contra el espadachín para atacarle con su guantelete derecho.

Roy: ¡Raaaaar!

Viendo venir el ataque, Amar se cubre con sus dos cimitarras, logrando que el golpe "rebote".

Roy: ¡Agh!

En el siguiente intento, Roy recubre todo su brazo izquierdo para golpearle de nuevo, pero el Fantasma del Desierto vuelve a cubrirse, simplemente retrocediendo un poco.

Amar: ¡Tsk!

Finalmente, Roy recubre todo su cuerpo con haki y se dispone a aplastar al pirata con ambos brazos.

Roy: ¡¡ROAAAAAAAAAR!!

Amar: ¡Denkito!

Amar imbuye sus espadas en electricidad justo cuando los guanteletes chocan sobre ellas.

Amar: ¡Suihei Kaminari!

Con un rápido movimiento horizontal con sus espadas, los guanteletes de Roy son partidos en pedazos, cayendo estos al suelo para el horror del cazarrecompensas.

Roy: ¡¡!!

A la desesperada, Roy saca la pistola que llevaba en el bolsillo de su peto y dispara, pero Amar esquiva la bala gracias a su kenbunshoku haki y luego le apunta con una de sus cimitarras. Viéndose en clara desventaja y privado de tácticas que puedan resultar eficaces, Roy sonríe y se pone las manos a, tirando el arma al suelo.

Roy: Vale, se acabó, me rindo, no me apetece palmarla por esto, te diré todo lo que sé.

Amar: ¿Dónde está la bomba?

Roy: La jefa la ocultó en uno de tres maletines y nos dio uno a cada uno de nosotros, no llegué a ver lo que tenía el mío pero mi compañero se lo llevó.

Amar decide creer al cazarrecompensas y saca un den den mushi para contactar con el resto de la tripulación. Mientras espera a que le cojan la llamada, Roy empieza a mover sus manos, revelando haber tenido un cuchillo escondido en el pelo todo el tiempo.

Amar: ¿?

Roy: ¡¡Has picado!!

Ana: ¡Amar!

Antes de poder alcanzar al médico, Roy es cortado por el mismo, un milisegundo antes de que un rayo caiga sobre él, cortesía de Ana. Herido y electrocutado, Tyrannosaurus Roy cae al suelo achicharrado.

Amar: ¿Ana?

Ana: Ya veo que estabas ocupado, el capi me ha enviado a recogerte, el Freaky Soul ya ha zarpado.

Amar: Es posible que el cazarrecompensas que iba con él tenga la bomba.

Al rato, Genesis está corriendo de nuevo por el exterior de la base con los maletines, tratando de llegar al agua. Sin embargo, es rápidamente interceptado por Ana y Amar tras verle desde el cielo.

Genesis: ¡...!

El gyojin mira a su alrededor para darse cuenta de que está solo, por lo que intenta usar su rifle para defenderse pero Amar lo hace pedazos fácilmente.

Amar: Los maletines.

Genesis: Jeje, claro...

Genesis deja los maletines en el suelo y Ana se acerca a abrirlos, pero para su sorpresa, ambos están vacíos.

Ana: ¡Vacíos!

Amar: ¡¿Qué significa esto?!

Genesis: Ya es tarde, la bomba ha sido colocada.

Amar: Dónde.

Genesis: Ah, no, tendréis que descubrirlo vosotros.

Ana: Tsk...

Ante esa noticia, Ana noquea al gyojin con una porra hecha de nube de acero.

Amar: Hay que llamar al Freaky Soul.

Mientras tanto, Gang corre en dirección contraria a la que iba inicialmente con Genesis, habiendo abandonado a su compañero nada más ver venir a los piratas.

Gang: ¡Jejejejejeje!

A su vez, el submarino de los Gang Hunters dirigido por Costurero emerge no muy lejos de la posición del Temerario.

Costurero: ¡Ya estamos aquí~!

Capítulo 21: La sombra de la Verdugo

Al pie de la montaña de Hitokuchi, enterrada a dos metros bajo el suelo, se encuentra la piedra Dyna con una bomba de relojería incorporada.

Gang: ¡Cuando se acabe el tiempo, la explosión romperá el cilindro protector de la piedra y ésta quedará expuesta al oxígeno alrededor del boquete que se forme, haciendo que la isla entera vuele por los aires!

Gang Hunters: ¡Wooooooh!

Gang se ha reunido con Costurero y sus hombres en el submarino, permaneciendo junto a la costa a la espera de los sabuesos y Betsy.

Costurero: Pero no hay nadie en la isla.

Gang: Sí, la han evacuado y es una pena, pero viéndolo por el lado bueno, les habremos dejado sin bastión. ¡Podrán huir, pero no esconderse, ya no!

Costurero: ¿Y dónde está el resto del grupo?

Gang: La mimo ha caído en combate, al tiranosaurio lo he perdido y el gyojin ya debe estar en manos de los Freak.

No demasiado lejos, Amar levanta a un sangrante Genesis con el cuerpo inmovilizado en nube pantano generada por Ana. El médico ha estado golpeándole varias veces para sonsacarle información.

Amar: ¡¿Dónde está la bomba?! ¡Dínoslo y dejo de pegarte!

Genesis: *puaj* No recuerdo exactamente la localización... La enterramos en el primer lugar que vimos... Nunca la encontrareis a tiempo y mucho menos desactivarla... Tic... Tac...

Amar: Tsk...

Molesto, el médico le da un último puñetazo, llegando a asustar un poco a Ana.

Amar: ¿Has oído eso?

Laura ha oído todo el interrogatorio via den den mushi desde el Freaky Soul, preocupada por la situación.

Laura: D-dejadlo, no quiero que nadie muera por estar buscando la bomba cuando esta estalle, volved al barco ya.

Amar: Sí, señora.

Y tras vendarle la cara al noqueado gyojin, Amar y Ana abandonan volando la isla, dejando al cazarrecompensas a su suerte.

Mientras tanto, en el exterior de la montaña, Maxwell y Betsy siguen luchando, con el Almirante Garabateador cada vez más sorprendido de que su adversaria sea capaz de interceptar sus golpes con sus manos desnudas.

Maxwell: ¡¿Pero tú quién narices eres?! ¡¿Cómo te has puesto a trabajar con Gang?!

Betsy: ¡¿Tú no te enteras, verdad?!

Maxwell: ¡Yugamio Impact!

Maxwell da un gran salto y una vez en el aire lanza un amplio rayo láser desde sus brazos gigantes, cruzando casi toda la montaña persiguiendo a Betsy, quien acaba arrancando un pedazo de la misma con una mano para lanzarla contra él.

Betsy: ¡Soy la Verdugo del North Blue!

Maxwell se sobresalta al ver venir la enorme roca hacia él justo cuando ha terminado su ataque, tratando de defenderse a tiempo.

Maxwell: ¡Impression: Cool Trooper Sword!

Yugamio crea una espada de tamaño suficiente como para partir la roca por la mitad y lanzarse contra Betsy, quien logra esquivar el primer tajo.

Betsy: ¡Yo ya aterrorizaba a los piratas cuando ese chaval iba en pañales, y ahora le enseñaré que solo hay un lugar al que pertenece: MI SOMBRA!

Desenvainando de nuevo su espada Gram, Betsy parte el zanbato de Maxwell, para encontrarse con su contraataque justo después.

Maxwell: ¡Giragon Whip!

Betsy es estampada contra la pared montañosa, pero para nada este ataque ha sido suficiente para acabar con ella, lanzándose de nuevo al ataque con su espada.

Betsy: ¡Kibosasu!

Maxwell se hace a un lado para esquivar el ataque pero Betsy cambia su trayectoria a tiempo con su soru para llegar a rozarle un costado, haciéndole sangrar.

Maxwell: ¡Agh!

Acto seguido, Betsy mueve su espada hacia Maxwell para acabar de cortarle, pero éste se protege redirigiendo su haki a su torso, minimizando el daño del ataque.

Maxwell: ¡Kung Fu Dogeri!

Betsy recibe tal patada en el mentón que sale disparada hacia el cielo, cosa que Maxwell aprovecha para ir tras ella y acabar con ella de una vez por todas.

Maxwell: ¡Hammer Isoginchaku Mole...!

BOOOOOM

Una bala de cañón impacta de lleno contra el pirata, causándole daño suficiente como para interrumpir su ataque y hacerle caer al suelo.

El estruendo es escuchado tanto desde el submarino de los Gang Hunters como desde el Freaky Soul, con todos preguntándose su procedencia.

Mika: ¿Qué ha sido eso?

Tepes: Un cañón.

Cosmo: ¡Venía de detrás de la montaña!

En efecto, de cara a la montaña, la flota de Dredd se acerca ya a la isla, con el vicealmirante en persona viendo a Maxwell caer tras recibir el disparo.

Chucky Goma: ¡Impacto en el blanco, señor!

Dredd: ¡Mantened el rumbo a la costa para desembarcar, hemos encontrado al Garabateador!

Betsy sonríe al ver venir los refuerzos mientras Maxwell intenta levantarse del suelo totalmente desconcertado.

Capítulo 22: Como si no tuviésamos suficientes problemas

El Freaky Soul se encuentra con la flota enemiga cuando trata de acercarse a investigar el origen del cañonazo, con todos sus tripulantes horrorizados ante la presencia de la Marine.

Mika: ¡¡La Marine!!

Dan: ¡¿Ya están aquí?!

Willy: Tendremos que abrirnos paso.

En ese momento, la voz de Dredd resuena por toda la zona por altavoz.

Dredd: ¡Piratas Freak, al habla el vicealmirante Dredd de la Marine, estamos en proceso de rodear vuestro escondrijo y os superamos ámpliamente en número!

Mientras habla, la flota se repliega para rodear la costa de la isla e impedir que nadie salga de ella. Los diversos oficiales al mando de los barcos están orgullosos del éxito de esta emboscada, excepto Heavyhebi, que se limpia el sudor de la frente con una toalla por los nervios.

Dredd: ¡Entregaos junto con la piedra Dyna y así ahorraré munición al no tener que hundiros el barco!

Gang observa también la situación con el periscopio de su submarino.

Gang: ¡Jajajajaja, ya está, la Marine les tiene agarrados por donde más duele!

Costurero: ¡Por fin, ahora solo queda observar y cobrar la recompensa por haberles denunciado!

Por otro lado, Maxwell se levanta poco a poco tras recibir el cañonazo, señalando al barco de Dredd.

Maxwell: ¡Dredd, me encargaré de ti después pero ahora...!

Pero Betsy no le deja terminar, estampando su cabeza contra el suelo e inmovilizándole.

Betsy: ¿Ahora qué, almirante?

Maxwell: ¡Ugh...!

Betsy: ¡Puede que la Marine acabe arrestando a tus subordinados sin emplear la fuerza, pero yo me niego a arriesgarme a solo detenerte, pienso entregarles tu cabeza en un plato!

La Verdugo coloca su espada sobre la nuca del pirata para luego levantarla.

Betsy: Y así me marcaré un nuevo record personal.

Pero de repente, la cazarrecompensas es alcanzada por una gran ráfaga de fuego que la obliga a alejarse de Maxwell para evitar sufrir quemaduras graves.

Betsy: ¡Aaagh! ¡¿Y ahora qué?!

Maxwell: ¿Hmm?

Una sombra pasa volando sobre la montaña, no muy grande, redondeada y con alas. Betsy no da crédito a lo que ve, pero Maxwell no puede estar más contento.

Betsy: ¡Que me parta un rayo, las leyendas son ciertas!

Maxwell: ¡Poochie...!

Poochie: ¡Woof woof!

De repente, el den den mushi de Dredd comienza a sonar.

Dredd: ¿Qué ocurre?

Oficial marine: ¡Estamos en la zona de la bahía, nos están atacando!

Dredd: ¿Atacando? ¡Pues defendeos, hemos venido aquí a emboscar a 19 bandas pirata, acabad con toda resistencia!

Oficial marine: ¡Nos han sorprendido por la retaguardia, se está comiendo los barcos, AAAAAAARGH!

Gacha

Dredd: ¿...?

Goma: ¡Barcos en el horizonte, señor, se acercan a nosotros por todas direcciones!

Dredd: ¿Con qué bandera?

Goma: ¡Pirata, señor!

Laura: ¿Qué está pasando?

Ana sube volando a la cofa del barco para ver mejor la zona, con sus ojos iluminándose con lo que ve.

Ana: ¡Tengo buenas noticias, amigos!

Todos: ¿¿Qué??

Ana: ¡Llega la caballería!

En efecto, las tripulaciones afiliadas a los Freak están apareciendo una a una y acercándose a la flota de la Marine para rodearla poco a poco.

Ozzy: ¡Hola, mis amores!

Komodo: ¡Esperamos no haber llegado demasiado tarde!

Farrell: ¡Cuando los capitanes Ozzy y Komodo nos informaron de la situación estuvimos pensando el siguiente paso!

Bulldozer: ¡Sabemos que la idea era evacuar, pero hemos tenido esta isla como base más tiempo que vosotros!

Gerlofs: ¡AARRRRRR!

El Emperor Croc aparece después desde el lado contrario de la isla, con Waylon terminando de masticar varios restos de barcos de la Marine. A bordo, Unagi y Kabo Chang encabezan a toda la tripulación del Gigante Bicéfalo lista para la batalla.

Kabo: ¡Lo sentimos, almirante, pero hemos usado nuestra autoridad como maestros de juego para llevar a cabo una alternativa, considéralo meros refuerzos!

Maxwell: ¡...!

Dredd: ¡Ese cocodrilo...!

Unagi: ¡Ni los Piratas Freak ni sus asociados caerán hoy ante la Marine, defenderemos nuestro bastión hasta el final! ¡¡Gran Flota del Gigante Bicéfalo, DESTRUID AL ENEMIGO!!

Todos: ¡¡RAAAAAAAAAAAAAAAAH!!

Piratas Freak theme

Los barcos pirata abren fuego contra los buques de la Marine y estos rápidamente responden, dando comienzo a una batalla naval. Dredd está desconcertado, según la información los piratas debían estar dentro de la isla.

Con la moral levantada, Laura descuelga el auricular que conecta con unos altavoces.

Laura: ¡Considera esto una respuesta a tu oferta, vicealmirante!

Acto seguido, la boca del mascarón de proa del Freaky Soul se abre y deja salir tres cañones.

Rick: ¡¡FUEGO!!

El navío dispara todas sus armas al barco de Dredd mientras Willy salta al agua y Ana emprende el vuelo.

Dredd: ¡¿A qué esperáis?! ¡¡Artilleros, hundid ese barco!!

Artilleros: ¡¡Fuego!!

Las balas de cañón salidas del barco de Dredd son detenidas a medio camino por Ana, quien ha pasado volando entre medio dejando una estela de nube pantano lo suficientemente densa como para frenarlas. Acto seguido, un vórtice se abre en medio del cielo sobre dichas nubes y por él sale un gigantesco Cosmo, abrumando a los marines de menor rango.

Marine: ¡Es el del cartel! ¡Starman!

Cosmo: ¡Ya tenemos suficientes problemas, LARGAOS!

Cosmo se dispone a destruir el barco a golpes pero Dredd intercepta el primero de un puñetazo, con ambos puños colisionando en el aire.

Maxwell no puede estar más orgulloso, levantando los brazos donde está.

Maxwell: ¡JAJAJAJAJAJAJAJA, epa!

Su kenbunshoku haki le avisa a tiempo para bloquear con su brazo imbuido en haki el nuevo tajo de Betsy.

Betsy: ¿Qué haces riendo como si ya hubieses ganado?

Betsy destroza el suelo bajo el pirata de un puñetazo con el otro brazo, forzando al pirata a retroceder por un segundo para lanzarse hacia ella de nuevo.

Mientras tanto, la piedra Dyna sigue pendiente del final de su cuenta atrás, y el reloj no deja de tictaquear.

Capítulo 23: La causa de los Piratas Freak

Gang: ¡Los Piratas Freak han recibido sus refuerzos, puede que al final sí que cobremos toda la recompensa conjunta!

Costurero: ¿Qué están haciendo ahora?

Gang: Luchar con la Marine, la cosa está bastante igualada.

Los barcos pirata que no se dan de cañonazos con la Marine han pasado directamente al abordaje, luchando directamente contra los soldados.

Karpov: Borot'sya za rodinu!

Piratas Nasdrovia: Da ser!

Karpov encabeza el abordaje de los Piratas Nasdrovia a uno de los buques de la Marine, usando los cañones de sus piernas para hacer volar por los aires a los soldados que intentan detenerle. A su vez, el capitán Eight Hundred ya ha noqueado docenas de marines con sus puños, llegando éstos a salir volando según la clase de puñetazos que reciben, siendo pateados en el aire por el capitán Darius.

Berta: ¿Te conozco, microbio?

Normandia: ¡Yo a ti sí!

Berta ha asaltado con su gigantesco drakkar el barco de la vicealmirante Normandia, desenvainando su gran mandoble mientras ella sostiene su katana el posición de guardia.

Berta: ¡Que el Valhalla te abra las puertas!

La giganta baja el mandoble hacia la oficial, quien se protege con su katana imbuida en haki. Aun así, el ataque es tan fuerte que el suelo bajo ella se parte, con el barco entero quedando cerca de ser partido como un melón.

Los Freak también se enfrentan a los marines, con Willy atacando los barcos desde el agua y Ana desde el aire, mientras Cosmo y el Freaky Soul se centran en el barco de Dredd.

Maxwell: ¡Dime, señora verdugo!

Maxwell y Betsy siguen intercambiando ataques entre ellos, aunque el pirata ahora tiene la moral levantada por la presencia de su tripulación.

Maxwell: ¿Qué vas a hacer cuando tengas mi cabeza?

Betsy: ¡Tus subordinados serán los siguientes!

Maxwell se inclina hacia atrás para esquivar la espada de la cazarrecompensas gracias a la flexibilidad que le aporta Yugamio, para luego darle un cabezazo en la cara.

Betsy: ¡Agh!

Maxwell: ¡Si yo no voy a dejar que me cortes la cabeza, mis jefes de mazmorra estarán aún menos dispuestos, llevan muchos más años que yo luchando por nuestra causa!

Betsy: ¡Los piratas no tenéis causa!

Betsy logra hacer que Maxwell caiga al suelo golpeándole con la cola y luego le ataca de nuevo con su espada, pero él la esquiva rodando por el suelo.

Maxwell: ¡Nosotros sí, luchamos por tener nuestra propia parcela en el Nuevo Mundo, los Cuatro Emperadores no durarán eternamente y cuando caigan, nosotros estaremos allí para quedarnos con lo que quede, esa es nuestra causa!

La cazarrecompensas corre hacia Maxwell mientras se levanta, pero él rápidamente la hace retroceder disparándole con el cañón incorporado a su sombrero.

Maxwell: ¡La voluntad del Gigante Bicéfalo!

Betsy: ¡Tobu shigan!

Maxwell recibe el impacto del shigan de Betsy en el pecho con tal fuerza que le hace retroceder, aunque el ataque no ha llegado a atravesarle gracias a su busoshoku haki.

Maxwell: Y quién sabe, cuando tengamos nuestro territorio en el Nuevo Mundo, tal vez nos extendamos a Paraíso o incluso los blues. ¿De dónde eres tú?

Betsy: ¡Tsk!

Maxwell: Es para tener priosidades ¿sabes? ¡Jejejejejeje -ugh-!

Maxwell deja de reír para detener la espada de Betsy con sus manos, la cual por poco le atraviesa después de que la Verdugo avanzara hacia él con su soru. Acto seguido, el almirante trata de aplastarla con uno de los brazos de su espalda pero ella se mantiene firme, hundiéndose solo unos centímetros en el suelo sin dejar de hacer fuerza para atravesarle, obligando al pirata a poner todo su ímpetu en impedir que eso pase.

Maxwell: Ya veo que... te van los ataques sorpresa... ¡Yugamio: Light Impact!

Maxwell abre la boca todo lo que puede y empieza a cargar energía, alarmando a su adversaria. Antes de que pueda disparar el láser, Betsy suelta su espada y da un fuerte puñetazo a Maxwell en el mentón, cerrándole la boca de golpe y mandándole a volar hacia el cielo, donde acaba escupiendo el rayo de energía sin que alcance a nadie.

Maxwell: ¡Puaj!

Acto seguido, Betsy salta hacia Maxwell espada en mano, dispuesta a darle el golpe final, pero el almirante sigue listo para contraatacar.

Maxwell: ¡Hamer Isoginchaku!

El pirata forma un nuevo brazo gigante rojo en su espalda que lanza contra ella, quien se prepara para cortarlo en un tajo vertical.

Betsy: ¡Es inútil, tu cabeza es mía! ¡Ryu no Keiri!

Maxwell: ¡Split!

La espada de la Verdugo se mueve rápidamente en vertical para cortar el brazo, pero justo entonces éste se divide en brazos más pequeños que se mueven fuera del alcance de la espada, la cual genera una delgada onda cortante que, a pesar de ser tan fina, llega a cortar el agua que hay al pie de la montaña.

Betsy: ¡¡!!

Viendo fallar el ataque, Betsy borra su sonrisa de la cara, consciente de que ha quedado expuesta justo cuando el brazo rojo vuelve a reformarse.

Maxwell: ¡Stamp Blow!

Betsy recibe el ataque de lleno. A pesar de parecer tan maleable, el brazo gigante de Maxwell impacta sobre la cara de la Verdugo como si de acero se tratase, empujándola de nuevo hacia la montaña y estampándola contra ella.

Maxwell: ¡MOLE SMASHER!

Por si acaso, el Almirante Garabateador sigue golpeándola una vez en el suelo, ante la mirada atónita de Gang desde su submarino, habiéndolo visto todo desde el periscopio.

Gang: ¡Ay! ¡Mi! ¡MADRE!

Capítulo 24: Descerebrado en punto

Betsy queda inmóvil en el cráter con su silueta que queda en la montaña tras la ráfaga de golpes de Maxwell, trementamente magullada.

Maxwell: ¡Se acabó!

Maxwell clava los cuatro brazos de su espalda en el área alrededor de Betsy y tira de ella hasta arrancarla de la misma montaña, para luego lanzarla contra el pie de la misma, viendo como se rompe en pedazos con el impacto.

Laura: ¡¿...?!

Laura y varios de los Freak se percatan de lo sucedido por el estruendo que genera el derrumbamiento. Preocupada, la Cineasta arrebata unos prismáticos a un dummy para ver mejor la montaña, pero se siente aliviada al ver a Maxwell en la cima de la montaña levantando los brazos y celebrando su victoria.

Laura: ¡El capi ha ganado!

Piratas Freak: ¡¡Raaaaaaaaaar!!

Aunque la mayoría celebra esa victoria, otros no tienen tiempo para ello, sobretodo Cosmo. Starman sigue luchando con Dredd, habiendo destrozado casi toda la proa del barco con sus puños mientras el vicealmirante los esquiva con gran agilidad.

Cosmo: ¡Aaagh! ¡Planet Punch!

Este último golpe consigue arrancar por completo los cañones de proa del barco, pero da tiempo al oficial para saltar al pétreo brazo del gigante y correr hacia la cabeza.

Cosmo: ¡¡Insecto!!

Cosmo intenta aplastarle con su otra mano antes de que llegue hasta él, pero Haimoru salta antes de eso, quedando a la altura del rostro de Cosmo. En ese momento, su ojo mecánico se ilumina para luego disparar un potente láser hacia el pirata que provoca una explosión en todo su rostro, desestabilizándole y haciéndole caer al agua.

Mika: ¡COSMO!

Paul: ¡¡Hombre al agua!!

Willy: ¡...!

Alertado, el wotan se sumerge para buscar a su compañero, vislumbrando su cuerpo hundiéndose como un peso muerto. Nada más alcanzarlo, el Coloso de Mar lo lanza fuera del agua hacia la cubierta del Freaky Soul, permitiendo que Amar corra hacia él a comprobar sus heridas, aunque no hace falta ser médico para ver que el maestro de juego está K.O.

Dredd: Y ahora...

El ojo de Haimoru comienza a buscar entre todos los piratas en su campo visual, recibiendo información de todos los que enfoca, pero ninguno de ellos le interesa hasta que localiza a Maxwell, el Almirante Garabateador.

Dredd: ¡A ti quería verte yo!

El kenbunshoku haki de Maxwell logra avisarle a tiempo para esquivar el rayo láser de su enemigo, saltando de la montaña y convirtiéndose en la Hydra en el aire, volando hacia el marine, aún con fuerzas para pelear.

Maxwell: ¡Dreeeeeeeeeedd!

Mientras tanto, al pie de la montaña, una mano se asoma entre los escombros. Betsy ha usado sus últimas fuerzas para retirar gran parte de las rocas encima de ella, pero no tarda mucho en volver a su forma humana después de eso.

Betsy: Tsk...

La Verdugo del North Blue intenta reincorporarse, pero a la que mueve su pierna derecha para ello...

Crack

Betsy: ¡¡Aaaah!!

Betsy se desploma sobre el suelo, incapaz de levantarse al tener una pierna rota por la caída. No obstante, el submarino de Gang emerge en la orilla frente a ella, con Gang asomándose fuera del vehículo.

Gang: ¡Madre!

Betsy: ¡Gang, no te quedes ahí parado, ayúdame!

Gang: ¡S-sí, madre! ¡Pareces herida, iré a por un botiquín!

Betsy: ¡¿Quieres darte prisa, so inútil?! ¡¿Es que no puedes siquiera cumplir mis órdenes a una velocidad decente?!

Esas palabras detienen al Temerario en seco. Gang había ido en su ayuda sin pensárselo dos veces por ser su madre, pero su enésima regañina hace que se ponga a pensar, rememorando todas las veces a lo largo de su vida que su progenitora le humilló y ninguneó, viéndole incapaz de hacer honor al negocio familiar.

Costurero: ¿Necesitas un botiquín, señor Gang?

Gang: ... ¡Dime, madre!

Betsy: ¿?

Gang: Citando tus palabras, en el Nuevo Mundo, los descerebrados como tú son los primeros en morir.

Betsy: ¿Qué...?

Gang: Y ahora tú estás lisiada en el suelo y yo estoy de una pieza en mi propio submarino.

Tembloroso, Gang apunta a su madre con el dedo índice.

Gang: Q-q-q... ¡¿QUIÉN ES LA DESCEREBRADA AHORA?!

Betsy: ¡¡¡...!!!

Costurero: (¡Hala, se nos está rebelando!)

Gang: ¡Tus sabuesos la han diñado, tú estás moribunda, y en cambio yo he sobrevivido, OTRA VEZ!

Betsy: ¿Qué estás diciendo, mocoso...?

A medida que ha ido hablando, Gang ha ido recuperando su sonrisa arrogante habitual.

Gang: ¡Queda demostrado, mujer, SOY UN MALDITO SUPERVIVIENTE!

Costurero sale del submarino con el botiquín pero Gang le detiene con la mano, dando la espalda a su indefensa madre.

Gang: ¡No te necesito, ya no!

Betsy: ¡Deja de decir chorradas...!

Gang: ¡Si los Piratas Freak son capturados, me quedaré su recompensa para mí y mis hombres, y si al final se escapan los capturaré otro día con mis propios medios!

Betsy: ¡¡SOY TU MADRE, MALDITA SEA!!

A lo que Gang la vuelve a mirar de reojo.

Gang: Un poco tarde para apreciar ese cargo ¿no? ¡¡Gang Hunters, inmersión!!

Y tras cerrar la escotilla, el submarino se sumerge, abandonando a una horrorizada Betsy.

Betsy: ¡Gang, vuelve aquí en el acto, GAAANG!

Y casualmente, justo en ese momento, el reloj incorporado a la piedra Dyna enterrada hace sonar su alarma.

Capítulo 25: ¿Quién está al mando?

BOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOM

De repente, todos los duelos cesan con el estruendo procedente de la isla, donde una explosión morada comienza a devorar todo en su superficie. Desde la fortaleza dentro de la montaña hasta el puerto que hay delante de ella, todo queda convertido en luz morada.

Maxwell: ¡¡¡!!!

Dredd: ¡...!

Unagi: ¡La bomba!

Kabo: ¡Ha estallado!

Betsy: Tsk... al diablo.

Betsy es engullida también por la explosión, la cual llega a cubrir toda la montaña. A su vez, la onda expansiva genera grandes olas que desestabilizan los barcos sin que sus timoneles puedan hacer gran cosa para enderezarlos.

Dan: ¡Aaagh, vamos a salir volando!

Timonel marine: ¡No puedo controlar el barco!

Heavyhebi se ha agarrado al borde de la cubierta, mirando con horror el hongo de humo y fuego en el que se ha convertido Isla Hitokuchi.

Heavyhebi: (Si ahora me dicen que las piedras Dyna rivalizan con las armas ancestrales no tendré argumentos para contradecirlo... Madre mía....)

Pirata: ¡Capitán, el barco se aleja!

A bordo de uno de los barcos de la Marine, Bonnet se da cuenta de la situación por el aviso de uno de sus subordinados. Sin ninguna intención de quedar atrapado allí, Veinte Filos ordena la retirada.

Bonnet: ¡Viviréis para contarlo en cuanto a mí respecta, marines, todos de vuelta al barco!

Igual que él, los demás capitanes optan por retirarse del combate directo y regresar a sus navíos mientras estos aún siguen cerca.

Por otro lado, el barco de Dredd también es afectado por las olas justo cuando el vicealmirante estaba luchando contra Maxwell. Una de esas olas resulta lo bastante potente como para inclinar el barco y hacer que se tambalee, poniéndose en peligro de caer por la borda debido al mal estado de la proa.

Dredd: ¡Ah! ¡Aaah!

Hasta que al final, Haimoru cae al agua mientras Maxwell observa a salvo desde el cielo.

Maxwell: Vaya...

Ana: ¡Capi!

La Diva de las Nubes aparece volando junto al almirante.

Ana: ¡Nuestros efectivos se retiran, ya no tenemos base, debemos irnos!

Estas palabras resultan hirientes para su capitán. A pesar de todos sus esfuerzos por defender su bastión, éste ha acabado volando por los aires igualmente.

Maxwell: Tsk, tienes razón. Larguémonos de aquí.

Y así, la diva y el almirante vuelven al Freaky Soul para llevar a cabo la retirada con el resto de la flota, teniendo que hacer frente tanto a las olas como a los barcos de la Marine que tratarán de perseguirles. En cambio, todo está más relajado bajo el agua, donde el submarino de los Gang Hunters se aleja del lugar rumbo a las profundidades, con Costurero a los mandos.

Costurero: ¿Rumbo, señor?

Gang: Tú tira.

Costurero: Muy bien.

El Temerario se acerca a una de las ventanas del submarino, viendo el resplandor ahora rojizo de la explosión. Sin decir una palabra, el cazarrecompensas se quita su gorra para honrar a los cazarrecompensas caídos. Tras unos segundos vuelve a ponerse de nuevo la gorra, fijándose entonces en el cuerpo de Dredd hundiéndose lentamente, para luego ser recogido por el capitán Moby Buddha, cuyo tamaño sobresalta al cazarrecompensas, aunque decide no prestarle más atención.

Al día siguiente...

El mar está en calma y soleado, con la flota de los Piratas Freak navegando con calma tras haber logrado escapar de la Marine, aunque sus barcos están lejos de estar en perfectas condiciones.

En el Freaky Soul, Maxwell, Laura, Cosmo y Dan están sentados ante varios den den mushi, cada uno perteneciente a uno de los capitanes que participaron en la batalla.

Ozzy: Bueno, nos hemos quedado sin nidito de amor ¿Qué hacemos ahora?

Maxwell: ¿Que qué hacemos? Seguimos con el plan. Es por esta clase de situaciones que necesitamos ocupar más bases por el Nuevo Mundo.

Royal Low: Pero aunque tengamos cien bases será un esfuerzo en vano si la Marine o los cazarrecompensas nos las destruyen una por una.

Ching Shi: ¿Cómo defenderemos nuestras siguientes bases? Hemos subestimado los recursos del enemigo.

Maxwell: Te recuerdo, capitana Shi, que las piedras Dyna son un bien muy escaso y por lo general secreto, que usaran una contra nosotros desde el principio era muy improbable. Pero no volveré a cometer ese error, ni ninguno de nosotros. Sabemos que están dispuestos a volarnos por los aires de un plumazo, y eso demuestra la amenaza que representamos, pero cuantas más veces fallen, menos probabilidades tendremos de repetir estos errores. ¡Además, puede que hayamos perdido Hitokuchi, pero estamos todos aquí, los 18 jefes de mazmorra y todos mis maestros de juego seguís vivitos y coleandooo...! Espera... los jefes de mazmorra sois 19 ¿por qué hay un den den mushi desconectado?

En efecto, solo 18 de los 19 capitanes afiliados a los Freak está presente en la reunión vía den den mushi, el restante está desactivado. Temiendo lo peor, Maxwell lo levanta de la mesa para ver la bandera que tiene estampada en el caparazón.

Maxwell: ¿¿Dónde está el capitán Aaron??

Theodore: ¿Aaron?

Jimmy Ahead V. Hair: Yo no le vi en la batalla de ayer.

Kabo: ¡Vale, vale, mantened todos la calma! El capitán Aaron está bien, simplemente no pudo venir. Íbamos a tratar este tema cuando entráramos más a fondo en el plan de colonización.

Maxwell: ¿Y dónde está?

Unagi: Aaron nos dio información acerca de una isla, cuando estábamos de camino a Hitokuchi. Según su informe, es un reino que perdió recientemente la protección del Gobierno Mundial al dejar de ser capaz de pagarles el tributo.

Kabo: Dejándola totalmente desprotegida y sin haber sido aún tomada por ninguno de los Cuatro Emperadores.

Maxwell: ¡¡¡!!!

La noche anterior

En otro lugar del Nuevo Mundo, las llamas arrasan toda una aldea portuaria y sus habitantes huyen en busca de ayuda.

Mujer: ¡Socorroooo!

Hombre: ¡¡Por favor, tened piedad!!

Pero las súplicas no sirven, pues el hombre es atravesado por la lanza de un pirata mientras sus compañeros persiguen al resto de los civiles. Mientras tanto, los guardias cargan contra el líder invasor, quien no tarda en hacerles pedazos con sus garras largas y afiladas como cuchillas.

Aaron: ¡Esta isla está fuera del Gobierno Mundial, la Marine no vendrá a salvaros!

Acto seguido le quita el yelmo a uno de los guardias y lo corta para que parezca una corona, poniéndosela en la cabeza, sentándose después en otro montón de guardias muertos.

Aaron: ¡Si alguno de los que logréis huir llega a la capital, dadle el mensaje al rey!

Los subordinados de Cinco Pedazos se burlan de los supervivientes mientras estos huyen despavoridos del pueblo.

Aaron: ¡¡DECIDLE QUE AHORA YO ESTOY AL MANDO, JAJAJAJAJAJAJAJAAH!!

TO BE CONTINUED
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.