FANDOM


Capítulo 646: Carousel de la muerte, versión para gigantes

Diez horas después de empezar el juego del carousel de la muerte, la mayoría de los Freak ya han logrado cruzar al otro lado, animando a Maxwell mientras pasa a través de los obstáculos ayudándose con su kenbunshoku haki.

Cosmo: ¡Vamos, capi!

Rick: ¡Ya casi estamos!

En cuanto al resto de la tripulación, varios han recibido tratamiento por Amar tras cruzar al otro lado, después de muchos intentos fallidos. Quienes han tenido menos problemas para cruzar han sido Ana y Paul, gracias a sus habilidades logia, y Rick, quien, a duras penas, logró soportar varios de los ataques del tiovivo gracias a la piel rocosa de su habilidad. Otros, como Skorup, Cosmo, Dan, Roco y el mismo Amar no lo han tenido nada fácil.

Maxwell: ¡¡!!

El Garabateador logra evitar a tiempo la cuchilla que se mueve hacia su cabeza inclinándose hacia atrás, viendo como pasa casi rozando su nariz para luego ver abrirse un agujero en la pared con un lanzallamas en su interior. Ante ello, el pirata salta desesperadamente hacia delante cayendo al suelo.

Maxwell: ¡Woah!

Cuando levanta la cabeza del suelo, ve a Cosmo dándole la mano para ayudarle a levantarse, aceptándola con gusto para luego dirigirse a Moth Candy, quien sigue sentada sobre la reja que separa la sala en dos mitades.

Maxwell: ¡Chúpate esa, acabo de conseguirlo!

Moth Candy: Ya veo, ya, pero solo habéis pasado once, os falta uno.

En efecto, Willy se ha quedado solo al otro lado de la sala, mirando el pequeño tiovivo dudando sobre si podrá pasar.

Dan: ¡Eh, eso no vale, Willy es un wotan, es demasiado grande para pasar por ahí con la de obstáculos que hay!

Rick: ¡Es cierto, es minúsculo comparado con su tamaño!

Pero mientras que en un principio esperaban evasivas, Candy se muestra bastante comprensiva.

Candy: Es verdad, así no se puede jugar bien, vamos a arreglarlo.

En ese momento, el área del tiovivo se ensancha mientras que este aumenta en altura, recogiendo sus obstáculos iniciales para desplegar otros más grandes, tanto incluso como el propio Coloso de Mar.

Candy: ¡El "carousel de la muerte, versión para gigantes"!

Paul: ¡¿EEEEEEEEEEEH?!

Ana: Oh, cielos...

Mika: ¡Woaaaaaaah!

Willy: ¡!

Candy: ¡Ahora sí, ya puedes pasar!

Willy: ¡Soru!

No queriendo perder más tiempo aquí, el wotan intenta pasar rápido con su velocidad, pero el tiovivo consigue interceptarle con una bola claveteada gigante, mandándolo fuera con fuerza.

Candy: ¡Jijijijiji!

El Coloso de Mar se levanta del suelo dolorido mientras la niña sigue riendo hasta que Maxwell golpea la reja con su Inkuhato, desequilibrándola y casi haciéndola caer.

Maxwell: ¡Vamos, Willy, piensa que ninguno nos hemos pasado esto a la primera, solo Mika y porque era el "modo fácil"!

Mika: ¡Puedes hacerlo!

Willy: ¡Tsk...!

Willy se queda mirando el tiovivo moviéndose, estudiando la velocidad a la que los obstáculos giran, esperando el momento oportuno para entrar de nuevo mientras sus compañeros esperan sintiendo la tensión en el ambiente.

Willy: ...

Candy: ¿?

Tepes: ...

Skorup: ...

Maxwell: ¿...?

Willy: ¡¡Soru!!

De nuevo, Willy vuelve a desaparecer de lo rápido que corre hacia el tiovivo, aunque Candy ve venir que se encontrarà de nuevo con la bola de pinchos que le bloqueó el paso la vez anterior.

Candy: Y allà vamos de nuevo...

Sin embargo, esta vez la bola se encuentra con el zanbato de piedra marina del wotan, quien lo sujeta para impedir que el tiovivo siga girando, lo cual sorprende a quienes le miran.

Willy: ¡Vamosssss...!

Pero el carousel de la muerte sigue queriendo girar, llegando a empujar a Willy de forma que arrastra sus pies un par de metros por el suelo, aunque el pirata rápidamente cambia su posición por otra más firme.

Willy: ¡Roaaaaaaaaar!

En ese momento, la base del pilar del tiovivo empieza a echar humo, lo que alarma a Candy.

Candy: ¡¿EH?! ¡El mecanismo, lo está atascando!

Maxwell: Willy... ¡PERO QUÉ LISTO ERES!

Candy: ¡¡¡No, para, lo vas a romper!!!

Pero Willy no la escucha, sino que hace aún más fuerza con su zanbato.

Willy: ¡¡Shirogiri!!

Hasta que la fuerza del wotan supera la del tiovivo, siendo este partido por la mitad al mismo tiempo que el mecanismo debajo de él explota, todo esto ante los ojos iluminados de gran parte de los Freak.

Piratas Freak: ¡¡Woaaaaaaaaaajajajajaja!!

Capítulo 647: Billete de ida, billete de vuelta

El temblor de la explosión hace que Candy finalmente caiga de la verja hacia el suelo, siendo cogida en el aire por Maxwell, dejándola colgando de su mano sin ningún lugar al que huir. Lo primero que hace el Garabateador al atraparla es recuperar su cuaderno, quitándoselo de las manos.

Maxwell: Hemos ganado.

Candy: Jo...

A lo que la muchacha queda cabizbaja, lamentándose.

Roco: ¡Ahora confiesa! ¿Dónde está Laura?

Candy: Seguramente esté en la residencia de Obra, en lo más alto de Fantasia.

Dan: ¿Y cómo llegamos hasta ahí?

Candy: Bueno, todos los edificios de Fantasia están conectados, por lo que deberíais ir por buen camino siempre y cuando vayáis por escaleras de subida.

Maxwell: Gracias por tu colaboración.

El pirata suelta a Candy dejándola caer al suelo y rápidamente se pone en camino con sus compañeros hacia las escaleras de subida a las zonas superiores.

Candy: ¿Sabéis por qué os he contado esto tan de primeras?

A lo que los Freak se detienen, girándose de nuevo hacia ella para verla con una mueca en la cara.

Candy: Porque puede que vayáis a ser capaces de vencer a los oficiales de mi banda, pero vuestras posibilidades de vencer a Obra son no de uno contra mil ni de uno contra un millón... ¡son de CERO!

Maxwell: ¡Tsk, me gustará ver como corres llamándole cuando reduzcamos este castillo a escombros!

Y así, los piratas reanudan su camino dejando a la muchacha sola de nuevo en su habitación, con los restos de su tiovivo por todas partes.

Mientras suben las escaleras, Paul se percata de algo.

Paul: ¡Un momento, no le hemos preguntado de paso donde fabrican los Ojos del Diablo!

Maxwell: ¡Si vamos a estar subiendo todo el rato hasta la cima de Fantasia, encontraremos la fábrica por el camino seguro!

Mientras tanto, en el laboratorio de Gustav situado junto a la fábrica de Ojos del Diablo, el jefe de la división científica hace una última mezcla de sustancias a través de brazos mecánicos, mientras él y sus subordinados científicos observan desde un muro de protección.

Gustav: Cuidaaado... cuidaaaaaado...

Científico: Al menos si ahora explota no saldremos volando.

Científicos: Sí, será un consuelo si esta vez tampoco funciona.

Gustav: ¡Funcionará, ya lo veréis!

Pero los científicos ya está cubriéndose los oídos a la espera de la explosión cuando Gustav vierte la sustancia "A" sobre la sustancia "B".

Científico: ¡Que revienta!

Todos: ¡¡¡!!!

...

Científico: ...

Científico: ... ¿?

Gustav: ¡¡!!

Al ver que no ocurre nada, Gustav se acerca al frasco con la mezcla, observando en él una pequeña masa de varios colores mezclados, bastante estable.

Gustav: ¡¡¡¡!!!! Jee...

Científicos: ¡¿Lo hemos encontrado?!

Gustav: ¡¡¡EUREKA, WOFOFOFOFOFOFOFOOOO!!!

Y con el frasco en sus manos, Gustav sale del laboratorio hacia la fábrica, donde Obra supervisa la creación de Ojos del Diablo viendo como caen al interior de una enorme botella.

Gustav: ¡¡Señor Obra, lo hemos conseguido, hemos replicado el fenómeno que buscábamos!!

Obra: ¡¿De verdad?!

A lo que el científico le acerca el frasco con sus brazos flotantes para que lo vea.

Obra: Es cierto... ¡Lo ha conseguido!

Gustav: ¡Wofofofofofofofo!

Obra: ¡Pues no pierda más tiempo, empiece a abrir el portal a la de ya!

Gustav: ¡SÍ, SEÑOR!

Y dicho y hecho, Gustav vuelve a su laboratorio y vierte el contenido de la botella en el interior de una especie de cañón, dirigiéndose después al exterior por la cúpula del edificio, situándose detrás de Fantasia, ante los límites del mar de nubes. A su vez, Obra, exultante, mira el contador de Ojos del Diablo, el cual ya ha superado el número 8.000.000.

Obra: Ya solo queda una parte del plan ¡pronto recuperaré lo que me arrebataron y muuucho más!

Gustav: ¡Este va a ser un buen sitio!

Y con solo tirar de una palanca conectada al cañón, este empieza a expulsar la sustancia creada pero en cantidades desorbitadamente más grandes, cubriendo poco a poco el horizonte de lo que parece ser una especie de niebla pero con los colores de la mezcla obtenida en el laboratorio.

Gustav: ¡Hace 5 años fuiste el billete de ida del señor Obra, y ahora serás el billete de vuelta de todos nosotros, el nexo entre mundos, NIEBLA ARCO IRIS!

Capítulo 648: El honor que defendemos

Mientras Gustav genera la niebla, los seis barcos de la Alianza de los Siete Magníficos llegan por fin al puerto de Fantasia, viendo al Freaky Soul amarrado en uno de los muelles.

Buck: Ahí está el barco del Garabateador.

Creeper: ¡Debemos atracar cuanto antes y ayudarle!

???: ¡EEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEH!

Todos: ¿?

???: ¡Aquí, en el barco grandote!

Cuando Bomba trata de ver quién les está llamando, ve a Capataz y Coronel moviendo los brazos llamándoles.

Bomba: ¡Son los subordinados de Maxwell!

Cuando los barcos atracan, los capitanes se reúnen con los dummies, quienes parecen estar preocupados por los Freak.

Capataz: ¡Llegamos ayer, ellos se adelantaron y desde entonces no hemos sabido nada de ellos!

Coronel: ¡Podrían haberlos capturado!

Dummy: ¡Necesitamos vuestra ayuda, nosotros podemos ser cincuenta pero no somos luchadores...!

Dummy: ¡Manejamos los cañones en batallas navales pero poco más...!

Creeper: (Qué monos...)

Bomba: ¡No os preocupéis, traeremos de vuelta al Garabateador y sus compañeros!

Dance Mon: ¡Sin dilación!

Piratas Discoball: ¡YES!

Los ojos de los dummies empiezan a derramar lágrimas de emoción ante las palabras de sus aliados, mientras las demás tripulaciones comienzan a desembarcar armadas hasta los dientes y a formar delante de las escaleras que llevan a la entrada, mientras Buck se posiciona frente a ellos.

Buck: ¡Escuchadme todos!

One Piece The Very Very Strongest

Bomba: ¿?

Kurokage: ¿Eh?

Red: ¡Ooooh, hora del discurso de guerra, aaaah ah ah ah!

Buck: Ejem... ¡Hoy es el dia, caballeros, el dia en que por fin acabaremos con el negocio que puso en peligro nuestras vidas y a nuestros aliados hace un año en Grand Battle Land! ¡En ese periodo fuimos conscientes del peligro que podía suponer una sola de esas píldoras llamadas "Ojos del Diablo", una sola de ellas hizo que un miembro de la Banda del Pulgar Invertido estuviera a punto de matarnos a todos, por lo que decidimos poner fin a su distribución! ¡Durante nuestra travesía nos hemos enfrentado a verdaderos titanes cuya amenaza para nosotros solo podía ser superada por los Cuatro Emperadores, pero salimos victoriosos y ahora nos encontramos a las puertas de la residencia de la mente maestra detrás de este conflicto, y yo digo, QUE VAYAMOS A DEMOLERLA HASTA LOS CIMIENTOS!

Todos: ¡RAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAR!

Dummies: ¡¡Seeeeeeeeeeh!!

Red: ¡¡AAAAH AH AH AH AH AH!!

Buck: ¡Y PUEDE QUE NOS QUITEN LA VIDA EN EL INTENTO, PERO NUNCA NOS QUITARÁN NUESTRO HONOR, EL HONOR CON EL QUE DEFENDEMOS NUESTRO ESTILO DE VIDA PIRATA!

Todos: ¡¡¡WOAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAH!!!

A lo que Buck se da la vuelta hacia las escaleras mientras extiende su tridente y ametralladora.

Buck: ¡CARGAAAD!

Red: ¡¡Por los siete magníficos!!

Todos: ¡¡¡POR LOS SIETE MAGNÍFICOOOOS!!!

Los gritos de los piratas se oyen incluso desde el coliseo, donde Zani y Libra permanecen a la espera con sus tropas para recibir a los intrusos. Libra está con un den den mushi hablando con Perkins.

Libra: Perkins, contamos contigo y con Janus para reducir al menos el número de enemigos al menor posible, luego nosotros los remataremos.

El mayordomo se encuentra en la entrada de Fantasia con Janus detrás, con su espada de fuego en una mano y su den den mushi en la otra.

Perkins: Si doy mi vida en esta batalla, será por proteger la casa a la que juré servir.

Libra: Y el señor Obra se enorgullece de ti por ello.

Perkins: Eso es todo lo que necesito saber...

Got'cha

Y tras guardar el den den mushi, Perkins se pone en guardia con su espada mientras ve llegar a los piratas.

Pirata: ¡Tenemos compañía!

Pirata: ¡Ahí tenemos a la primera línea de defensa!

Perkins: ¡Soy el mayordomo de la isla de Fantasia, y en nombre de los Piratas de Obra...!

El mayordomo realiza un barrido llameante con su espada que obliga a retroceder a los piratas.

Perkins: ¡¡No sois bienvenidos!!

Capítulo 649: Alianza vs Perkins y Janus

Perkins: ¡Surtur!

Varios piratas son alcanzados por las llamas de Perkins, quien genera una barrera de fuego entre ellos y la puerta. El mayordomo ya cree haber ganado al menos algo de tiempo cuando ve el tridente recubierto con haki de Buck pasar entre las llamas y cogerle del cuello.

Perkins: ¡¡!!

Acto seguido, Buck atraviesa completamente las llamas, demostrando tener todo el cuerpo imbuido en busoshoku haki y termina de estampar al mayordomo contra el suelo, inmovilizándole gracias a su arma mientras le apunta con su ametralladora con la otra mano.

Buck: ¡Demasiado temerario venir tú solo a por todos nosotros!

Janus: ¡¿"Solo"?!

Buck: ¿?

El Mercenario queda estupefacto al ver la entrada de Fantasia moviéndose mientras frunce el ceño y levanta uno de sus brazos de piedra.

Buck: ¿¿Pero qué...??

Janus: ¡¡El señor Perkins no acabará con todos vosotros él solo!! ¡Tojina Tobira Punch!

Buck ya se prepara para defenderse del puñetazo con su ametralladora cuando Bomba acude a su rescate, saltando sobre las llamas hacia el puño.

Bomba: ¡Saikyo no Kaizoku Smash!

El choque de puños resulta tan potente que llega a producir una onda expansiva que termina con Bomba saliendo disparado de nuevo con sus subordinados mientras que el brazo de Janus también retrocede, salvando a Buck.

Janus: ¡Wow, menuda fuerza!

Acto seguido, las llamas son disipadas por Red y su lanza, extendiéndola lo bastante rápido como para generar tal corriente de aire que estas desaparecen.

Red: ¡Ni las llamas del mismísimo infierno detendrán a mi amada justicia!

Buck sonríe al ver que sus aliados están llevando el combate a su favor, pero Perkins aprovecha esa bajada de guardia para quitárselo de encima de un puñetazo, mandándolo al borde del puente. Afortunadamente, el pirata consigue agarrarse a la pared clavando su tridente en ella, quedando colgado sobre un abismo sin fondo.

Buck: ¡¡!!

Rake: ¡El jefe está en apuros!

Shovel: ¡Debemos ayudarle!

Pirata Bucket: ¿¿Pero habéis visto?? ¡Ese tío le ha mandado a volar de un puñetazo aunque estuviera recubierto con haki!

Rake y el doctor Shovel corren a socorrer a su capitán mientras el resto de su tripulación apunta a Perkins con sus rifles y dispara sin compasión. Pero el mayordomo simplemente quema las balas con su espada de fuego mientras se prepara para recibir a los demás piratas.

Rake: ¡Aguante, jefe, ya llegamos!

Buck: ¡Agh...!

El pirata empieza a temer que su tridente no aguante su peso hasta que es atrapado por la mano de piedra de Janus, quien lo acerca hacia él mientras levanta su pulgar sobre su cabeza, riendo.

Janus: ¡Joajoajoajoa, reventaré esa cabeza peluda tuya como si fuera un grano!

Buck: ¡!

Rake: ¡AY, SANTO DIOS DE LA PLAYA! ¡Alguien, necesito un bazooka!

Pirata Bucket: ¡Cógelo!

Un miembro corpulento de su tripulación lanza un cañón cargado Rake, quien rápidamente apunta a la mano del portero y dispara, esta vez haciéndola estallar en pedazos y liberando a Buck, quien sale prácticamente ileso gracias a su haki.

Janus: ¡AH, MI MANO!

Pero a pesar de haber perdido la mano por el disparo de Rake, el portero logra percatarse de que ahora tiene a Buck en el aire frente a él apuntándole con su ametralladora.

Janus: ¡¡!!

Buck: Boom.

Janus: Oh ouh...

Y con solo tres explosivos disparos, Buck logra dañar en gran medida el rostro de Janus mientras los Piratas Bucket alaban a su capitán.

Rake: ¡WOOOOOOOOOOH!

Shovel: ¡Ese es nuestro capitán!

Piratas Bucket: ¡Buck, Buck, Buck, Buck, Buck!

Perkins: ¡Ya es suficiente!

Pero la euforia de los piratas les había hecho olvidar que seguían en primera línea contra Perkins, quien aprovecha para mandarles a volar con su espada.

Creeper: ¡Kojogami!

Viendo venir las enredaderas de Creeper, Perkins salta hacia atrás mientras apunta a los piratas con la empuñadura de su espada, la cual acaba de apagar por un momento sus llamas.

Perkins: ¡Os arrepentiréis de haber puesto un pie en este suelo!

Red: ¡¡Todos, detrás de los Superpiratas!!

Perkins: ¡¡BAHAMUT!!

Y del interior de la empuñadura sale una deflagración de tal potencia que alcanza todo el puente.

Capítulo 650: Plan para sorprender al Gran Ojo

Perkins se mantiene atento esperando haber acabado con sus enemigos pero cuando las llamas se disipa, el mayordomo contempla a los cinco Superpiratas extendiendo sus manos delante del resto de piratas, habiendo creado una barrera con su busoshoku haki conjunto.

Perkins: Tsk...

Red: ¡Ríndete, te superamos ampliamente en número y no somos tan débiles como creías!

Perkins: ¡Mi trabajo es proteger esta casa, sería una deshonra que me rindiera antes que luchar por ella!

Red: ¡Aaaah ah ah ah ah ah, veo honor en tus palabras y bondad en tu corazón!

Perkins: ¡Raaaaaaaaaaar!

Perkins se dispone a cargar de nuevo contra los piratas al mismo tiempo que Janus recupera la consciencia, dispuesto a ayudarle.

Janus: ¡¡¡AAAAAAAAGH, os aplastaré como si fuerais moscas!!!

Y de esta forma, los piratas tienen a Perkins atacándoles por el frente y a Janus tratando de aplastarles de una palmada, teniendo así sus brazos viniendo por los lados.

Red: ¡Lance of Justice!

Perkins: ¡¡!!

El mayordomo logra ver que Red ejecutará su ataque antes de que él les alcance con el suyo, lo que le hace inclinarse hacia atrás para tirarse al suelo. Esto le permite esquivar la poderosa ráfaga de aire cortante que el Superpirata lanza hacia él y Janus, alcanzando únicamente al portero. Como resultado, su rostro de piedra queda totalmente destrozado al sumarse dicho ataque con los disparos anteriores de Buck, quedando fuera de combate mientras sus brazos se detienen en seco.

Cuando Perkins se levanta del suelo, rápidamente ve con horror que Janus ha sido vencido.

Perkins: ¡Señor Janus...!

Pero eso le hace bajar la guardia por un segundo, el cual es aprovechado ni más ni menos que por Kurokage, apareciendo de la nada con su arte ninja y con su Wakizashi desenvainada.

Kurokage: ¡Técnica del corta-cerezos!

Perkins: ¡¡¿¿...??!!

Y de esta forma, el ninja asesta el golpe final sobre Perkins, quien cae de rodillas al suelo con sus ojos en blanco y tosiendo, mientras susurra unas últimas palabras antes de caer por completo de cara al suelo.

Perkins: Gloria a... Fantasia...

El Guerrero de Nombre Redundante vuelve a envainar su arma mientras el resto de la alianza reanuda su avance al interior del edificio. Además, Shovel y Rake tratan de recuperar el tridente de Buck, el cual sigue clavado en la pared bajo el puente. Una vez recogido, los dos piratas se lo devuelven.

Rake: ¡Su tridente!

Buck: Gracias, caballeros, y buen trabajo en la pelea de ahora, aunque esta batalla no ha hecho más que empezar.

Bomba: ¡Adelante!

Piratas: ¡¡SEEEEEEEEEEH!!

Y una tras otra, las seis tripulaciones se abren paso al interior de la fortaleza, pasando alrededor de Perkins, entrando por último los Piratas Discoball. De entre ellos, Elvis, Madonna y Sophia Star se quedan mirando al mayordomo.

Star: ¿Está muerto...?

Elvis: ¿Por qué lo preguntas?

Star: Es que no sangra.

Madonna: Lol, es verdad... Bah, es igual, dudo que pueda hacer gran cosa tras ser cortado de esa forma por Kurokage, continuemos.

Y así, Perkins queda totalmente solo en el puente junto a lo que queda de Janus. De repente, nada más cerrarse la puerta una vez han entrado todos los piratas, el cuerpo del mayordomo comienza a desvanecerse hasta quedar únicamente un objeto plano, cuadrado y blanco en el suelo.

Dentro de Fantasia...

Red: Kurokage.

Kurokage: ¡Diga, don Red!

Red: Necesitamos que no participes en la batalla con la tripulación de Obra junto a nosotros.

Kurokage: ¿Eh?

Red: En su lugar debes encontrar a los Piratas Freak, posiblemente presos en algún lugar de Fantasia o todavía buscando a su compañera desaparecida. Tu sigilo será muy útil para ello.

Kurokage: ¡Ooooh, ya entiendo!

Red: Cuando los encuentres, por si acaso nosotros nos demoramos en el combate, deberéis rescatar a la señorita Laura Moovi, encontrar la fábrica de Ojos del Diablo y destruirla. Para ello te confío esto.

El superpirata da al ninja un dial, cuya función acaba deduciendo a los pocos instantes.

Kurokage: ¡¡!! ¿Este no es...?

Red: El dial de destello que traerá a los guardianes de Twin Olympus aquí para ayudarnos como nos prometieron. Obra estará concentrado en detener nuestro ataque, así que la aparición de un nuevo frente de batalla le pillará desprevenido.

Kurokage: ¡Entendido, encontraré a los Freak mientras vosotros distraéis a Obra!

Red: ¡Aaaah ah ah ah ah ah!

Kurokage: ¡No fallaré!

Creeper: Cuando hayáis destruido la fábrica y los Ojos del Diablo, ya habremos terminado la misión y nos retiraremos inmediatamente.

Dance Mon: Yes.

Red: ¡Y entonces por fin habremos acabado con los ojos de una vez por todas!

Kurokage: ¡Seeeeeeh! ¡Pues sin más dilación, me retiro! ¡Técnica de liberación de humo!

Capítulo 651: El ataque de las criadas demoníacas

Tras subir varias escaleras desde la habitación de Moth Candy, los Freak llegan a la zona media de Fantasia, derribando la puerta que da a una especie de comedor lleno de criadas, quienes estaban realizando sus tareas domésticas hasta ese momento.

Maxwell: ¡Woaaaaaaah, lo logramos!

Cosmo: ¡Por fin!

Ana: ¡Uy!

Paul: ¡...!

Al ver a todas las criadas mirándoles, los piratas quedan en silencio, tratando de encontrar una salida a la situación que no consista en las criadas entrando en pánico y dando la alarma. Maxwell finalmente toma la iniciativa y las saluda cordialmente quitándose el sombrero.

Maxwell: Eeeeeh... señoras...

Pero ponerse en plan amable no sirve, ya que las criadas muestran cogen varios cuchillos y tenedores mientras sus ojos se vuelven de color rojo y alas crecen en su espalda. Viendo a los Freak como intrusos, las criadas se abalanzan sobre ellos.

Criadas: ¡IAAAAAAAAAAAH!

Maxwell: ¡¡AY, MADRE!!

Roco: ¡¡¡Criadas demoníacas!!!

Con su cetro, Maxwell bloquea el cuchillo de una de las criadas para luego golpearla y mandarla a volar mientras el resto de la banda se defiende de los ataques de las demás.

Maxwell: ¡¿Qué narices pasa en este sitio?!

Criadas: ¡Intrusos, intrusos, intrusos!

Las criadas arremeten violentamente contra los Freak, aunque debido al tamaño de sus armas, son superadas con moderada dificultad por estos.


Hace varias horas.

Sykes: ¡A ver, reinas, Fantasia se encuentra ahora bajo amenaza de invasión así que si veis a cualquier persona que no esté afiliada a los Piratas de Obra deambular bajo la residencia superior, acabad con ella!


Criadas: ¡¡Intrusos, intrusos!!

Rick: ¡Las amables sirvientas ya no son lo que eran! ¡Ramstone!

Dan: ¡Right Tank!

Maxwell: ¡Esto es de lo más creepy a lo que me he enfrentado!

Cosmo: ¡Tepes!

Tepes: ¿?

Cosmo: ¡Cubre a los demás! ¡Capi, atrás!

Maxwell: ¿Eh?

Starman aparta a Maxwell para ponerse delante de los piratas con todas las criadas yendo hacia él, mientras Tepes protege a los demás con su técnica gajo.

Cosmo: ¡¡Supernova!!

La explosión provocada de las manos de Cosmo logra tener tal potencia que derrota a todas las criadas demoníacas, además de destruir el comedor y romper las ventanas, dejando salir parte de la llamarada. Esto hace que tanto Kurokage, varios metros más abajo en el exterior de la fortaleza, como Libra, en el coliseo, se percaten del jaleo.

Kurokage: Por todos los yokais ¿qué ha sido eso?

Libra: ... General Zani, algo ocurre en el comedor del servicio, me temo que deberéis empezar la batalla sin mí.

Zani: ¡Bueno, peor para ti, cuando vuelvas seguramente ya habremos acabado!

Libra: Quizá...

Y sin más dilación, Libra se retira al interior del coliseo mientras Zani y el resto del ejército se preparan para recibir a la Alianza de los Siete Magníficos, la cual ha derrotado a los pocos guardias que había entre la entrada y el coliseo y está a punto de llegar.

Zani: ¡Atentos, muchachos, esto va a estar bien!

Las tropas se muestran bastante ansiosas por entrar en combate, observando la puerta de entrada al coliseo hasta que uno de los soldados ve algo entrando.

Soldado: ¡Ahí llegan!

Zani: ¡¿...?!

Pero en lugar de ver entrar tropas normales, solo ven una enorme esfera negra aparecer rodando ante ellos. A pesar de su aspecto, no están seguros de si es una bomba, pues no parece duro ni liso, sino más bien rugoso.

Soldado: ¿Qué es...?

Soldado: ¿...eso?

Dance Mon: ¡¡Kawaii Dansei Ho!!

De repente, diez cañones salen del interior del afro y abren fuego contra los soldados, acabando con tres o cuatro filas enteras para el asombro de Zani y los comandantes, quienes pasan a ver la entrada al coliseo cubierta por el humo de las explosiones.

Zani: ¡¡Ya están aquí!!

Y mientras Dance Mon saca su cuerpo del interior de su afro, los otros cuatro líderes restantes de la alianza aparecen de detrás de la humareda seguidos por sus subordinados.

Red: ¡¡¡HACIA LA VICTORIAAAAA!!!

Todos: ¡WOAAAAAAAAAAAH!

A lo que Zani sonríe viendo que quizá el enemigo no es tan débil como imaginaba.

Zani: ¡Ese es el espíritu, ACABAD CON ELLOS!

Ejército de Obra: ¡ROAAAAAAAAAAR!

Y así, la batalla entre el grueso de ambas fuerzas, los Piratas de Obra y la Alianza de los Siete Magníficos, colisionan en combate en el enorme coliseo de Fantasia.

Capítulo 652: El poder de los Piratas de Obra

Los piratas se abren paso contra el ejército enemigo, encargándose los subordinados de los soldados rasos mientras los capitanes tratan de llegar hasta los oficiales enemigos. Entre los que pelean con los soldados se encuentran Rake, Elvis, Yamikaze y O'Baby, quienes logran superarles en combate e incluso derrotar a varios miembros del escuadrón de carniceros y de matones al mismo tiempo.

Más atrás, el comandante del escuadrón de fuegos artificiales hace su primer movimiento.

Comandante: ¡Cañón triple gigante, preparado para abrir fuego!

De esta forma una enorme torreta mueve sus cañones de forma que sus proyectiles puedan alcanzar a los piratas.

Comandante: ¡Fuego!

Los tres proyectiles salen volando hacia los piratas mientras sus rostros esbozan grandes sonrisas.

Proyectil: ¡Aquí se va a liar una bien parda!

Proyectil: ¡Jajajajajaja!

Sin embargo, uno de ellos es cogido en el aire por Buck, quien con su tremenda fuerza lo manda de vuelta hacia Zani y los comandantes.

Buck: ¡Mejor os devuelvo esto!

Pero antes de impactar, el proyectil es interceptado por una pinza mecánica de gran tamaño, la cual sale de uno de los brazos del comandante, quien acto seguido vuelve a lanzarlo hacia Buck, explotando justo delante de sus narices y haciéndole caer al suelo. Afortunadamente, el Mercenario logra minimizar daños gracias a su busoshoku haki.

Buck: ¡Ugh!

Comandante: Un plan bastante temerario, lanzarte de esa forma contra un proyectil que te dobla en tamaño...

Mientras el comandante habla caminando hacia Buck, la enorme pinza empieza a contraerse y doblarse hasta adquirir la forma de una mano de tamaño normal, mientras que su otro brazo se transforma en un cañón con el que apunta al pirata.

Comandante: Bastante admirable, aunque un poco inútil.

  • [Kogg Hit, comandante del escuadrón de fuegos artificiales de los Piratas de Obra.]

En ese momento, los otros dos proyectiles caen sobre los piratas de la alianza, dejando a varios fuera de combate para disgusto de Buck, quien se dispone a sacar su tridente y enfrentarse a Hit.

Mientras tanto, los otros dos comandantes también comienzan a moverse.

Red: ¡Aaaah ah ah ah ah ah!

Red ataca sin piedad a todos los soldados enemigos que se interponen en su camino, quitándoselos de encima fácilmente con su lanza hasta que esta colisiona contra algo que no logra romper de primeras. Se trata de una especie de cuchilla de hielo salida del brazo de un individuo corpulento de piel azul y mandíbula de metal.

Red: ¿Eh, un gyojin?

Comandante: Yo no soy un gyojin. No, tampoco soy un tritón. ¿Alguna vez has visto un Gyojin con cola o un Tritón con piernas?

  • [Yetijaw, comandante del escuadrón de carniceros de los Piratas de Obra.]

Yetijaw: Pienso devoraros a ti y a tus aliados cuando todo esto acabe.

Red: ¡Aaah ah ah ah, inténtalo, villano!

Comandante: ¡¡Siente mi ira, humano!!

Bomba: ¿?

El Pequeño Gran Pirata logra esquivar a tiempo el ataque del gigantesco monstruo que pretendía aplastarle contra el suelo con sus puños. Se trata de una criatura similar a un reptil, con una coraza en la espalda, cola y cuatro musculosos brazos.

Comandante: ¡¡Me ocuparé de ti primero, canijo!!

  • [Raizan, comandante del escuadrón de matones de los Piratas de Obra.]

Mientras, Creeper y Dance Mon logran acercarse lo suficiente a Zani como para alertarle.

Zani: ¡!

Creeper: ¡Hyakuhari no mori!

Creeper ataca al general con las enredaderas de su pelo pero este simplemente las esquiva transformandose en algo similar a un murciélago, siendo solo su cabeza y dos alas saliendo de su casco, sorprendiendo a los dos capitanes pirata.

Creeper: ¿Un murciélago?

Zani: ¡Kwiii kwiii! ¿Habéis visto qué bien imito a los murciélagos?

Dance Mon: ¡Debe tener el poder de una fruta del diablo zoan!

Sin embargo, la hipótesis del Casi Supernova es tumbada cuando Zani pasa a convertirse una vez en el aire en un pie gigante, cayendo con fuerza sobre ellos.

Zani: ¡Shogun no ashi!

Dance Mon: ¡¡!!

Creeper logra esquivar por los pelos el pisotón pero su compañero no lo tiene tan fácil, siendo aplastado finalmente por Zani.

Creeper: ¡Dance Mon!

Zani: ¡Jojojojojo, uno menos!

Creeper: ¡Maldito...! ¡Hyakuhari no mori!

Pero las enredaderas de Creeper no logran hacer prácticamente ni un rasguño sobre Zani, quien vuelve a cambiar de forma para convertirse en una pelota gigante, alzándose imponente ante la Madre Naturaleza.

Zani: ¡He de decir que tenéis suerte de que solo haya un general participando en esta batalla, si Libra no se hubiese marchado seguramente ya habríamos terminado!

Creeper: ¡¿...?!

Zani: ¡Pero de todas formas no tenéis nada que hacer contra mí y los comandantes, espero que os quede claro cuando haya concluido esta batalla! ¡Roller Shogun!

El general empieza a rodar en dirección a Creeper, a quien no le queda otra que correr a buscar una zona segura donde poder contraatacar en condiciones.

Zani: ¡¡Este es el poder de los Piratas de Obra, JOOOJOJOJOJOJO!!

Capítulo 653: Escasez de ideas

Elvis: ¡Rock'n Roll For You!

Volando con su fruta Roke Roke, Elvis se lleva por delante varios miembros del escuadrón de matones con sus puños a propulsión.

Elvis: ¡Jajajajaja, cuidado que vooooy!

???: Hmm...

De repente, un hombre joven con tupé se pone delante del pirata, bloqueando su puño únicamente con un pie, frenándole en el aire aun cuando los propulsores de sus brazos siguen activos.

Elvis: ¿¿??

Spicy pensativo

¿Hay una belleza absoluta?

???: Los ataques con éxito de un guerrero parecerán bellos desde su punto de vista, pero no desde el punto de vista del enemigo...

Elvis se queda mirando al joven mientras habla, sorprendiéndose al verle poner una pintoresca expresión facial mientras se dispone a plantear una pregunta.

???: Entonces ¿hay una belleza absoluta?

  • [Spicy, miembro del escuadrón de matones de los Piratas de Obra.]

Pero tras pensarlo unos segundos, Spicy vuelve a su cara original.

Spicy: Nah, no creo, todos tenemos ideales distintos sobre la belleza.

Elvis: Pues sí, es cierto... ¡Un momento!

Centrándose en la batalla, Elvis trata de golpear a Spicy con su otro brazo.

Mientras tanto, Yamikaze choca sus cuchillas con el hacha de un hombre pálido y con un brazo exageradamente grande en comparación al resto del cuerpo, con el cual sostiene su arma.

???: Y dime ¿cómo es el mar azul?

Yamikaze: ¡Calla y pelea!

Pero el ataque del Silbido es bloqueado de nuevo por el arma del enemigo y posteriormente este es golpeado y mandado hacia atrás de un puñetazo.

???: Es que nunca he estado ¿sabes?

  • [Wendigo, miembro del escuadrón de carniceros de los Piratas de Obra.]

O'Baby: ¡Garagara Onaka!

Con su sonajero gigante, O'Baby detiene la enorme esfera que se disponía a aplastarle y la manda de nuevo hacia arriba. Se trata de algo parecido a la cabeza de un payaso mecánico, con dientes afilados y una diana bajo el mentón. Sobre la cabeza tiene unas cadenas con las que un ser parecido a un fantasma la coge y sostiene mientras él flota en el aire.

Fantasma: ¡Wow, tienes fuerza, pero solo es cuestión de tiempo a que te deje hecho papilla!

  • [Sugarcream, miembro del escuadrón de fuegos artificiales de los Piratas de Obra.]

O'Baby: ¡Hmpf, como si fuera a dejarme vencer por un engendro como tú!

Sugarcream: ¡¿Kik...?! ¡¡Lamentarás ese comentario!!

Sugarcream vuelve a lanzar su bola-payaso hacia el Niño Grande mientras él se prepara para devolverla de nuevo con el sonajero.

Mientras tanto, los Freak han derrotado a las criadas deomoníacas gracias al último ataque de Cosmo, tomándose unos segundos para recuperar el aliento.

Paul: Este lugar está lleno de monstruos...

Mika: ¡Da miedo, rescatemos a Laura y vámonos de aquí!

Amar: Antes deberemos encontrar también la fábrica de Ojos del Diablo y destruirla.

Maxwell: Cierto, y de paso reunirnos con los demás ¿habrán llegado ya a Fantasia?

Kurokage: ¡¡Garabateadooor!!

Maxwell: ¡AAAAAAAAAAAAAGH!

Guiado por su instinto, Maxwell dispara su Hat Rocket a Kurokage, quien acababa de entrar al comedor por la ventana. Afortunadamente el ninja logra evitarlo a tiempo.

Kurokage: ¡Espera, espera, don Maxwell, soy yo!

Maxwell: ¡¡KUROKAGE, maldita sea, estoy harto de tus sustos!!

Kurokage: Mis disculpas...

Maxwell: ¡Un momento, si estás aquí es que el resto también ha llegado a Fantasia! ¿¿Dónde están los demás??

Kurokage: ¡Están abajo manteniendo ocupadas a las fuerzas enemigas, nosotros tenemos que cumplir la misión de destruir la fábrica con la ayuda de los guardianes de Twin Olympus!

Kurokage le dice esto a Maxwell enseñándole el dial de destello.

Maxwell: ¡Ooooh, ya veo!

Kurokage: ¿Habéis encontrado a vuestra compañera prisionera o la fábrica?

Maxwell: ¡Nah, hemos estado atrapados en el sótano de Fantasia, deben estar en los niveles superiores!

Kurokage: ¡Entonces debemos ponernos en marcha antes de que lleguen refuerzos, he visto la explosión a decenas de metros de distancia!

Piratas Freak: ¡Sí!

Y de esta forma, el grupo abandona el comedor de camino a los edificios superiores.

En la residencia de Obra, Laura camina por los pasillos planeando su próximo intento de fuga, teniendo en cuenta que ya no puede utilizar la misma ruta que antes, pues habrán reforzado la seguridad. Sin embargo, el hecho de que esa fuera la única entrada y salida a la residencia hace que no se le ocurran nuevas ideas.

Laura: Qué mal...

La Cineasta está a punto de rendirse cuando llega a la puerta de una habitación con un letrero con la palabra "OBRA" escrita en él.

Curiosa por lo que hay en el dormitorio de Obra, Laura mira a su alrededor para comprobar que está sola y abre lentamente la puerta. El interior de la habitación es bastante simple, con un armario negro en una pared y una ventana en la otra, además de una cama doble con una estantería a cada lado. Pero lo que más llama la atención a la pirata es el enorme libro "Memories" que hay sobre la cama.

Capítulo 654: ¿Una mala idea?

Libra: ...

Libra queda bastante sorprendido al ver el decadente estado en que ha quedado el comedor tras la explosión de Cosmo, viendo que no hay rastro de las criadas además de eso.

Libra: Menudo desorden...

Viendo la puerta a las escaleras abierta, el jefe de servicio llega a la conclusión de que los intrusos se dirigen a los pisos superiores, poniéndose luego a pensar quién puede haber entrado al edificio de forma que lograra saltarse el coliseo.


Sykes: Perkins recibió a los Freak con la idea de llevarlos ante Obra y sorprenderle, pero no confiaron en él y en su lugar le atacaron. Yo pasaba por allí y fui en su ayuda y al final fuimos capaces de hacerles caer por el pozo de la basura hacia las profundidades de Fantasia.


Libra: Moth Candy, parece que has pasado una noche movidita...

Y sabiendo ya que los Freak se encuentran dentro de Fantasia, el jefe de servicio se apresura a ir hacia las próximas escaleras, esperando alcanzarles antes de que lleguen al laboratorio.

Mientras tanto, de vuelta al coliseo, Red sigue peleando con Yetijaw chocando su lanza con las cuchillas de hielo de este, las cuales no parece que vayan a romperse nunca. Ante las dificultades de su capitán, el resto de Superpiratas deciden atacar al comandante.

Yellow: ¡A por él!

Red: ¡No, manteneos atrás!

Pero antes de que sus subordinados puedan oír la orden, Yetijaw agranda la cuchilla de hielo sobre su brazo derecho y golpea el suelo delante de ellos, generando una gran estructura del mismo material que los atrapa en su interior, congelándolos.

Red: ¡¡¡!!!

Yetijaw: Qué puedo decir, me gusta comer la comida fría a diferencia de la mayoría.

Red: ¡¡Lance of Justice!!

A su vez, Zani trata de aplastar a Creeper tras convertir sus brazos en martillos y aumentar de tamaño a base de alargar sus piernas, pudiendo tener acaparar más terreno con su vista.

Zani: ¡Jojojojojo, te aplastaré como la máquina esa, la de las ferias... "MATATOPOS"!

Creeper: ¡!

Pero en ese momento, Dance Mon aparece de un salto tras él, enfurecido por su humillación anterior y dispuesto a hacer pagar al general.

Dance Mon: ¡Kawaii Kazan!

Pero de nuevo, Zani evita el ataque convirtiéndose de nuevo en "murciélago".

Zani: ¡Kwii kwiiii!

Dance Mon: ¿¿??

Y tras volar hacia el Casi Supernova, el general adopta la forma de un bate de béisbol gigante y lo golpea.

Zani: ¡Shogun Homerun! Dance Mon sale volando hacia las gradas del coliseo mientras Zani luego se percata de que Creeper está intentando atacarle de nuevo con su pelo.

Zani: ¿Otra vez con el pelo?

Y como contraataque, el general pasa a adoptar la forma de un gigantesco yunque, cayendo sobre Creeper y obligándola a cancelar su ataque para tratar de sostenerlo con sus enredaderas.

Creeper: ¡Agh...!

Pero el peso de Zani es demasiado, obligando a la Madre Naturaleza a poner su mayor esfuerzo en evitar que la aplaste.

Zani: ¡Jojojojo, seeeeeh, cree en el fitness, el "fitness capilar"! ¿¿Lo pillas?? ¡¡Porque estás haciendo pesas con tu pelo!!

Creeper tenía la intención de contestarle pero le es imposible de la fuerza que debe hacer para mantener el yunque sobre ella. Mientras aguanta, la capitana se percata de que al parecer el ejército de Obra está tomando la delantera, fácilmente acorralando a los piratas rasos gracias a su superioridad numérica y a Buck siendo fuertemente golpeado en la cara por Hit, mientras Bomba está inmerso en una continua colisión de puñetazos con Raizan.

Bomba: ¡¡Woaaaaaaaaaaah!!

Raizan: ¡¡Jajajajajajajaja!!

Creeper: (¿Acaso... acaso va a resultar que enfrentarnos solo cinco de los siete grupos a este ejército ha sido una mala idea? ¡Garabateador, Kurokage, por favor, destruid rápido esa fábrica!)

Por su lado, los Freak y Kurokage se acercan ya a las escaleras que llevan directamente al laboratorio y a la residencia de Obra, sin aminorar ni un poco su ritmo; Obra sigue atento al contador de Ojos del Diablo, superando ya los 9.500.000 de unidades y subiendo; Gustav aún con la Niebla Arco Iris eufórico; y Laura en la habitación del Gran Ojo acurrucada contra una esquina mirando aterrada el libro, abierto sobre la cama.

Laura: Qué... narices... acabo... de ver.

Capítulo 655: Fase uno completa

Los Freak y Kurokage están a punto de llegar al edificio con la fábrica de Ojos del Diablo y el laboratorio de Gustav, con el ninja delante mientras toca el dial de destello guardado dentro de su kimono, para tenerlo localizado cuando llegue el momento de llamar a Ryusama y Yamitori.

Mika: Ya no quedan muchos pisos ¿no?

Amar: ¡Solo tenemos una residencia más encima, creo!

Maxwell: ¡A Obra se le acaban los escondites, daremos con él y la fábrica en nah!

Pero de repente, un enorme montón de gas negro aparece volando delante de ellos hasta caer sobre las escaleras, convirtiéndose después en Libra.

Piratas: ¡¡¡!!!

Mika: ¡Nos han encontrado!

Ana: ¡Tú...!

Maxwell: ¡¡Tú!! ¡Tú estabas con Sykes en Metropia!

Kurokage: ¿Es un enemigo? ¡Dejádmelo a mí, técnica del corta-cerezos!

Pero Kurokage solo logra hacer pasar su cuchillo a través de Libra para luego ser mandado a volar de un golpe en el cuello, cayendo en el edificio amplio de más abajo.

Maxwell: ¡Kurokage!

Libra: Ahora que solo estamos nosotros, permitidme que...

Maxwell: ¡Bonecrasher!

El Garabateador no quiere escuchar las palabras del jefe de servicio y le ataca con su Inkuhato, pero él simplemente lo detiene con la mano con tanta fuerza que el pirata es incapaz de recuperarlo después. Aun así, detrás de él Dan, Mika y Amar sacan sus armas, dispuestos a enfrentarse a Libra con su capitán mientras los demás también se ponen en guardia más atrás.

Libra: Por favor, señor, cálmese y escuche lo que debo decirle, mi nombre es Libra y soy uno de los generales de los Piratas de Obra.

Maxwell: ¡¡Y yo soy Kaido el de las Bestias!!

Y tras un gran esfuerzo, Maxwell consigue quitarle el cetro a Libra para golpearle de nuevo en la cabeza, esta vez con éxito.

Maxwell: ¡Jajaja!

Libra: No...

Maxwell: ¡!

Pero para sorpresa del joven pirata, Libra ha salido prácticamente ileso del golpe.

Libra: Usted es el Garabateador Maxwell Scribble, capitán de los Piratas Freak. Mi señor Obra quiere veros a usted y a sus compañeros.

Maxwell: ¿Y si nos negamos y seguimos dándonos tortas en esta escalera?

Libra: ¿Quiere reencontrarse con Laura Moovi?

Maxwell: ¡!

Roco: ¡Lol...!

Eso hace que Maxwell se piense su propuesta para luego mirar al agujero que ha dejado Kurokage tras caer sobre el edificio.

Libra: Su aliado está bien, vivirá.

Maxwell: Tsk... Vaale, llévanos ante Obra (cuando vea a ese desgraciao de espaldas ya le pegaré un tiro o algo...)

Libra: Sabia decisión.

A lo que Libra da media vuelta y empieza a subir las escaleras.

Libra: Seguidme.

Maxwell: ...

El pirata hace una señal a sus compañeros para que vayan tras él.

Roco: Bueno, al menos va a resultar que íbamos bien yendo por estas escaleras.

Paul: ¡¡¡!!! ¡Es cierto!

Muy cerca de ahí, en la fábrica de Ojos del Diablo, el contador de los ojos fabricados llega a la cifra de 10.000.000, sonando trompetas de fondo junto a una lluvia de confeti blanco y negro, celebrando la llegada al número mágico. Obra, viendo esto, sonríe bajo su máscara.

Obra: Ya está, la fase uno está completa por fin...

Capítulo 656: ¿Quién te has creído que eres?

Kurokage recupera el conocimiento en uno de los edificios bajo la torre negra de la que Libra le lanzó, tomándose unos segundos para recapitular los sucesos.

Kurokage: ¡Por todos los yokais...!

Acto seguido, el ninja revisa que el dial de destello sigue en su sitio y en buen estado, sintiendo un gran alivio al comprobar que así es, mirando luego al agujero que ha dejado en el techo de la habitación tras caer.

Kurokage: ¡Tengo que volver con los demás, deben estar pasando un auténtico mal trago contra ese individuo de cabeza metálica!

Pero en su lugar, los Freak se encuentran simplemente siguiendo a Libra mientras este sube las escaleras hasta llegar al edificio morado con la cúpula encima.

Libra: Hemos llegado.

Maxwell: ¿Obra está ahí dentro?

Libra: El señor Obra pasa gran parte del día en su residencia, aunque destina dos horas diarias a su trabajo en la fábrica.

Todos: (¿¿FÁBRICA??)

Rick: (Hombre, ahora que lo dice, sí parece una fábrica siniestra, sí...)

En su interior, Obra descansa sentado en una silla con los pies apoyados sobre la mesa de control, contemplando el 10.000.000 rodeado de luces de neón que hay al otro lado del edificio. Más abajo, la botella gigante ha quedado llena de Ojos del Diablo hasta los topes y ha sido tapada con un corcho de gran tamaño.

Libra: Señor.

Obra: ¿Mmm, qué ocurre, Li...?

Pero el Gran Ojo se calla cuando ve a los Freak detrás de su subordinado, levantándose de su silla mientras trata de contener la emoción. Mientras tanto, los piratas quedan sorprendidos por el aspecto de su enemigo.

Ana: (Le imaginaba más alto, mira...)

Tepes: (Le imaginaba más corpulento...)

Skorup: (Da la orden, capi, y lo dejo hecho un colador)

Paul: (Qué luces de neón tan chulas.)

Obra: V-v-v-vosotros sois...

Ana: ¿?

Obra: Sois... uh... uuuuuhuuuuh...

Piratas: ¿¿¿???

Mika: ¿Qué le pasa?

Dan: Está llorando.

Willy: ¿...?

Al ver que Obra cae de rodillas al suelo incapaz de mantenerse en pie por la emoción, Libra se acerca a él e intenta consolarle dándole palmaditas en un hombro.

Libra: Vamos, señor Obra, debe mantener la compostura, tiene invitados.

Cosmo: ¿"Invitados"?

Roco: ¡Pues para ser invitados nos hemos dado de tortas para llegar hasta aquí, empezando por ese tío del turbante y las nubes hasta tu amiguito, el señor cabeza de lata!

Libra: ¿?

Obra: P-pero... Bing Bang Boom tenía órdenes de mostraros el camino hacia aquí.

Roco: ¿Eh?

Dan: Ahora que lo pienso, es cierto que ese hombre dejó que sólo nosotros avanzaramos a Fantasia.

Amar: ¡Muy bien, vayamos al grano! ¿dónde está Laura Moovi, por qué la secuestrasteis?

Pero Obra sigue demasiado conmocionado para poder pensar con claridad mientras Maxwell se lo queda mirando sin saber muy bien cómo reaccionar ante el miserable que ha resultado ser el enemigo al que lleva un año confrontando.

Obra: ¡Ha pasado tanto tiempo... Cosmo, Willy, Dan, Amar, Rick, Skorup, Ana, Mika, Roco, Paul, Tepes!

Maxwell: ¡¡AAAAAAAAAAGH!!

Debido a que Libra seguía centrado en Obra, no consigue evitar que Maxwell lo mande de un puñetazo a la mesa de control en un ataque de ira. Del golpe, la máscara de Obra cae de sus hombros, revelando estar formada por las tres caretas, el sombrero y el pelo, en realidad una peluca. Esto llama la atención de los Freak pero Maxwell no le presta atención.

Libra: ¡¡!!

Maxwell: ¡No trates a mi tripulación como si los conocieras de toda la vida! ¡¿Crees que voy a permitir que me arrebates otro compañero?! ¡¡¿¿QUIÉN TE HAS CREÍDO QUE ERES??!!

Libra se acerca a Maxwell en guardia pero Obra levanta la mano para detenerle mientras se reincorpora del golpe.

Obra: ¡Libra, no, déjale!

A lo que el jefe de servicio retrocede mientras los Freak observan lo ocurrido, pensando si prepararse para el combate o no, al mismo tiempo que esperan a ver la cara de Obra bastante intrigados.

Maxwell: ¡Eso, levántate, el próximo golpe te lo daré mirándote a la ca...! ¡¡¿¿CARAAAA??!!

Pero cuando Obra mira a los Freak, tanto el capitán como los tripulantes quedan lo más sorprendidos que han estado en su vida, con sus ojos casi saliendo de sus cuencas mientras miran el rostro descubierto del Gran Ojo.

Obra sin máscara

Obra resulta ser prácticamente idéntico a Maxwell.

Piratas Freak: ¡¿EEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEH?!

Tepes: ¡Imposible!

Mika: ¡Kyaaaaah, pero esa es...!

Willy: ¡Esa cara...!

Ana: ¡Santo cielo!

Cosmo: ¡¡¡!!!

Maxwell es quien queda más impactado ante el rostro de Obra, con ojos cansados, pelo negro, una cicatriz con forma de X en la mejilla y una gran perilla. En general, el parecido entre él y el Garabateador es indiscutible.

Maxwell: ¡¡¡La madre que me trajo...!!!

Capítulo 657: Maxwell y Obra

Poco a poco, Laura se acerca de nuevo al libro abierto en la cama de Obra, teniendo la necesidad de verlo de nuevo para comprobar que no ha malinterpretado su contenido. El libro resulta ser un álbum de fotos inexplicablemente lleno de imágenes de los Piratas Freak, aunque la Cineasta no recuerda en qué momento han podido sacárselas. Pero lo que más le llama la atención son los ligeros cambios de aspecto que tienen en las imágenes; Mika tiene el patrón de cuadros de su traje con los colores invertidos, Roco tiene el pelo corto y Dan tiene la cabeza cubierta por una larga melena, pero lo que más le llama la atención es verse a sí misma en una de las fotos con el pelo suelto, mirando a la cámara sonriendo.

Laura: ¿Cuándo me he hecho esta foto así...? ¿¿Qué pasa con Obra??

Pero la Cineasta lo descubre cuando ve a Maxwell en una foto grupal con los otros doce miembros, sonriendo alegremente llevando el mismo abrigo que Obra. A su lado tiene a Laura y ambos están cogidos de la mano.

Laura: ¡Vale, esto es más de lo que puedo soportar, tengo que hablar con Obra... el capi... quien quiera que sea!

En ese momento, el sonido de una puerta lejana cerrándose sobresalta a la Cineasta. Pensando que se trata del Gran Ojo, sale de la habitación y corre hacia la entrada a la residencia.

Laura: ¡¡Obraaa, tú y yo tenemos que hablar!!

Pero para su sorpresa, no es Obra quien acaba de entrar en el edificio.

Celia: Hola, Laura.

Laura: ¡...!

La Cineasta queda perpleja al ver a Celia frente a ella, recordando al instante como le tendió una trampa para provocar su muerte a manos de Dorothy.

Laura: ¡Celia...!

Pero la sorpresa pasa a miedo al ver que la músico la mira de forma fulminante mientras sostiene un afilado cuchillo en la mano.

Celia: No, creo que somos tú y yo las que tenemos que hablar.

Laura: ¿Eh, q-qué vas a hacer con ese cuchillo?

Pero en realidad ya sabe la respuesta, poniéndose en guardia mientras lo pregunta.

Celia: El amor de Obra solo puede ser para una de las dos, y creo que es buen momento para dejar claro quién será la afortunada.

Laura: (Ay, madre...)

De vuelta al laboratorio, los Freak quedan totalmente estupefactos ante su descubrimiento acerca de Obra mientras Libra simplemente observa, esperando una orden de su capitán.

Maxwell: ¡E-eres...!

Obra: ¿?

Maxwell: ¡¡MI HERMANO PERDIDO!!

Obra: ... (suspiro) No, no es eso.

Y acto seguido, el Gran Ojo recoge su máscara del suelo y vuelve a ponérsela, ocultando así su rostro de nuevo.

Obra: No quería contaros la verdad hasta que no os reuniera con Laura, pero por lo visto os habéis quedado tan de piedra que tendré que daros una versión resumida.

Y para ello, Obra saca un papelito de papel de su bolsillo y garabatea algo en él para luego dejarlo caer al suelo. Luego, el papelito se convierte en una pequeña pizarra blanca con rotuladores y todo.

Dan: ¡!

Willy: ¡Tiene hasta la misma habilidad!

Roco: ¡Pero eso es imposible, solo hay UNA fruta del diablo de cada en todo el mundo!

Obra: Dejad que os explique por favor.

Roco: Vale, vaale...

Obra: ¿Vosotros creéis en la teoría del Multiverso?

Mika: ¿El qué?

Paul: Habla de la existencia de realidades alternativas, universos paralelos, algo así.

Para tratar de ilustrar su explicación, Obra dibuja una línea vertical en la pizarra.

Obra: Imaginad que esta línea es una serie de sucesos.

Luego, sobre esa línea hace un círculo en el interior del cual escribe "MARINEFORD".

Obra: ¡Los sucesos que llevaron a la Batalla de Marineford!

Piratas Freak: Hmmm...

Obra: Todos sabemos cómo empezó esa batalla, con los Piratas de Barbablanca yendo al rescate de Portgas D. Ace a costa de enfrentarse a la Marine y los Siete Guerreros del Mar.

Piratas Freak: Ahá...

Acto seguido, Obra traza una línea diagonal hacia arriba a la izquierda desde el círculo de Marineford, escribiendo en él "NEW AGE".

Ilustracion de Obra

Obra: Dicho enfrentamiento estuvo bastante reñido, aunque poco a poco, la Marine finalmente se impuso y acabó con la vida de Barbablanca y Puño de Fuego, dando lugar a la Nueva Era de la piratería, obligando a la Marine a reorganizarse a pesar de su victoria... al menos así es como fue en este mundo.

Ana: ¿Eh?

Obra: Pero... ¿y si la cosa no hubiese ido como acabo de narrarlo, y si la guerra hubiese ido de forma distinta, ni que fuera por un poco?

Esto lleva a Obra a dibujar otra línea en diagonal desde el mismo círculo de Marineford pero en la dirección contraria a la del "NEW AGE", pintando un tercer círculo en su extremo y escribiendo en su interior "DARK AGE", aumentando la intriga de los piratas por su historia.

Obra: Vosotros quizá habéis pasado un infiero en vuestra "Nueva Era de la Piratería", pero la era que yo he vivido era una mucho más oscura.

Maxwell: ¿Cómo que más "oscura"?

Obra: Hace ya varios años vi en directo la retransmisión de una Batalla de Marineford que acabó de forma muy distinta a la vuestra. Con el talento estratégico del almirante de la Marine muy por encima del de Barbablanca, la batalla se convirtió rápidamente en una masacre.

Mientras lo explica, Obra recuerda las imágenes que vio en pantalla, con un ejército de lo que parecían ser unidades Pacifista arrasando el campo de batalla obligando a los Piratas de Barbablanca a retroceder mientras los marines y los Guerreros del Mar los apoyaban, concluyendo con la ejecución pública de Portgas D. Ace sin que absolutamente nadie hubiese podido llegar al patíbulo.

Maxwell wtf

¡¿EEEEEEEEEEEEH?!

Obra: Al menos 46 barcos asaltaron Marineford ese día; ninguno regresó.

Dan: Cielos...

Obra: ¡Dicha demostración de poder fue solo el principio, durante los años siguientes, los otros tres emperadores del Nuevo Mundo fueron cayendo uno por uno víctimas de ataques a gran escala que acababan desembocando en guerras en las que islas enteras eran convertidas en páramos!

Maxwell: ¡!

Obra: ¡Maxwell Scribble, yo soy el "Garabateador" que vivió esa alternativa, yo soy TÚ!

Maxwell: ¡¿EEEEEEEEEEEEH?!

Skorup: Siento como si mi cerebro explotara.

Roco: Yep.

Capítulo 658: ¿Qué somos?

Capataz: ¿Seguro que es por aquí?

Coronel: El otro pasillo llevaba a una habitación vacía y el rastro de enemigos derrotados está por aquí, por lo que el capi y los demás deben estar en esa dirección.

Debido a su alto nivel de preocupación e impotencia por quedarse simplemente esperando en el barco a que los piratas volvieran, Capataz y Coronel han decidido adentrarse en Fantasia para ver cómo van las cosas y luego informar al resto de dummies. Gracias a que la alianza venció a los guardias, el dúo llega fácilmente al coliseo, asomando la cabeza para comprobar si es una zona segura. Sin embargo, lo que ven en la arena les hace tener más miedo que antes incluso.

Rodeado de cientos de enemigos fuera de combate, Buck ha sido inmovilizado tras ser atacado por varias máquinas lanzadoras de grilletes, llegando a ser atrapado por varias decenas, las cuales se mantienen firmes en el suelo tirando de las cadenas con las que retienen al pirata, hasta volverle incapaz de dar un paso en dirección hacia Hit, quien le apunta con el arma de su brazo acompañado por varios de sus subordinados.

Hit: Has vencido al 75% de mi escuadrón tú solo, creo que ya has hecho una demostración de poder más que suficiente.

Buck: ¡Soy yo quien decide eso!

Pero el capitán de los Piratas Bucket sigue tratando de romper las cadenas que le retienen. A su vez, Yetijaw ha sido finalmente mandado a volar de una patada por Red, quien ha logrado imponerse en su combate.

Red: ¡Aaaah ah ah ah ah ah ah!

Y dispuesto a darle el golpe final mientras sigue en el suelo, Red salta hacia el comandante pero es atrapado en el aire por las dos mitades de un sarcófago, quedando encerrado en su interior y perdiendo su lanza, mientras varios de los subordinados de Yetijaw le ponen un total de treinta candados.

Soldado: ¡Seeeh, lo tenemos!

Soldados: ¡Jajajajaja!

Pero su risa de victoria es interrumpida por el golpe que da Red en su interior, el cual llega a abollar el sarcófago hacia fuera pero no a romperlo.

Al mismo tiempo, Raizan y Bomba empiezan a estar ya agotados tras su continua oleada de puñetazos hasta que el muchacho falla un golpe.

Raizan: ¡JA!

Esto es aprovechado por el comandante para cogerlo de brazos y piernas y levantarlo del suelo, dejándole totalmente incapaz de moverse.

Bomba: ¡Aaah, no, suelta!

O'Baby: ¡Capitán Bomba!

Sugarcream: ¡Te pillé!

Debido a la bajada de guardia del Niño Grande, el soldado logra aplastarle con su cabeza de payaso gigante y dejarle fuera de combate, para el horror de Bomba.

Bomba: ¡NO!

Frustrado por haber provocado en cierto modo la derrota de su segundo al mando, el Pequeño Gran Pirata empieza a retorcerse con todas sus fuerzas para librarse de Raizan, quien para su sorpresa empieza a sentir dificultad para mantenerle agarrado.

Raizan: ¡¿?!

Bomba: ¡¡AAAAAAAGH!!

Y con un rápido movimiento de brazos y piernas, Bomba finalmente se suelta de las manos del comandante, dejándolo perplejo.

Raizan: ¿¿Eh??

Bomba: ¡¡SMASH!!

Y con un último puñetazo, Bomba finalmente vence a Raizan, mandándolo a la otra punta del coliseo.

Sugarcream: ¡¡!!

Bomba: ¡Woaaaaaaaaaah! ¡Y ahora...!

Sugarcream: ¡Ih...!

Sugarcream palidece ante la mirada que le lanza el muchacho, dispuesto a vengar a su subordinado. Pero antes de poder ir hasta él es atrapado por Zani, quien convierte la mano con la que le coge en una esfera que deja a Bomba, ahora sí, sin poder moverse. El general se encuentra transformado en una especie de calamar gigante, teniendo agarrados además de a Bomba, a un inconsciente Dance Mon y a Creeper, a quien tiene atrapada por su pelo.

Zani: ¡¡¡AAAAATEEEEENCIÓOOOOOOOOOON!!!

El grito de Zani es suficiente para interrumpir la batalla por completo, quedándose todos los presentes en el coliseo, ya sean piratas o soldados de Fantasia, mirándole.

Elvis: ¿?

Spicy: Oh, vaya...

Zani: ¡Piratas invasores, mirad lo que tengo, tres de vuestros líderes, atrapados sin ninguna dificultad por mí!

Madonna: ¡Capitán!

Yamikaze: ¡Señora!

Wendigo: Jeee...

Zani: ¡Y por lo que veo, el resto han sido detenidos también por mis subordinados!

Rake: ¡¡!!

Pink: ¡No es posible...!

Zani: ¡Como os habéis cargado, no sé, al 90% de mis soldados, dejando solo a cuatro parguelas de mi lado, me habéis demostrado que sois fuertes, Y YO RESPETO A LOS FUERTES! ¡Así que solo lo diré UNA vez, tirad vuestras armas, rendios y perdonaré vuestras vidas, las de vuestros líderes incluidas!

Buck: ¡No le hagáis caso!

Pero Hit rápidamente silencia a Buck de un puñetazo, mientras Rake, Yamikaze y los demás miembros de las tripulaciones aliadas se miran entre ellas dudosos. Finalmente, Sophia Star es la primera que da unos pasos hacia delante y tira su rifle al suelo, preocupada por la seguridad de Dance Mon. El resto de piratas la siguen, acabando por tirar sus armas mientras Buck, Bomba y Creeper observan impotentes.

Red (dentro del sarcófago): ¿¿Qué está pasando ahí fuera??

Buck: Tsk... (Garabateador, Kurokage, la operación depende ahora de vosotros).

Zani: ¡Jooojojojojojo, LOS QUE QUEDEN EN PIE, LLEVADLOS A LAS MAZMORRAS!

Soldados: ¡SEEEEEEEEEEEEEEEH!

Coronel observa cómo los piratas son tomados prisioneros mientras Capataz está en el suelo en una postura fetal.

Capataz: ¿¿Qué vamos a hacer ahora...??

Coronel: Tsk... ¡No podemos volver al barco con estas noticias!

Capataz: ¿?

Coronel: ¡Propongo que sigamos a esos guardias a las mazmorras y luego les liberemos!

Capataz: ¡¿EH?! ¡Pero nosotros somos...!

Coronel: ¿¿Quienes salvaron a los jefes de ser apresados esa noche en el Emperor Croc?? ¡Nosotros! ¿¿Quienes ayudamos a los jefes a escapar de las entrañas de un enorme pez de metal?? ¡Nosotros!

Capataz: ¡Anda, pues... tienes razón!

Coronel: ¡Por supuesto que la tengo!

Capataz: ¡SÍ!

Coronel: ¡¡AHORA LEVÁNTATE DEL SUELO Y RESPONDE A MI PREGUNTA!! ¡¿QUÉ SOMOS?!

Capataz: ¡¡¡SOMOS DUMMIES!!!

Capítulo 659: El descabellado plan de Obra

Obra: Ahora ya sabéis quién soy.

Piratas Freak: ...

Dan: ¿Y cómo has llegado a nuestro mundo?

Obra: Llegué a este mundo a través de un fenómeno llamado Niebla Arco Iris.

Amar: ¿La Niebla Arco Iris? ¿Pero eso existe de verdad?

Roco: ¿Qué es eso?

Amar: ¡Una niebla misteriosa que lleva a otra dimensión pero eso solo sale en una novela de fantasía!

Obra: No, Amar, la Niebla Arco Iris es real y desde que llegué mis científicos han estado tratando de imitar sus propiedades para poder controlarla y abrir un portal que me lleve de regreso a casa. Precísamente hoy se ha logrado tal hazaña y el portal está a punto de ser completado.

Maxwell: ¡!

Obra: ¡Pero no puedo volver a mi mundo todavía, no si quiero llevar a cabo mi plan de venganza contra aquellos que me lo quitaron todo y me hicieron perderme en los límites de mi mundo, y para eso creé...!

Obra señala hacia el frasco gigante que tienen debajo.

Obra: ¡...los Ojos del Diablo!

Piratas Freak: ¡¡¡!!!

A medida que habla, Obra se anima cada vez más, a medida que se acerca al clímax de su plan.

Obra: ¡Las diseñé y creé yo mismo combinando mi poder con los conocimientos que logré reunir en mi mundo sobre las frutas del diablo a base de estudio y secuestros de eminencias! ¡Creo que ya habéis visto bien lo que hacen, ya sean frutas paramecia, zoan o logia, los Ojos del Diablo aumentarán su poder temporalmente a niveles insospechados! ¡Norah y mis primeros adquisidores fueron las cobayas perfectas para probar sus efectos, de hecho fue gracias a ellos que descubrí que los ojos son altamente adictivos si se toman varias unidades de golpe, lo cual usaré a mi favor para mi próxima operación!

Ana: (Parece bastante orgulloso de haber creado tal monstruosa droga...)

Tepes: ...

Obra: ¡Con mis nuevas diez millones de unidades, voy a realizar el negocio de mi vida vendiéndolas a los Cuatro Emperadores de este mundo, en especial a Barbanegra y Kaido el de las Bestias, voy a convertir a las tripulaciones más poderosas del mundo en simples adictos a mis ojos, dispuestos a hacer todo lo que les ordene si quieren seguir con sus poderes mejorados!

Rick: (¡Santa madre de Buda!)

Obra: ¡¡Y con uno de los Tres Grandes Poderes completamente bajo mi control, nada me impedirá regresar a mi mundo y arrasarlo hasta que no quede ningún recuerdo de la Era Oscura de la Piratería, encabezaré mi propia "Nueva Era"!!

Maxwell escucha todo esto sin saber cómo reaccionar ante un plan tan desorbitado, mientras que sus compañeros simplemente quedan horrorizados ante él.

Maxwell: ¿Y... por qué nos cuentas todo esto?

Obra: Pues porque...

Pero antes de decirlo, Obra nota un escalofrío.

Obra: ¡!

Maxwell: ¿?

Obra: Laura...

Maxwell: ¿Eh?

Obra: ¡Laura está en peligro!

Maxwell: ¡¿Qué?!

En la residencia de Obra...

Laura: ¡Review Whip!

Laura lanza varias cintas de vídeo desde sus brazos a Celia mientras huye de ella por todo el edificio, pero ella simplemente se deshace de ellas cortándolas con su cuchillo y esquivándolas con sus sobresalientes reflejos.

Celia: ¡No tienes adónde huir!

Laura: ¡Aléjate de mí, psicópata! ¡Guest Star!

Laura dobla una esquina con Celia detrás, pero cuando la segunda gira al otro pasillo, ve delante de ella un Pacifista alzando la mano contra ella.

Celia: ¡¡¡!!!

La músico logra alejarse lo suficiente para no ser alcanzada por la explosión, aunque sí lo es por la onda expansiva, volando hacia el suelo más atrás recibiendo algunas heridas. Luego, el Pacifista desaparece mientras Laura se esfuma por la puerta al final del pasillo.

Celia: ¡Tsk, no mereces el amor de Obra, yo sí, de modo que cuando te mate...!

Celia se levanta del suelo y corre en la dirección en la que se ha ido la Cineasta.

Celia: ¡¡...ME QUERRÁ SOLO A MÍ!!

Capítulo 660: Borrada de la existencia

Utilizando una cuerda atada a un gancho, Kurokage escala la torre para ahorrarse tener que dar vueltas por las escaleras.

Kurokage: (Espero que los Freak estén bien... ¡Agh, cuando vea de nuevo a ese individuo del casco le voy a dar un "nin nin" que se va a quedar que no sabrá ni en qué período de la historia se encuentra!)

Cuando el ninja llega a la altura de la fábrica, ve cómo Obra, Libra y los Freak salen corriendo del edificio y suben las escaleras hacia la residencia superior. Al verles, Kurokage se plantea llamarles, pero al ver que están en compañía del enemigo, quizá en calidad de prisioneros, decide callarse y acercarse a la fábrica. Cuando entra en su interior ve el contador con los 10.000.000 y el frasco lleno de Ojos del Diablo.

Kurokage: ¡Por todos los yokais, he encontrado la fábrica!

El ninja se dispone a sacar su dial de destello pero luego se da cuenta de que está completamente solo en el edificio.

Kurokage: Hmmm... a ver si al final va a resultar que no hace falta llamar a los guardianes, me lo han puesto demasiado fácil... ¡Bah, ya pediré los refuerzos a la hora de la retirada cuando todo esto haya saltado por los aires!

En la residencia, Celia abre la puerta por la que se fue Laura para encontrar el salón lleno de copias de ella.

Lauras: ¡Stars Parade!

Celia: ¡¿Qué... qué es esto?!

Confusa e irritada, Celia ataca a las copias que tiene más cerca, haciéndolas desaparecer nada más cortarlas una por una.

Celia: ¿¿Dóonde estás??

La músico llega incluso a partir por la mitad un sofá en el que estaba sentada una de las Lauras, abriéndose paso por la sala acabando con las demás. Mientras tanto, la verdadera asoma la cabeza por la entrada a la cocina, acercándose lentamente a Celia mientras recupera el aliento tras hacer desaparecer a todos los clones.

Celia: Uf... uf... uf...

Laura: ¡Hah!

Celia: ¿...?

La Cineasta golpea a Celia en la cara con una silla de madera que había apoyada en la pared de la cocina, dándole con tanta fuerza que esta se rompe. Cuando Celia cae al suelo, Laura le quita el cuchillo y lo lanza lejos de ella, para luego sentarse sobre su espalda para luego rodear su cuello con lo que queda de la silla, inmovilizándola.

Laura: ¡Se acabó!

Celia: ¡Tsk...!

En ese momento, la puerta del comedor se abre entrando Obra y compañía.

Obra: ¡¡CELIAAAA!!

Celia: ¡¡¡!!!

Detrás de Obra, los Freak se alegran al ver a su compañera.

Maxwell: ¡¡Laura!!

Laura: ¡¡Maxwell!! ¡¡Chicos!!

La Cineasta suelta a Celia y corre a los brazos de Maxwell mientras los demás se alegran de verla.

Cosmo: ¡Que alegría que estés bien!

Ana: ¡Nos tenías preocupados!

Paul: ¡Je Je Je!

Mika: ¡Te hemos echado de menos!

Maxwell: ¡Jajajajajaja, parece que estabas encargándote perfectamente de esa chica, estoy orgulloso!

Laura: ¡Jejejeje!

Por otro lado, el clima del reencuentro entre Obra y Celia es totalmente frío, con Obra lanzando una mirada fulminante a su músico.

Celia: S-señor Obra...

Obra: ¡¡No me vengas con esas ahora, Celia!! ¡Ninguna excusa hará que perdone esta insolencia, HAS TRATADO DE MATAR A ESA MUJER!

Libra: Eso es un acto de traición en toda regla, y ya sabes lo que les depara a los empleados que traicionan la bandera de los Piratas de Obra.

Celia, aterrada, retrocede hasta quedar acorralada contra la pared, sin otro lugar al que huir.

Celia: Yo solo... yo solo quería vuestro afecto, yo...

Obra: ¡¿Mi afecto?! ¡Ya tenías mi afecto! ¿¿Qué te ha hecho pensar que Laura podría...?? Ooooh... ¡Ooooh, no, por favor!

Y ante el tono de asco que usa Obra cuando descubre los auténticos sentimientos de Celia hacia él, la músico acaba rompiendo en llanto.

Obra: ¿¿De verdad creías que llegaríamos a algo tú y yo?? ¡Pensé que tenías claro tu propósito cuando te creé, tu único propósito era deleitarme con tu música, nada más, y viendo que ya no podrás llevarlo a cabo ya no me eres útil, una verdadera lástima!

Celia: ¡No, por favor, tenga piedad!

Obra: ¡¡TE VOY A BORRAR DE LA EXISTENCIA!!

Piratas Freak: ¡¡¡!!!

Libra: ...

Obra: ¡¡Erase!!

Y de un manotazo, el Gran Ojo manda a Celia al otro lado del salón, dándose contra la pared. Sin embargo, esto le confunde.

Obra: ¿Qué?

Laura: ¿?

Roco: Vale ¿qué se supone que debía ocurrir?

Libra: No es posible...

Obra: ¡...!

Y tras mirar sus manos un momento, Obra se acerca de nuevo a Celia y pone una de ellas en su frente.

Obra: ¡¡¡EERASE!!!

Celia: ¡¡¡¡!!!!

Pero de nuevo, no ocurre nada.

Maxwell: ¿"Erase"?

Obra: Qué. Has. Hecho. Celia.

A lo que la músico se levanta poco a poco del suelo para tratar de explicarse.

Celia: Para que usted y yo... pudiéramos estar juntos -snif- le p-pedí al señor Sykes... que me hiciese humana.

Obra: ¡¡¡...!!!

Libra: ¡¿?!

Piratas Freak: ¿?

Obra: ... Está bien ¿quieres ser humana? perfecto, pues.

BANG

Y con una pistola creada a partir de un papelito sacado de su bolsillo, Obra dispara a Celia en el estómago.

Obra: Pero tendrás que morir como tal.

Laura se lleva las manos a la boca mientras Maxwell la abraza más fuerte del susto y los demás piratas muestran su sobresalto mientras Celia cae de nuevo al suelo, esta vez para no levantarse mientras el Gran Ojo observa junto al humo que sale del cañón de su pistola.

Capítulo 661: Cerca

Después del incidente de Celia, su cuerpo es mandado a incinerar por Obra, quien luego se marcha de la residencia para pedirle explicaciones a Sykes sobre su trato con ella, dejando a los Freak en compañía de Libra hasta su regreso. Para hacer la espera más llevadera, el jefe de servicio ofrece diversas bebidas a los piratas mientras estos ponen al día a Laura sobre la historia que Obra les ha contado.

Libra: Supongo que el episodio de ahora os habrá dejado algo confusos.

A lo que los trece piratas asienten con la cabeza.

Libra: Ya... es natural. Veréis, a excepción del señor Sykes, todos los empleados de Fantasia y de los Piratas de Obra. son seres creados por el señor Obra con el simple propósito de aliviar su soledad.

Maxwell: ¡!

Laura: ¿Y tú?

Libra: Yo fui diseñado para ser uno de los pesos pesados de la tripulación, el señor Obra me hizo incluso capaz de imitar el funcionamiento de las frutas del diablo tipo logia, un funcionamiento que, la verdad, no termino de comprender...

Libra comenta esto mirando su mano convertida en gas negro.

Laura: ¿Entonces dices que Sykes es el único habitante de Fantasia que realmente es humano?

Libra: Sí, Sykes y el señor Obra se conocieron antes de la construcción de Fantasia y han sido socios desde entonces. De hecho, todo lo que hemos conseguido hasta ahora ha sido en parte gracias al poder de su fruta del diablo.

Cosmo: ¿La de Sykes? ¿Que tiene una?

Libra: Sykes comió la fruta Yaku Yaku, con la que puede convertir en realidad los tratos que haga con otras personas, una vez que él y la persona con quien trata firman el contrato, este se vuelve realidad e indestructible hasta que se cumplen todas las condiciones estipuladas. Yo era consciente de que podía hacer verdaderos prodigios con esa habilidad, pero no esperaba que pudiese convertir a Celia en humana...

Laura: ... A todo esto, tengo una pregunta... ¿por qué Obra se ha tomado la molestia de traernos a todos aquí y contarnos su plan, qué tiene pensado para nosotros?

Libra: No lo sé, pero sea lo que sea quiere teneros cerca.

Roco: (Pues ya me contarás como llevamos a cabo el plan con Obra vigilando...)

Tepes: (Esto no me gusta.)

Mientras tanto, Capataz y Coronel siguen el camino por el que la alianza ha sido llevada hacia las mazmorras cuando se encuentran con una bifurcación, con unas escaleras de subida por un lado y otras de bajada por el otro.

Capataz: ¿Por dónde ahora?

Coronel: ¡Yo iré por las de subida, tú ve por las de bajada!

Capataz: ¡De acuerdo!

Al mismo tiempo, los piratas son encerrados en un enorme calabozo, lo bastante grande como para caber las cinco tripulaciones prisioneras. Zani habla con ellos a través de los barrotes

Zani: ¡Bueeeno, pues creo que ya está, he de remarcar que me habéis impresionado, dejando para el arrastre a dos de mis comandantes y acabado con casi todo mi ejército, me caéis bien!

Buck: ¡Espera a que salgamos de esta celda, ya verás como terminamos el trabajo!

Zani: ¡Jojojojojo, espero impaciente!

Y dicho esto, el general se marcha, dejando a los piratas solos.

Elvis: ¿Y ahora qué?

Yellow: ¡WOAAAH!

Con su brazo recubierto con busoshoku haki, Yellow da un fuerte puñetazo a la puerta tratando de derribarla, pero antes siquiera golpearla, el suelo delante de ella se abre sacando un enorme mazo que intercepta el golpe y acto seguido lo manda a volar al fondo de la celda.

Blue: ¡Yellow!

Yamikaze: ¿Qué medida de seguridad es esa?

Creeper: ¿A ver? ¡Kojogami!

Pero de nuevo, las enredaderas de Creeper son detenidas por el mazo, el cual parece ser capaz de detectar ataques contra la puerta y de bloquearlos.

Creeper: Tsk...

Bomba: ¿Y ahora qué hacemos?

Buck: No está todo perdido, ellos pueden creer que nosotros hemos sido capturados, pero el Garabateador y Kurokage siguen ahí fuera, conseguirán mover la balanza a nuestro favor.

Oyendo esto, Red ríe dentro del sarcófago.

En la fábrica de Ojos del Diablo, Kurokage acaba de recubrir el frasco que los almacena de explosivos que llevaba escondidos dentro de su kimono, además de poner algunos más en la mesa de control y en otras partes del edificio. Acto seguido vuelve a la entrada, disponiéndose a prender la mecha.

Kurokage: Seeeh, misión cumplida.

Pero cuando va a sacar una cerilla, Gustav y su equipo vuelven a la fábrica por el laboratorio.

Gustav: ¡Ya hemos completado el portal, AH!

Kurokage: ¡...!

Gustav: ¡...!

Kurokage: ¡...!

Gustav: ¡...!

Kurokage: ¡...!

Gustav mira perplejo al ninja y luego a los explosivos que hay repartidos por todas partes.

Gustav: ¿Y tú quién eres?

Kurokage: ¡Shuriken Estrella!

Rápidamente, el Guerrero de Nombre Reduntante lanza al científico varias de sus estrellas ninja, atravesándole la capa mientras los demás científicos se ponen a cubierto. Sin embargo, estas simplemente pasan a través de su capa sin hacerle ningún daño a él.

Kurokage: ¡Imposible!

Gustav: Ya veo... ¡Has apuntado a donde no debías, insensato!

Viendo que la situación se le escapa de las manos, Kurokage rápidamente enciende una cerilla, pero uno de los científicos hace que la pierda disparándole con una Flintlock.

Kurokage: ¡Agh!

Al mismo tiempo, Gustav le apunta también con su cañón de Niebla Arco Iris.

Gustav: ¡Me aseguraré de que lamentes el día en que decidiste poner un pie en este lugar!

Capítulo 662: La sala de máquinas

Obra: ¿¿En qué estabas pensando, cómo se te ocurre permitir la creación de semejante abominación??

Sykes: A ver, ella vino a pedirme ayuda y bueno, la ayudé...

Obra se encuentra en la residencia de Sykes pidiéndole explicaciones acerca de Celia, con el asesor tratando de calmarle.

Sykes: ¡Mira, lamento si mi último contrato ha causado problemas pero yo también tengo objetivos, y esos son fortalecerme lo más posible con mis cláusulas de forma que pueda sobrevivir a la guerra a la que nos estamos dirigiendo!

Obra: Tsk... da gracias a que nadie ha resultado herido... por cierto, hemos llegado a los diez millones de ojos esperados y el portal de Niebla Arco Iris está casi listo.

Sykes: ¡Bien!

Obra: También he recibido un aviso de Zani de que la Alianza de los Siete Magníficos ha sido capturada, salvo los Piratas Freak, a quienes tengo en mi residencia.

Sykes: ¡¿Eh?! (¡Maldita sea, Candy!) ¿Yyy cómo son?

Obra: ¡Fantásticos, tenerlos delante ha sido como si hubiera recuperado a los míos!

Sykes: Bueno... ¿y ahora... el plan sigue como teníamos establecido?

Obra: ¿Por qué lo preguntas?

Sykes: No, por nada...

Obra: El plan sigue su curso, empezaré a organizar encuentros con los Cuatro Emperadores para llevar a cabo las ventas...

A lo que Obra se dispone a salir de la residencia para volver a la suya.

Obra: ¡Ah, y Sykes!

Sykes: ¿Sí...?

Obra: A partir de ahora consultarás conmigo todos los contratos que quieras hacer con los empleados de Fantasia, sin excepción.

Sykes: ¡Ah, sí, sí, sí, sí, por supuesto, señor!

El asesor hace una reverencia a Obra hasta que este cierra la puerta, cambiando luego su expresión sonriente y servicial a una de frustración.

Sykes: ¡Agh, menos mal que ya está todo listo, tenía miedo de que los Freak encontraran a Obra antes de haber alcanzado el objetivo, ese hombre es tan sentimental que es capaz de echarlo todo a perder solo con que se lo pidan poniéndole ojitos!

Acto seguido, el asesor coge un globo del interior de un cajón y lo infla, atándolo luego a un den den mushi con una cuerda y mandándolo a volar por la ventana hacia la residencia de Obra.

Sykes: ¡Vuela, den den mushi de vigilancia, necesito ver qué se dicen Obra y esos entrometidos, si el plan para convertirme en el hombre más rico del mundo amenaza con desviarse, yo mismo me encargaré de redirigirlo! ¡¡Los Piratas de Obra deben alcanzar el éxito!!

Mientras tanto, Coronel llega a los calabozos, consistentes en un pasillo largo lleno de armaduras firmemente posicionadas a un lado con la celda donde están encerrados los piratas al otro.

Coronel: ¡Allí están!

Madonna: ¿?

Buck: ¿Quién...?

Shovel: ¡Es uno de los subordinados del Garabateador!

Coronel: ¡Qué bien que os he encontrado! ¿Estás todos aquí?

Creeper: Sí, estamos todos.

Coronel: ¡Bien, voy a sacaros de aquí!

El dummy se dispone a derribar la puerta pero solo consigue darse de morros contra ella sin provocarle siquiera una abolladura.

Coronel: ¡Ugh!

Rake: No sé si vas a poder derribar esa puerta a base de fuerza bruta...

Coronel: Hmmm...

Elvis: ¡Si al menos hubiera alguna forma de hacer que el capitán Dance Mon recupere la consciencia al menos podría romper los barrotes que hay junto a ella!

Coronel: Tsk...

En ese momento, Coronel se fija en las lanzas que llevan las armaduras y luego en la cerradura de la puerta, lo que le da una idea.

Por otro lado, Capataz llega bajando sus escaleras a una sala enorme llena de engranajes y máquinas de gran tamaño funcionando. Contra la pared hay una especie de consola frente a una amplia pantalla con la silueta de Fantasia en medio de un eje de coordenadas, totalmente perpendicular al eje horizontal y tocando el eje vertical.

Capataz: ¿Oh?

El dummy acaba por adentrarse en la sala de máquinas para ver mejor la pantalla, por si acaso puede acceder a un plano de la fortaleza desde ahí. A su vez, observa los engranajes que giran sin parar.

Capataz: Hmmm, esto debe ser el lugar que hace que Fantasia permanezca en pie... ¿No hay un encargado? qué poco cuidado está esto...

Cuando llega a la consola, Capataz se queda mirando la pantalla, contemplando la forma de Fantasia de abajo.

Hit: ¿¿Quién anda ahí??

Capataz: ¡¡!!

Cuando el dummy se gira hacia la dirección de la que viene la voz, ve a Kogg Hit mirándole mientras cierra la puerta con pestillo, de forma que no pueda salir fácilmente. Al mismo tiempo, convierte su brazo en un cañón.

Hit: Parece que no los arrestamos a todos en el coliseo...

Capataz: ¡Ay, la marabunta!

Hit: ¡No te muevas!

Pero Capataz ya hace rato que ha salido corriendo a ocultarse entre las máquinas, dejando al comandante sin más remedio que ir a buscarle.

Capítulo 663: Kurokage vs Gustav

Utilizando su poder para crearse unas alas, Obra vuela rápidamente a su residencia para retomar su charla con los Freak, sobrevolando la fábrica de Ojos del Diablo. Antes de entrar en la casa, el Gran Ojo se percata que el horizonte ha sido cubierto completamente de Niebla Arco Iris.

Obra: Excelente.

Pero el hecho de ir directamente desde la residencia de Sykes a la suya le hace ignorar que en su interior Gustav está enfrentándose al escurridizo Kurokage, quien ha derrotado fácilmente a su equipo de científicos.

Kurokage: ¡Técnica de la aparición repentina!

El último de ellos es dejado K.O cuando la Sombra de Verano aparece detrás de él con una nube de humo y le golpea en la nuca.

Científico: ¡Ñgh!

Gustav: ¡¡Ahí estás!!

El jefe de científicos dispara a Kurokage con su cañón de Niebla Arco Iris, pero él lo evita corriendo alrededor de toda la sala tan rápido que logra hacerlo incluso por las paredes.

Gustav: ¡Te voy a mandar al olvido!

Kurokage: ¡Técnica de liberación de humo!

Pero de nuevo, Kurokage se esfuma en otra humareda, poniendo en guardia a Gustav.

Gustav: ¡Tsk... malditos ninjas, sois tan pesados como pensaba! ¿¿Es que nunca os quedáis quietos??

De repente, otra nube de humo aparece detrás de Gustav, alarmándole.

Gustav: ¡¡Ih!!

Kurokage: ¡¡Técnica del corta-cerezos!!

Y con un rápido movimiento, Kurokage sale de su interior para realizar un corte horizontal a la altura del torso de Gustav, rompiendo su capa en consecuencia.

Gustav: ¡¡¡!!!

Kurokage: ¡Nin nin!

Pero en lugar de retorcerse de dolor, el científico simplemente sonríe para luego reír.

Gustav: ¡Wofofofofofofofo!

Kurokage: ¿Eh? ¿Qué pasa? ¿Te ha hecho cosquillas mi ataque o...?

El ninja queda sin habla cuando se da la vuelta hacia su enemigo. Al principio no lo había visto, pero ahora que le ha roto la capa puede ver con toda claridad que Gustav no tiene cuerpo, siendo solo una pequeña plataforma voladora con su cabeza encima y acompañada por sus brazos flotantes.

Kurokage: ¡¡POR TODOS LOS YOKAIS!!

Gustav: ¡Te lo advertí, no apuntas donde debes, y ahora te convertiré en el primer sujeto de pruebas de la eficacia de mi Niebla Arco Iris! ¡Rainbow Blast!

Kurokage esquiva por los pelos la bola de niebla que Gustav le dispara. Aunque no sabe exactamente lo que es, si lo utiliza como arma contra él no puede ser nada bueno.

Finalmente, harto de la velocidad de Kurokage, Gustav saca lo que parece ser un mando y pulsa el botón de hay en él. Esto hace aparecer varios brazos mecánicos desde la pared que se lanzan a por el ninja como si fueran los téntáculos de un Kraken.

Kurokage: ¡Ah!

Aun así, sus reflejos son suficientes como para esquivar los primeros que vienen hacia él para luego subirse de un salto encima de otro, deslizándose sobre él mientras corta otros varios con sus estrellas ninja. Sin embargo, finalmente es atrapado por brazos y piernas por ellos y sostenido sobre el frasco gigante a merced de Gustav.

Gustav: ¡Wofofofofofofo, te tengo!

Kurokage: ¡...!

Y con la victoria en la palma de la mano, Gustav le apunta de nuevo con su cañón de Niebla Arco Iris.

Gustav: ¡No te preocupes, este artefacto no te matará, sino que te enviará a un mundo desconocido sin nada más que restos de barcos, sin comida ni agua potable!

Kurokage: ¿¿Eh??

Gustav: Ahora que lo pienso, mi artefacto sí será en parte responsable de que mueras de hambre y sed... ¡Pero bueno, eso da igual wofofofofofo!

Y tras poner el medidor a máxima potencia, el jefe de científicos abre fuego.

Gustav: ¡Road to Oblivion!

Kurokage es cubierto por la niebla del cañón de Gustav como si hubiese sido víctima de un lanzallamas, quedando toda la cúpula de la fábrica llena de Niebla Arco Iris.

Gustav: Je, en fin... será mejor que desmonte de una vez el sistema de petardos que hay alrededor del frasco antes de que suframos un accidente.

Kurokage: ¡Arte ninja: técnica de clones!

Gustav: ¡¿Ah?!

En ese momento, varias nubes de humo se forman alrededor de Gustav, saliendo de cada una un ninja, habiendo un total de veinte Kurokages a punto de atacar a Gustav con sus Wakizashi.

Gustav: ¡¿Cómo, cómo has escapado de la niebla?!

Kurokages: ¡Apuntaste a lo que no debías!

Gustav: ¿¿¿EEEEEEEEEEEEEH???


Gustav: ¡Road to Oblivion!

Pero antes de ser alcanzado por el ataque, Kurokage logra escapar de los brazos mecánicos cambiando su puesto por el de un tocón de madera.


Gustav: ¡IMPOSIBLE!

Kurokage: ¡Y ahora arte ninja: TÉCNICA DE LOS VEINTE CORTA-CEREZOS!

Y así, los veinte Kurokages atacan a Gustav en la cara con sus cuchillos, dejándole cada uno una cicatriz en la cara. Justo después, Gustav cae al suelo junto a su cañón, totalmente fuera de combate.

Luego, los veinte Kurokages se juntan de nuevo en uno solo, quien se queda mirando unos segundos el cañón de Gustav para luego volver de nuevo a la preparación de la bomba. Pero cuando vuelve a donde dejó el inicio de la mecha, el Guerrero de Nombre Redundante se da cuenta de algo muy importante: a pesar de haber ejecutado la técnica de sustitución, sigue con la ropa puesta.

Kurokage: ¡Mi ropa está en su sitio! ¡¡Seeeeeh, soy todo un maestro!!

Capítulo 664: Sin relación

Obra: En fin ¿por dónde íbamos?

Obra ha vuelto a su residencia, reuniéndose con los Freak en su salón para continuar con la conversación que habían empezado en la fábrica.

Maxwell: Creo que cuando ibas a decirnos por qué nos habías contado tu "malvado plan".

Obra: ¡Aaah, sí, es verdad! En cuanto a mi proyecto de sumir a los Cuatro Emperadores a mi voluntad y conquistar mi mundo... ¡Piratas Freak, uníos a mí!

Piratas Freak: ¡¡¿¿EEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEEH??!!

Dan: ¡¿Colaborar en esto?!

Paul: ¡WowowowoWOW!

Laura: ¡¿Estás mal de la cabeza?!

Obra queda bastante sorprendido ante la aparente negativa de los Freak.

Obra: ¿N-no os gusta el plan?

Piratas Freak: ¡CLARO QUE NO!

Dan: Lo que planeas hacer es una barbaridad.

Amar: Como médico, no puedo aprobar tal proyecto y mucho menos colaborar en él.

Maxwell: Me considero un hombre maquinador pero esto me supera.

Obra: ¡P-pero... volveríamos a ir todos juntos, como en los viejos tiempos!

Libra: ¿?

Piratas Freak: ¿?

Obra: Oh...

Laura: Obra... lo siento, pero entre tú y nosotros no ha habido "viejos tiempos"... no somos la tripulación que tuviste en tu mundo y que por lo que sea ya no la tienes.

Obra: Pero...

Laura: Y déjame preguntarte una cosa más ¿tu tripulación original lo aprobaría?

Esa pregunta se clava directamente en el pecho del Gran Ojo, quien queda sin saber qué contestar. Mientras tanto, Sykes observa la conversación por la ventana a través del den den mushi de vigilancia que mandó volando allí, y no parece gustarle lo que ve.

Sykes: ¡¡No, no, no, no, NO, se está ablandando!!

¡BOOOOOOOOOOM!

Pero de repente el sonido de una potente explosión interrumpe la conversación, alarmando tanto a los Freak como a Obra y Libra.

Obra: ¿Qué ha sido eso?

Libra: ¿¡...!?

Obra: ¡¡La fábrica!!

Bajo la residencia, el interior de la fábrica arde después de que Kurokage hiciese explotar su interior, incluido el frasco gigante y los diez millones de Ojos del Diablo dentro de él, mientras el ninja sale corriendo del edifico alejándose de la zona de la explosión.

Kurokage: ¡¡Síiii, lo logré, la fábrica de Ojos del Diablo es historia!!

Obra, Libra y los Freak ven el edificio ardiendo desde la plataforma del gigante dorado, con los dos primeros horrorizados al ver destruido el trabajo de cinco años, hasta el punto de que Obra cae de rodillas al suelo.

Obra: No...

Libra: ¿Cómo han podido llegar a la fábrica los invasores? ¡Se suponía que estaban todos... oh, cielos!

Obra: ¿?

Libra se rápidamente se asoma al borde de la plataforma para buscar a Kurokage por las escaleras de más abajo, deduciendo que solo él ha podido entrar en la fábrica y, de alguna forma, destruirla. Cuando le ve contemplando el incendio con los puños levantados, el jefe de servicio se convierte en gas negro y vuela rápidamente hacia él, reformándose delante del ninja en las escaleras que van hacia abajo, bloqueándole el paso.

Kurokage: ¡Ah!

Libra: ¡Pagarás cara tu insolencia!

Amar: ¡Jigoku no Kurokaen!

Pero cuando Libra se dispone a atacarle, Amar aparece rápidamente entre ambos y le ataca con sus cimitarras recubiertas con busoshoku haki, obligándole a retroceder.

Libra: ¡!

Kurokage: ¡Eeey, llega la caballería!

Libra: Hágase a un lado, señor Amar.

Amar: ¡Oblígame!

Obra observa la confrontación desde la plataforma, cada vez más desorientado.

Obra: ¿Quién es ese ninja, quién...? ¡¿Vosotros sabíais algo de esto?!

Willy: Venía con nosotros pero Libra lo mandó a volar de un golpe... y parece que se ha recuperado más rápido de lo que pensaba.

Skorup: ¡Jakakaka!

Laura: ¡Con esto hemos cumplido nuestra misión!

Obra: ¿?

Maxwell: ¡No sé si lo recuerdas, pero en este mundo los Piratas Freak somos miembros de la Alianza de los Siete Magníficos, cuyo propósito es acabar con el negocio de los Ojos del Diablo!

Cosmo: ¡Y ahora tu fábrica se ha ido al garete!

Roco: ¡Kaboooom!

En ese momento, Obra se da cuenta de que tienen razón. Sus ganas de conocerles le habían cegado, considerando enemigos solo a las otras seis tripulaciones que les acompañaban.

Obra: Eso es algo que pienso corregir.

Piratas: ¿?

El Gran Ojo mete ambas manos en sus bolsillos y de ellos saca dos pequeños trozos de papel, los cuales transforma en espadas roperas, poniéndose después en guardia contra los Freak.

Obra: Os habéis atrevido a burlaros de mí... ¡VOY A TENER QUE MOSTRAROS DISCIPLINA!

Obra se lanza a por los Freak con sus dos espadas pero es interceptado por Maxwell y su Inkuhato. La colisión entre dichas armas genera una fuerte onda expansiva con la adición de chispas negras, obligando al resto de los Freak a mantenerse firmes en el suelo para no salir disparados.

Maxwell: ¡¡YA TE LO HEMOS DICHO, TÚ NO TIENES NADA QUE VER CON NOSOTROS!!

Mientras, Sykes observa lo ocurrido desde su residencia, sonriendo al ver que Obra ha recuperado su faceta desinteresada del mundo.

Capítulo 665: Ape's Concert

Capataz ha sido acorralado por Hit contra la mesa de mandos de la sala de máquinas, con el comandante de los Piratas de Obra acercándose a él crujiéndose los nudillos.

Capataz: ¡Ay madre...!

Hit: Creo que ya se te acaban los escondites, renacuajo.

Capataz: (¡Ay madre, ay madre...!)

Hit: ¡¡Te garantizo que no notarás dolor, no tendrás tiempo para ello!!

Capataz: ¡¡¡WOAAAAAAAAAAAH!!!

Cuando Hit levanta el puño para golpear a Capataz en la cabeza, este, presa del pánico, sale corriendo pies para qué os quiero directo hacia la puerta, llegando a atravesarla dejando un agujero con su silueta. Sin embargo, Hit no tiene tiempo de detener el golpe y termina dándole a la mesa, concretamente a uno de los botones, pulsándolo y luego rompiéndolo.

Hit: ¡¡!!

BEEEP BEEEP BEEEP BEEEP BEEEP BEEEP BEEEP

Hit: ¡NO...!

Debajo de Fantasia, los motores que mantienen la fortaleza sobre el cielo empiezan a acelerar su funcionamiento mientras Hit, desesperado, intenta corregir su error llevando a cabo los protocolos correspondientes, pero el debido a su golpe gran parte de los mandos no responden.

Hit: ¡No, no, no, no, AÚN NO ES EL MOMENTO!

En ese momento, Fantasia recibe una sacudida que llega a desequilibrar a todos los que hay en su interior e incluso a hacer caer a algunos al suelo.

Elvis: ¡EPA!

Bomba: ¿Qué ha sido eso?

Coronel: ¿Qué demonios...?

Zani: ¡Agh, qué culada! ¡¿Qué está haciendo Hit en la sala de máquinas?! ¡cualquiera diría que nos estamos moviendo! ... NO NOS ESTAMOS MOVIENDO ¿VERDAD?

Roco: ¡Terremoto!

Rick: ¡Que no cunda el pánico, hay que evacuar este sitio pero solo por las escaleras, de forma ordenada!

Maxwell: ¡¿...?!

Obra: ¡No es posible...!

Pero sí, Fantasia se está moviendo, llevándose consigo incluso el puerto con todos los barcos amarrados, directo hacia la Niebla Arco Iris.

Viendo que la mesa de mandos ya no funciona, Hit decide interrumpir la operación directamente cortando los cables, arrancando la placa exterior de la mesa para poder acceder al cableado.

Mientras tanto, Obra y los Freak contemplan abrumados como la niebla se acerca a ellos, sin ningún lugar al que huir.

Cosmo: ¡Agarraos, esto podría ser movido!

Obra: Para nada...

Kurokage: ¡Por todos los yokais!

Libra: ¡...!

Y así, Fantasia empieza a adentrarse al interior de la niebla, siendo poco a poco cubierta por ella.

Hit: ¡AQUÍ ESTÁN!

Hasta que finalmente Hit logra desconectar los cables necesarios para detener los motores.

Hay un silencio sepulcral, sin nada más que niebla adonde alcanza la vista, Maxwell esperaba recibir alguna turbulencia pero resulta estar en el mismo lugar que cuando de adentraron en ella. Cuando acerca un poco más la vistahacia el horizonte, empieza a vislumbrar agua más adelante, seguida de los restos de lo que podrían ser cientos de barcos.

Maxwell: ¿?

Cuando el Garabateador mira detrás de él, ve a Laura, Cosmo y detrás de ellos la Niebla Arco Iris, como si una mitad de Fantasia se hubiese quedado fuera.

Hit: Uf... por los pelos...

Maxwell: ¿Dónde estamos...?

Rick: ¿Capi?

Ana: ¡Capi, Laura, Cosmo!

El resto de los Freak hacen acto de presencia desde el interior de la niebla, quedando alucinados con el nuevo paisaje.

Paul: Haaalaa...

Willy: ¿Y esto? ¡parece un cementerio de barcos!

Obra: Así es.

Obra observa el lugar con sus dos espadas aún en las manos, al mismo tiempo que varios de sus subordinados desde diversas partes de la fortaleza, la cual ha quedado semi-introducida en la Niebla Arco Iris, con una mitad aún en el exterior, correspondiente a la entrada y el muelle, entre otras, y la otra en este nuevo mundo consistente en un cementerio sin fin de barcos.

Obra: La dimensión tras la Niebla Arco Iris y el nexo entre todas las demás: Ape's Concert.

TO BE CONTINUED
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.