FANDOM


Arco de Isla Lignito
Portada Lignito
Información
Número de capítulos 5
Anterior Miniarco de Isla Canela
Posterior Arco de Isla Numa
Creador Kizalong77

El Arco de Isla Lignito (亜炭島の円弧, Atan Shima no Enko ?) es el segundo arco argumental de la Saga del Inicio en la serie Two Piece, después del Miniarco de Isla Canela, y sucedido por el Arco de Isla Numa.

Portada

En la portada se ve a Marín señalando a algún punto, y Jaike volando en forma de semi-rayo alzándolo los puños celebrándolo. Puede que lo que señale Marín sea alguna isla

Historia

Jaike y Marín habían cogido provisiones y estaban ya en alta mar, dirigiéndose a la siguiente isla, a la que el viento los llevara montados en el Toy Horse.

-Entonces...- Jaike comiendo una bola de arroz -¿Cuál era tu puesto en la barda de Largy?-preguntó.

-Yo solía ser el que manejaba y coordinaba todo, porque Largy no hacía nada, y se hacía llamar capitán...- respondió Marín -Como un primer oficial.-

-Entonces eso serás también...- Jaike no terminó la frase, porque el Toy Horse empezó a zarandearse y se levantó del mar y se elevó como por arte de magia. -¡Pero qué...!

Se asomaron por la borda y vieron que el barquito estaba encima de la cabeza de un rey marino que había salido a la superficie.

-¡¡Tenemos que hacer algo!!- exclamó Marín

-Bien visto, genio...- dijo Jaike en un tono irónico -¿Tu podías teletransportar cosas verdad?-

-Sí-

-Pues teletranspórtame aquí de nuevo a mi señal-

-Entendido- respondío Marín -¿Pero que vas a..?
Otros 3

Jaike usando la técnica Tora Gari

Sin dejarle terminar la frase Jaike se lanzó fuera del Toy Horse desenvainando la katana -¡Ittoryu: Tora Gariii!- y con un movimiento circular cortó la cabeza del rey marino. ¡¡AHORAA!!-

-Room...¡Sambles!- Marín con un movimiento rápido de mano teletransportó a Jaike al barco de nuevo, a cambio de una cuerda que había dentro.

-Uff, ha faltado poco... Por dónde íbamos. Aah sí, que en la tripulación también serás primer ofi...Espera, ¿que es eso?-

-Pa-parece una barca...- dijo Marín

-Y hay un hombre dentro- respondió Jaike -Voy a ver, Goro Goro no Lance- Jaike se transformó en una lanza de rayo y se lanzó hasta la barca que se dirigía hasta ellos. Una vez allí, remó con Shirotora hasta que llegó al lado del Toy Horse. Subieron al hombre robusto al barco e intentaron reanimarlo. Tenía un parche en el ojo izquierdo, era calvo y llevaba una gran mochila cargada solo con tres balas de cañón. -¡Eeh!...¡Eeh!...¡DESPIERTAAAA!-

-¿Do-Dónde estoy?- preguntó el hombre a medio despertar.

-Estás en el Toy Horse, barco de los Relámpago Blanco.- le respondió Marín.

-Ah, gracias por salvarme. Si no me hubierais encontrado estaría muerto...-

-Veo que no te has asustado, así que tu también eres pirata. ¿Cómo te llamas?- preguntó Jaike, con aire curioso y despierto.

-Sí...Yo también era pirata, pero ya no tengo tripulación. Me llamo Canonbolt- respondió -Antes pertenecía a los Piratas Ragnar, capitaneada por Ragnarok, pero ya no-
Otros 2

Canonbolt hablando sobre Ragnarok

-¿¿RAGNAROK??¿Quién es Ragnarok?- preguntaron atónitos los dos a la vez.

-Ragnarok es el pirata más destructivo y avaricioso de todo el East Blue. Hace lo que sea para conseguir riquezas, ya sea robar, saquear, destruir,...Le llaman, entre otras cosas, el Noble del Mar por todo el oro que ha robado. Nadie se atreve a llevarle la contraria, porque puede acabar en el fondo del mar. Yo lo hice y mira cómo he acabado, menos mal que me tenía algo de aprecio; sino yo ya sería pasto de los reyes marinos. Ahora estoy perdido y sin comida...- Canonbolt se puso más serio -Y lo peor de todo es que nadie le planta cara...-

-¡Yo lo haré!- afirmó Jaike -No soporto la injusticia, y menos a los que la extienden; así que yo derrotaré a ese Ragna...lo que sea-

Canonbolt y Marín se volvieron hacia Jaike. Éste estaba totalmente serio y decidido a derrotar a Ragnarok.

-En ese caso- dijo Canonbolt -Te ayudaré, ¡Vaya si lo haré!.- se quedó pensativo -...¿Dónde estamos? Ragnarok estuvo hace poco en Isla Lignito-

-No lo sabemos- dijo Marín.

-Ni nos hace falta- añadió Jaike sonriendo.

-¿Pero...de qué isla venís?- preguntó Canonbolt

-Venimos de Isla Canela- respondió Marín -Allí fue donde me uní a la banda-

-Entonces Isla Lignito está por allí- indicó Canonbolt señalando al al norte -¿Tenéis remos? Os ayudaré a llegar más rápido.

En unas horas avistaron Isla Lignito. Era una isla montañosa con muchos árboles. Desde lejos se veía una ciudad costera con muchas casas, y todas pintadas de blanco.

- Ahí está Isla Lignito-

Marín amarró al Toy Horse en el muelle y los tres piratas se encaminaron a la ciudad. Jaike parecía seguro de sí mismo.

-El barco de Ragnarok no estaba en el muelle, así que ya no está en esta isla- explicó Canonbolt.

-Pues demos una vuelta por la ciudad- contestó Jaike, a quién se le había quitado la seriedad y volvía a tener una sonrisa -Hay que comprar comida y provisiones para ir a la siguiente isla.-

-Sí- afirmó Marín.

-Me parece bien- añadió Canonbolt con otra amplia sonrisa.

Los tres avanzaron por la calle principal, que estaba llena de tiendas. Jaike paraba cada dos por tres para contemplar las tiendas de carne o pescado, Marín contemplaba pensativo las tiendas de accesorios para armas y Canonbolt se paraba a comprar toda las hortalizas diferentes que encontraba.

En un momento dado, la gente que paseaba por la calle se iba apartando del centro. Jaike, Marín y Canonbolt también lo hicieron-

-¡Corred!¡Cogedlo!¿Que no escape!- un chaval alto con el pelo morado de punta y tatuajes por todo el cuerpo pasó corriendo por el pasillo que se formó en la calle. Detrás de él iban dos reclutas de la Marine, y otro marine con un gran mazo.

-¡Vamooos, cogedleee!- seguía gritando el oficial marine.

De que pasaron los cuatro la calle volvió a la tranquilidad. Todo el mundo estaba comentando lo que había sucedido.

-Eh, ¿qué os parece si ayudamos a ese chaval?- propuso Jaike.

-No es nuestro asunto- contestó Canonbolt.

-Tampoco tú eras nuestro asunto y te salvamos- le reprochó Jaike, pero con cara de broma.

-Está bien- aceptó Canonbolt

Marín también asintió. Los tres corrieron en dirección a los marines, pero por otra calle. Llegaron a un cruce, el joven pasó corriendo, y Jaike cerró el paso a los marines y dijo:

-¡Eh, dejadle, no os ha hecho nada!-

-Es un ladrón, y mi obligación es atraparle y detenerle- le contestó el del mazo.

Jaike giró la cabeza hacia el chaval y este elevó los hombros en gesto de resignación.

-¿Y vosotros quienes sois?-

-Yo shi shi shi...somos...¡los Piratas Relámpago Blanco!- respondió Jaike señalándose con el dedo pulgar.

-Con que sois piratas...y tú, "Relámpago Blanco" - añadió en tono de burla -debes de ser el capitán...¡Detenedlos!-

Canonbolt y Marín, al escuchar esto, se adelantaron rápidamente y atacaron a los dos reclutas, que habían desenvainado sus sables.

-Room...- Se formó una cortina azul que rodeaba todo el cruce -¡Mess! y con su mano Marín desmembró a uno de los reclutas.

-Qu...Que...¡¡QUE ME ESTÁ PASANDOO!!- gritó el marine.

-Ahora me toca- Canonbolt sonriendo sacó una bala de cañón de su gran mochila -Kuroame: ¡Meteor!- y lanzó la bala de cañón con una fuerza impresionante que impactó contra el segundo recluta, haciendo que este escupiese sangre.

Shinoi

El Alférez Shinoi

-¡Woah!- exclamaron Jaike, Marín y el extraño.

-Hmmm...no puede ser...Os atraparé, como que soy...¡¡el alférez Shinoi!!-

El alférez se lanzó hacia Jaike, pero este lo esquivó.

-Goro Goro no Bullet- Jaike electrizó el puño y se abalanzó sobre el oficial, pero este lo paró.

-¡Ta ga ga ga!, no podrás vencerme, no soy un comodoro por nada-

-Me esperaba que lo parases...- Jaike sonrió -Goro Goro no...¡Nunchaku!-

Jaike dio media vuelta con el brazo que tenía libre extendido y golpeó a Shinoi en la cara, dejándolo K.O.

-Pues no era para tanto...- exclamó Jaike.

En ese mismo momento se escuchó un terrible sonido. Los tres piratas se giraron para ver qué había sucedido. Por encima de las casas se veían dos mástiles de un barco enorme que había colisionado contra el muelle. Jaike salió corriendo hacia aquella dirección, y Marín, Canonbolt y el Extraño lo siguieron.

-¡Por cierto!...- dijo Jaike sin dejar de correr -¿Cómo te llamas?-

-¿Y-yo?- dijo el joven que les acompañaba.

-Sí, tú- respondió Jaike.

-Me llamo Rata- respondió con una amplia sonrisa, con orgullo.

Starboat

Los Piratas Star llegan a Isla Lignito

-Y, ¿es cierto eso de que eres un ladrón?- preguntó insistentemente Canonbolt

-E...En realidad sí. No tengo dónde ir, ni dónde quedarme...excepto...-

Antes de que pudiera terminar la frase llegaron al muelle, donde había mucho jaleo. Allí había un enorme galeón incrustado en el cemento que constituía el muelle y el paseo marítimo. Por suerte el Toy Horse parecía ileso. El galeón tenía una bandera pirata, pero estaba todo destrozado, como si lo hubieran bombardeado. La gente empezó a agolparse allí, y del galeón salieron unas diez o doce personas; la mayoría con magulladuras. Uno de ellos, con un antifaz, gritó:

-¡¡Necesitamos comida, agua y algunos materiales básicos, dadnos lo que podáis y no os haremos daño!!-

Jaike avanzó entre la gente y cuando estuvo delante del pirata le dijo:

-¡Eh! No tienes derecho a hablarle así a esta gente, no son tus esclavos-

-¿Y tú de dónde sales?- preguntó el enmascarado.

-Soy Jaike, y también soy pirata-

-Ahahá... conque tú eres el novato que venció al imbécil de Largy; ese tal "Relámpago Blanco". Creo que eso de que eres un pirata...te viene un poco grande chaval...¿no creéis eso chicos?- todos los piratas que bajaron del galeón empezaron a reírse y a asentir. El pirata también esbozó una sonrisa.

-Yo te he respondido; ahora di tú quien eres, y qué haces aquí- añadió Jaike con voz áspera

-Está bien...Yo soy Ringo, el Estrellado, capitán de los Piratas Star- respondió -Ahora que ya nos conocemos, novato, apártate o tendré que quitarte yo del medio- insistió Ringo.

-No voy a...- pero antes de terminar la frase Ringo corrió hacia él para darle un puñetazo. Jaike se convirtió totalmente en rayo y se transportó detrás de él. -Goro Goro no ¡Hammeeer!-

-Conque un logia eh...- Ringo se desplazó rápidamente esquivando el puño eléctrico de Jaike, éste volvió la cabeza para fijar a su oponente; y vió el brazo de Ringo de un color negro metálico. Jaike empezó a electrizarse; pero el puño lo golpeó igualmente, haciendo que atravesara una pared, destrozando a Jaike.

-¿¿Pero qué...?? *pensando* ¿¿Por qué no he podido esquivarlo??- se preguntó.

-Gooo ru ru ru, ¿qué pasa?, ¿no habías visto nunca un usuario de haki?- le preguntó Ringo, como respondiendo a sus pensamientos. -...¡Tamanegi, Daikon, Nasu!...arrasad el pueblo...- ordenó.

Tres piratas que habían bajado del barco anteriormente, el primero altísimo y con los brazos anormalmente largos, el segundo con una complexión física enorme y montado en un jabalí, y la última era una ancianita con el cuerpo en forma de pera, se disponían a entrar en algunas tiendas y casas para conseguir los recursos, pero Marín y Canonbolt les impidieron el paso.

-¡Rata!, ayúdanos, ¿quieres?- exclamó Marín.

-Oooooookay- contestó Rata, y echó mano de dos cuerdas que tenía atadas a su cinturón.

RvsJ

Jaike se recupera del golpe de Ringo

-Gra-gracias por la ayuda Rata...- exhaló Jaike desde lejos y tumbado todavía. -yo me encargo de este- añadió dolorido y se incorporó de nuevo a la batalla.

Marín desenvainó su Nodachi y creó un circulo de aire en la palma de su mano, Canonbolt introdujo la mano en su gran mochila y sacó dos balas de cañón; y Rata cogió las cuerdas como si fueran dos látigos

-Yo me encargo del Larguirucho- exclamó Marín.

-Y yo me pido al del cerdo- añadió Canonbolt.

-¡Eh eh!, ¿y yo a la ancianita?¡¡Venga yaa!!- se quejó Rata

De pronto Nasu dio un tremendo salto y subió a uno de los tejados, y Rata la siguió. Daikon aceleró y atravesó una casa.

-¿Ya hemos empezado?- se sorprendió Canonbolt, y empezó a correr detrás de él -¡Soru!-

-Con que solo quedamos tú y yo eeeh...- exclamó Tamanegi sonriendo.

-Ahá- asintió Marín.

Por otro lado Jaike se levantó del suelo y dijo:

-Aquí comienza nuestra batalla-

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.